Castigarán hasta con 5 años de cárcel a quien participe en peleas de perros | Cultura Colectiva - Cultura Colectiva

Reciente

Castigarán hasta con 5 años de cárcel a quien participe en peleas de perros

Los legisladores mexicanos de la Cámara de Diputados y la Cámara de Senadores convirtieron al 25 de abril en un día donde se aprobaron dos dictámenes para modificar leyes a favor de la protección de los animales. Por un lado, en la cámara alta, una que castiga con cárcel a quien participe en peleas de […]



Los legisladores mexicanos de la Cámara de Diputados y la Cámara de Senadores convirtieron al 25 de abril en un día donde se aprobaron dos dictámenes para modificar leyes a favor de la protección de los animales. Por un lado, en la cámara alta, una que castiga con cárcel a quien participe en peleas de perros, y en el otro, los diputados avalaron el dictamen que prohíbe la operación de delfinarios en el país.

Los senadores de la república aprobaron por unanimidad una reforma al artículo 419 bis del Código Penal Federal para poder añadir un apartado en el cual se establecen sanciones severas a aquellas personas que críen perros con el objetivo de hacerlos participar en peleas clandestinas.

También se sancionará a las personas que compren o vendan a perros entrenados para pelear, a quienes participen de algún modo en esta práctica clandestina; de igual forma, las personas que sean responsables de hacer que menores de edad asistan o sean testigos de algún espectáculo involucrado con peleas de perros serán penados.

carcel a quien participe en peleas de perros

*Vía: Sipse.

“Durante mucho tiempo los perros han sufrido y la sociedad se ha deteriorado porque las peleas de perros y el círculo criminal que las rodean no habían sido penalizados en el sistema legal mexicano”, expresó ante los senadores Anton Aguilar, director ejecutivo de la organización animalista Humane Society International de México. “Esos días se terminaron, las peleas de perros son una actividad criminal en México y ahora cualquier persona que participe o que apoye este espectáculo cruel podría enfrentar serias consecuencias bajo la ley”.

Los castigos aprobados por los senadores van desde los seis meses hasta los cinco años de prisión, además de una multa económica de hasta dos mil días de unidad de cuenta, es decir, la medida que se utiliza para sustituir a los salarios mínimos en cuestión de multas económicas; en el caso de que los responsables sean servidores públicos, las sanciones se incrementarán un 50 por ciento, es decir, podrían pasar hasta siete años y medio en prisión.

Esta iniciativa fue presentada por el coordinador del Partido Verde Ecologista de México, Carlos Alberto Puente, quien antes de proceder a la votación dijo ante los senadores que las peleas de perros es una actividad que debe detenerse porque son conductas humanas que rayan en el salvajismo; además recordó que parte de la responsabilidad que tenemos todos los seres humanos es la de cuidar y proteger la vida de los animales.

Desde finales de noviembre del 2016, el Senado aprobó una reforma en la cual se obligaba a los gobiernos federal, estatales y municipales hacer lo necesario para garantizar un trato digno hacia los perros, lo cual incluía la prohibición de las peleas de perros. Fue hasta ahora que se agregó la cuestión de sanciones penales para los responsables.
El dictamen fue turnado al poder ejecutivo para que lo revise y se promulgue; será hasta que la reforma sea publicada en el Diario Oficial de la Federación cuando entre en vigor.

Por otro lado, en la Cámara de Diputados se aprobó con 242 votos a favor y 190 en contra el proyecto que pretende reformar el cuarto párrafo del artículo 60 bis de la Ley General de Vida Silvestre para prohibir el uso de mamíferos marinos en cualquier tipo de espectáculo para el entretenimiento humanos ya sea en establecimientos fijos o itinerantes.

cárcel a quien participe en peleas de perros

*Vía: Plante Azul.

Esta reforma prohíbe que ballenas, delfines y manatíes participen en cualquier actividad manejada por humanos que no sea la investigación orientada a su conservación, realizadas por instituciones de educación superior acreditadas.

Sin embargo, la reforma fue criticada por organizaciones ambientalistas y animalistas, pues en los artículos transitorios se establece que los animales que ya están en cautiverio podrán seguir en esa condición, siempre y cuando se garantice su integridad física y salud.

Las personas que son dueñas de este tipo de animales tendrán 12 meses a partir de la promulgación de esta reforma para presentarle a las autoridades federales su plan y método de acción que garantice la buena vida de los delfines y otros mamíferos acuáticos comúnmente utilizados para el entretenimiento humano.

*

Podría interesarte:

Los perros robados en la Ciudad de México terminan en peleas clandestinas.

Canadá prohibirá perros de raza pitbull.

En Quintana Roo están masacrando a los perros callejeros.





Comenta