Formas para visitar el país más insólito del mundo | Cultura Colectiva - Cultura Colectiva Formas para visitar el país más insólito del mundo | Cultura Colectiva

Reciente

Formas para visitar el país más insólito del mundo

Mientras sus habitantes disfrutan de los servicios de luz, agua y gas completamente gratis, sus escasos visitantes se topan con la puerta al infierno en el desierto. Así de extraño es uno de los destinos más insólitos, exclusivos y surrealistas del planeta: Turkmenistán. El Pozo de Darvaza –una antigua prospección de gas ubicada en el desierto […]



Mientras sus habitantes disfrutan de los servicios de luz, agua y gas completamente gratis, sus escasos visitantes se topan con la puerta al infierno en el desierto. Así de extraño es uno de los destinos más insólitos, exclusivos y surrealistas del planeta: Turkmenistán. El Pozo de Darvaza –una antigua prospección de gas ubicada en el desierto de Karakum– les hace creer a los pocos turistas que logran entrar al país asiático, que la tierra está por tragárselos para derretirlos en una masa de lava, fuego y gases.

como viajar a turkmenistan

viajar a turkmenistan darvaza-w636-h600

Sorprendentemente, este espectacular cráter –mismo que no deja de arder desde 1971– no es la única extraña e inverosímil atracción en Turkmenistán. Este lugar es más conocido por todos los récords Guinness que ha ganado, que por su ubicación en el mapa. Situado en Asia Central, un territorio sin salida al mar por su ubicación, este sitio alberga el conjunto de fuentes más grande del mundo y también es la ciudad con más edificios de mármol blanco de la Tierra. 

Además de sus raras características arquitectónicas, Turkmenistán es famoso por el derroche que su gobierno hace en extravagancias. Por un lado están los 4.5 millones de metros cuadrados de mármol blanco que recorren el país, pero por otro se encuentran las estaciones balnearias entre el desierto y el Mar Caspio. Tomando en cuenta que este territorio posee la cuarta reserva más grande de gas y petróleo, sus paisajes surrealistas conformados por la aridez del desierto y el blanco de sus edificios no parecen más que un capricho del Estado. 

viajar a turkmenistan bola -w636-h600

viajar a turkmenistan lujo -w636-h600

Por todas estas razones Turkmenistán se ha convertido en el país más insólito del mundo, pero también en el más complejo de visitar. Conocer los 15 millones de pinos repartidos en su capital, Asjabad, apreciar su arquitectura pomposa y a la vez futurista o caminar por sus vacías avenidas de 10 carriles, es casi imposible para los turistas. Este destino es uno de los más reacios del mundo a recibir foráneos; su régimen dictatorial se ha encargado de cerrarle las puertas a muchos que intentan conocerlo. La única forma de hacerlo es consiguiendo una visa especial tramitada por su propio gobierno; además, la única forma de recorrerlo es en compañía de un guía autorizado que cobra mínimo 50 dólares por día, más sus viáticos y hospedaje.
viajar a turkmenistan futurista-w636-h600

viajar a turkmenistan templo -w636-h600

Otro de los problemas que surgen al intentar pisar Turkmenistán, son los pocos días que ese permiso te deja pasar en el país. A pesar de ello, visitar este lugar vale la pena; aquí se encuentra uno de los edificios más impresionantes de la arquitectura, el Palacio de la Felicidad. Otro de los rincones más especiales es la Plaza de la Independencia, pues quien la ha conocido no puede descifrar el enigma que rodea al lugar. A pesar de ser un espacio suntuoso y al aire libre, de jardines hermosos y fuentes exuberantes, nadie pisa la plaza mas que policías y militares. 

viajar a turkmenistan pais-w636-h600

viajar a turkmenistan marmol-w636-h600

Además de las dificultades políticas para entrar a Turkmenistán, el idioma y las divisas la causan mucha confusión a sus visitantes. En este país la mayoría habla ruso o turcomano y su moneda es el manat, por lo que es mejor ir preparado. De hecho, para conocer todos los requisitos que se necesitan para viajar a Turkmenistán es recomendable visitar el sitio oficial de su embajada; en éste se indican los documentos que necesitas, el costo del permiso para turistas y la cantidad de días que puedes pasar ahí.

viajar a turkmenistan presidente-w636-h600

viajar a turkmenistan centro-w636-h600

Visitar Turkmenistán es una experiencia surrealista en todo el sentido de la palabra. Ashgabat, por ejemplo, es una de las ciudad con el paisaje más impresionante; mismo que se conforma por una combinación de edificios lujosos y altos, monumentos dorados y un ecosistema árido. Por otro lado, la historia de la nación es magnífica, ya que Mary –otra pequeña ciudad de este país– en algún momento fue el lugar más poblado del mundo, justo después de que Alejandro Magno se refugiara ahí con sus tropas. 

viajar a turkmenistan centro noche -w636-h600

viajar a turkmenistan cielo -w636-h600

A pesar de que este lugar ya es impresionante, se asegura que el 75 % de sus ruinas siguen sin excavarse. Por esa razón Turkmenistán también es conocido como un conjunto de mausoleos fantasmas. Sea cual sea la razón por la que quieres visitar este lugar, vale la pena realizar todo lo necesario para lograr entrar a este insólito país.

*

Fuentes:

El periódico 

Guía del Viajero

Turkmenistan Embassy


Comenta