Arte, pasión e intimidad: Warhol, Basquiat, Keith Haring y otros artistas al desnudo
Adulto

Arte, pasión e intimidad: Warhol, Basquiat, Keith Haring y otros artistas al desnudo

Avatar of Eduardo Limón

Por: Eduardo Limón

8 de marzo, 2016

Adulto Arte, pasión e intimidad: Warhol, Basquiat, Keith Haring y otros artistas al desnudo
Avatar of Eduardo Limón

Por: Eduardo Limón

8 de marzo, 2016



El cuerpo desnudo en el arte se situó hace muchos años en los terrenos de la polémica, de lo controversial y la discusión sobre qué significa la historia y lo artístico, en cuanto a objeto de representación se refiere. Actualmente nadie se levanta en indignación cuando se contempla la piel de un ser humano totalmente descubierta; no tendría sentido ofenderse en días como los nuestros ya sea en el campo de la estética o en cualquier otro. Afortunadamente, los valores morales y estéticos se han movido a un punto menos conservador y la búsqueda por una experiencia estética cada vez más apegada a la desnudez se ha vuelto constante. Tan constante que, incluso, hay artistas que han abusado del recurso al momento de producir su obra.

En distintos matices y con cambios significativos, a lo largo de la historia se ha tenido una amplia y muy diversa gama de abordajes al desnudo; sobre todo si se le toma como uno de los grandes tópicos en el arte occidental. Se ha pasado de la apreciación natural al tabú, de la conexión divina a la búsqueda personal, y posteriormente, a la sobreexplotación de él en un guiño con el escándalo, la censura y la pornografía… el cuerpo sin ropas siempre ha sido constitutivo en las formas del arte, aunque haya personas que no lo toleren o se haya llegado a extremos nunca antes imaginados.

 

 

Quizá, y en esa línea, el problema devenga cuando el desnudo se ve utilizado en las últimas prácticas artísticas, las cuales le exponen como una herramienta en discursos de vulnerabilidad, violencia, sexualidad, política, feminismo y resistencia.

Pero muy independiente a si un cuerpo en el ámbito del arte tiene fines estéticos, políticos u ontológicos, la anatomía de los artistas en sí (es decir, su organismo biológico no su obra) es algo que permanece en el enigma, como un archivo que no se sabe decodificar, pero genera constantemente una intriga en cuanto a qué cosas ha podido experimentar y proponer. Cualquier desnudez causa curiosidad cual depósito de vivencias y misterios que es, pero la de un artista, sobre todo reconocido, abre aún más las puertas a dicha sensación. Por alguna causa extraña, en su piel se transparentan sus pasiones, sus miedos, sus inseguridades y sus fortalezas como en ninguna otra; verlos en esa condición de despojo, de cubiertas perdidas, nos hace sentir un poco más cercanos a ellos. Casi como si los hubiéramos conocido.

 

"La desnudez de la mujer es la obra de Dios".
William Blake

 

El valor es como la desnudez de la mujer; para que cause atractivo es preciso que no se muestre, sino de cuando en cuando. Si sale a la luz a cada rato, pierde su mérito.
Ignacio Manuel Altamirano

 

"Nunca creo haber terminado un desnudo hasta creer que se puede pellizcar".
Auguste Renoir

 

No hay ninguna desnudez comparable a lo que uno siente cuando está desnudo ante alguien por primera vez.
John Irving

El cuerpo como objeto de estudio y como medio de enlace para emociones humanas es algo que va más allá de la decisión por tomarle de esa manera; la desnudez, en este y en muchos casos, sólo es un fenómeno que acerca intimidades en la lid de una conciencia que aborda aspectos de igualdad, vulnerabilidad y pasión.


***
Te puede interesar:

El cine que desnudó a Bukowski

Admirar la belleza del cuerpo humano es cuestión de percepción




Referencias: