INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Razones por las que estos artistas decidieron destruir sus obras

15 de mayo de 2018

Kate Nateras

La autoexigencia y la inseguridad marcaron a estos 6 artistas, ya que que los hizo pensar que no cumplían con sus propias expectativas

La pintura es poesía muda; la poesía pintura ciega
—Leonardo da Vinci


La insatisfacción es una de las principales razones por las que destruiríamos algo que hemos creado. Para estos grandes artistas no fue la excepción. No todo es perfecto en ellos como lo creemos. Ellos consideraban que algunas de sus obras eran terribles, aunque ante nuestros ojos fuesen una maravilla.

Emociones, sentimientos, salud física y mental son grandes razones por los que alguien destruiría sus propios inventos. Dedicarle tanto tiempo y esfuerzo para que al final te invada la inseguridad y decidas que la mejor opción es desaparecerlos. Esto les pasó a muchos de los mejores artistas de todos los tiempos, quienes destruyeron gran parte de su trabajo por insignificantes errores, por salud mental o simplemente porque no les gustaban.

La autoexigencia y la inseguridad marcaron a estos 6 artistas, ya que que los hizo pensar que no cumplían con sus propias expectativas y los llevó a la insatisfacción extrema.


Miguel Ángel



Pintor y escultor italiano renacentista. Además de su notoria rivalidad con Leonardo da Vinci, poseía una personalidad autodestructiva y perfeccionista. Por ello no podía ver sus obras inconclusas o con algún error; como el caso de Piedad florentina, escultura en la que Buonarroti invirtió ocho años de trabajo antes de descartarla. El genio del Renacimiento se quejaba de un error material en el mármol y decidió destruirla con un martillo, aunque fue salvada por un funcionario de la Iglesia.


Claude Monet



Monet fue uno de los creadores más emblemáticos del impresionismo, algo que se puede apreciar en este invaluable material gráfico en el que puedes verlo pintando nenúfares. Estaba enfermo de cataratas y no percibía bien los colores, ya que veía los tonos más oscuros. Después de ser intervenido, Monet pudo apreciar los colores como lo eran realmente y por ello decidió destruir sus obras. Después de ver la realidad, ya no le parecían tan atractivas, así que ordenó a su hija que destruyera lo que quedaba de sus creaciones después de morir, porque le preocupaba cómo serían vistas por las futuras generaciones.


Gerhard Richter



Richter empezó a pintar con un realismo austero, basándose en la fotografía periodística y retratos familiares. Siendo víctima de las secuelas de la Segunda Guerra Mundial, el artista alemán decidió destruir las pinturas basadas en fotografías que hacían referencia al trágico evento y consideraba que con ello concretaba un acto de liberación.


John Baldessari



Este artista se especializaba en pinturas acompañadas de textos y fotografías, hasta que decidió reunir sus obras sin vender y llevarlas a un crematorio para hacerlas ceniza, con el objetivo de dar paso a The Cremation Project. Baldessari usó las cenizas para hacer galletas y después meterlas en una urna, para de esto modo dar una lección sobre el ciclo de la vida. Su compañera Susan Hiller colocó cenizas en tubos de ensayo para firmarlas como nuevas obras individuales, que forman parte de la serie “Reliquias”.


Georgia O’Keeffe



La llamada "madre del modernismo americano” destruyó varias de sus obras porque creía que no estaban a su nivel y le preocupaba que su reputación llegara a desnivelarse. Mujer libre que se caracterizaba por pintar flores, era de carácter duro y no permitía que nadie le dijera qué hacer en su vida personal, mucho menos en la laboral. Además de ser independiente, a O'Keefe le interesaba lo que decía la opinión pública y de este modo preocuparse por no cometer ningún error para no ser juzgada.


Michael Landy



El joven artista británico creó una obra de arte con el propósito de lanzar una reacción a la sociedad consumista, que consistía en reunir todas sus pertenencia, incluidos su pasaporte, automóvil, muebles, comida, sus obras de arte y ropa, entre otros. Se reunieron 7.227 de sus pertenencias y fueron destruidas una a una en un trayecto de dos semanas. El trabajo tuvo aproximadamente 45 mil visitantes y ningún objeto fue vendido. Para Landy fue un movimiento fuerte, ya que esto ocasionó que se cuestionara a sí mismo y su propia personalidad. Quizá era algo más que el consumismo y se trataba de él.

***

Así como los grandes pintores plasmaron la época y situaciones en las que vivieron, te mostramos estas 
20 pinturas surrealistas que el nihilismo
 y lo absurdo de nuestra generación.

TAGS: Grandes artistas Pintura Historia del arte
REFERENCIAS:

Kate Nateras


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Hacer mucho ejercicio puede afectar tu salud mental, según este estudio La escena de "La casa de las flores" que fue censurada durante su filmación Un cuento para entender que no podemos huir de los errores del pasado Enamoramiento, esquizofrenia y otros misterios del sentido del olfato que no conocías 5 Benefits Of Aloe Vera You Should Know To Start Using It Errores que cometes al vestir y te provocan muslos rozados

  TE RECOMENDAMOS