Arte

El ballet como arte contemporáneo

Avatar of Lucia

Por: Lucia

Arte El ballet como arte contemporáneo

Para muchos, la primera imagen que viene a su mente al escuchar la palabra ballet es la idea de niñas bailando en trajes color rosa; en otros casos es la imagen de Natalie Portman en su personaje de Black Swan, de Aronosfky. Sin embargo, desde 1987 la concepción del ballet ha cambiado rotundamente tanto para los que lo crean como para quienes lo bailan.

 

Si bien el ballet es una de las disciplinas más tradicionales dentro de la danza, el auge de nuevos estilos como el hip hop y la exploración temática de la danza contemporánea, han impulsado creativamente a la comunidad de coreógrafos, maestros y bailarines que apuestan por el ballet como un lenguaje corporal capaz de actualizarse y explorar nuevas temáticas que vayan acorde con la sociedad y la vida cotidiana, sin romper con las bases técnicas y la tradición.

 

 

En 1987 la cortina del Palacio Garnier, en París, se levantó para mostrar a dos bailarinas vestidas en sencillos leotardos verdes y mallas negras, con las manos sobre la cintura y miradas retadoras ante el público y ante ellas mismas sobre el escenario desprovisto de escenografía, nada común para una obra de ballet, presentada por el Ballet de la Ópera de París. De la nada una de las bailarinas salió del escenario, caminando normalmente como si se encontrará en la calle. El teatro se llenó de sonidos y música electrónica que parecía estrellarse en sus paredes. La obra era In the Middle Somewhat Elevated, de William Forsythe, presentaba a jóvenes bailarines del Ballet de París, entre ellos las futuras estrellas Sylvie Guille, Laurent Hilaire y Manuel Legris, y  así fue como una nueva era en el ballet comenzó.

 

 

William Forsythe fue uno de los pioneros en llevar el ballet a nuevos límites. Nacido en 1949 en Nueva York, recibió su primera educación en ballet y danza moderna en la Universidad de Jacksonville, Florida, para después ganar becas para el Joffrey Ballet y la Escuela del American Ballet en NY. Participó brevemente con el Joeffrey Ballet de 1971 a 1974, cuando recibió una invitación de John Cranko para participar en el Stuttgart Ballet. Atraído por la composición coreográfica, produjo su primer trabajo en 1976 y posteriormente fue nombrado Coreógrafo Residente del ensamble, posición que mantuvo hasta 1981, decisión que tomó para trabajar como coreógrafo independiente realizando trabajos para los ballets de Munich, Londres, Berlín, Frankfurt, París, New York y San Francisco. Se convirtió en el director del Ballet de Frankfurt de 1984 hasta su clausura en 2004, año en el que funda su propia compañía The Forsythe Company.

 

https://img.culturacolectiva.com/content/2013/01/midle1.jpg
https://img.culturacolectiva.com/content/2013/01/middle6.jpg
https://img.culturacolectiva.com/content/2013/01/middle7.png
https://img.culturacolectiva.com/content/2013/01/middle9.jpg

 

La importancia en el trabajo coreográfico de Forsythe, es que construyó un nuevo lenguaje utilizando elementos de la danza clásica. Su exploración se basa en la deconstrucción del lenguaje y la estructura del ballet, permitiendo su apertura a un mundo de posibilidades temáticas y creativas donde la improvisación es elemento clave en la exploración de movimiento, al tiempo que busca generar una consciencia de colaboración para crear las piezas coreográficas, además de mezclar artes visuales, arquitectura, elementos multimedia y algunas de las exploraciones de la danza contemporánea.

 

 

Un cuarto de siglo después de su estreno, In the Middle sigue brindando una frescura peculiar a la danza; una obra que reta al espectador y a los intérpretes. Con dinámicas fuertes, agresividad, cambios de peso rápidos y grandes extensiones, la obra exige a los bailarines apoderarse de la escena y no deja de impresionar a los espectadores, pues muestra el gran dominio corporal y escénico que se desarrolla en la escuela de ballet. Con la creación de esta coreografía, se revivió el género del ballet y se ha transformado en lo que ahora conocemos como Ballet Contemporáneo.

 

Esta nueva propuesta se ha incorporado en los repertorios de las grandes compañías de ballet y tiene una fuerte presencia en las galas. Sus temáticas y la dualidad que maneja en su estética expresa un sentir de nuevas generaciones de bailarines manipulando su cuerpo a su máxima capacidad física, a una expresividad fuerte y veloz, al contacto entre cuerpos ofreciendo al público una presentación más humana, cruda y real sin dejar a un lado las zapatillas de punta.

 

 

Actualmente otras compañías como Complexions Cotemporary Ballet, Cedar Lake Dance Company o el Het Nationale Ballet Amsterdam se han sumado a la propuesta Forsythe renovando el ballet con el principal objetivo de romper los límites y barreras generadas por el uso de un solo estilo de danza, periodo de tiempo o clase social o cultural. Estas compañías se atreven a mezclar y trascender varias de estas reglas para crear un arte corporal evolutivo, siempre cambiante y abierto a diversos gustos, reflejando el movimiento actual de nuestro mundo donde todos nos encontramos, de cierto modo, relacionados.


Referencias: