Arte

El mundo miniatura de Joseph Cornell

Arte El mundo miniatura de Joseph Cornell

 

Joseph Cornell creció a las afueras de Nueva York, dentro de una familia que lo acercó y lo incitó desde chico a tomar un gusto por las artes. Sin algún tipo de educación formal, se convirtió en un artista de renombre internacional participando dentro del movimiento Surrealista y el movimiento Dada.
 

 

Cornell era amante de las tiendas de segunda mano. Comenzó a coleccionar objetos desde los 18 años. Pronto comenzó a fundir los objetos, imágenes, memorabilia y antiguedades que recolectaba en collages y conjuntos. 

 

La mayor parte de su obra consta de pequeñas cajas de madera cuidadosamente rellenas de objetos y cubiertas por vidrio. Algunas de sus cajas tienen elementos kinéticos. Estos conjuntos tridimensionales fueron contruidos a partir de objetos variados que por sí solos no tienen valor intrínseco, sino que lo adquieren cuando son combinados. Sus cajas han sido descritas como poéticas, evocando asociaciones que fueron exploradas por el movimiento surrealista: el misterio, la fantasía, el inconsciente y los sueños. 

 

 

Cornell estaba interesado en encontrar conexiones poéticas entre objetos que no tienen relación entre sí. Fue influenciado por el artista surrealista Max Ernst, el concepto “ready-made” de Marcel Duchamp y las construcciones de Kurt Schwitters. 

 

 

Su pequeño mundo lleva al espectador a explorar los posibles significados de cada una de sus piezas.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Referencias: