Arte

Fabio Selvatici: Belleza destruida

Arte Fabio Selvatici: Belleza destruida

Destrúyete mujer que quiero ver la simpleza de tus formas. Destrúyete mujer que te quiero ver vulnerable, ver fragmentos de lo que eres, ver cómo explotas en medio de luces cegadoras. Destrúyete mujer que quiero ver cómo te desarmas y en ese instante indescriptible logras con tu propia destrucción, destruirme a mí mismo.

 

 

Fabio Selvatici es un artista autodidacta italiano que destruye mujeres; toma fotografías digitales a las que interviene con materiales como acrílico o tintas para convertir imágenes femeninas en retratos de destrucción donde mujeres protagonistas literalmente explotan dejando a su paso destellos de luz y rastros de elementos del medio ambiente que el artista encuentra a su paso.

 

 

Selvatici es un diseñador del deterioro artístico. Desde los trece años, el ahora artista estuvo interesado en los medios digitales hasta que se convirtió en diseñador gráfico, profesión que le permitió conocer ambas técnicas con las que ahora trabaja: fotografía digital y medios tradicionales. Centrándose en la figura femenina, Selvatici comienza por la toma de fotografías de mujeres a las que pasa por un tratamiento digital; el artista busca la belleza de los cuerpos y rostros que en un primer momento parece impecable y perfecta para posteriormente trabajar en explosiones que signifiquen un proceso de deterioro en las imágenes.

 

 

Con su serie de mujeres destruidas, a la que el artista tituló Obscure Series, Selvatici intenta desafiar las expectativas generales de la belleza por medio de la deliberada destrucción física y visual de mujeres bellas por medio de composiciones artísticas que sugieren la intervención manual de sus fotografías con líquidos, barnices de tinta, mármol o granito.

 

 

“La combinación de estas técnicas me permite crear efectos visuales que impactan directamente en el acto físico de la exaltación de los seres humanos, juegan en un escenario grotesco con los impulsos internos del alma humana, la psique y las tribulaciones en relación con el mismo ambiente claustrofóbico que los oprime”.

 

 


Referencias: