Gaspar de Crayer

Lunes, 1 de diciembre de 2014 6:22

|Museo Nacional de San Carlos


Texto de: Miguel Ángel Torres Valdez

7155 San Jerónimo

Gaspar de Crayer, (Amberes, 1584 - Gante, 1669)    
San Jerónimo, s.f.
Óleo sobre tela
201.5 x 145 cm

Museo Nacional de San Carlos, CONACULTA-INBA

Gaspar de Crayer fue un pintor oriundo de Amberes, destacado representante de la pintura de la región de Flandes. Fue discípulo de Rafael de Coxie (1540-1616) y amigo de los sobresalientes pintores Peter Paul Rubens (1577-1640) y Anton Van Dyck (1599-1641), quienes influenciaron su obra de manera importante. Su talento lo llevó a trabajar en las cortes de Bruselas, Gante y finalmente en la corte Española.

Cabe destacar el dominio político del reino Español sobre el territorio de Flandes en aquella época, motivo que obligó a Crayer a viajar a España donde pintó en diversos templos e iglesias de la región. Posteriormente destaca su estadía de seis años dentro de la corte de este país, lo cual acentuó su afinidad con el Barroco Español.

Esta pieza representa a San Jerónimo, uno de los cuatro doctores de la Iglesia, portentoso entendido de las lenguas griega, hebrea, latina, y exhaustivo estudioso de la biblia. El autor muestra a un hombre demacrado por el ayuno y la penitencia, característica que destaca al presentarlo semidesnudo. Los atributos que acompañan al santo son los libros que sugieren su condición de teórico de la religión y la calavera en señal de meditación. La mirada del santo, quien se encuentra en estado de éxtasis, se dirige a la trompeta que hace alusión al juicio final. El león que se posa a sus pies recuerda el relato del propio santo, quien narraba que domesticó al felino mientras éste se encontraba herido.

Gaspar de Crayer nos ofrece una pieza de fuertes contrastes de luz y sombra, con la figura central ligeramente desproporcionada, lo que evidencia su creación a principios del Barroco. A pesar de que la obra de este artista tuvo características de las regiones de España y del Norte de Europa, en este caso sobresale la influencia de Flandes. La pieza puede apreciarse en la salas de exposición permanente del Museo Nacional de San Carlos.

TAGS:
REFERENCIAS:
Museo Nacional de San Carlos

Museo Nacional de San Carlos


  COMENTARIOS