Un nuevo espacio de proyección para artistas jóvenes

Viernes, 24 de octubre de 2014 8:14

|Karen Huber


Texto de 
Roberto Barajas 


Un nuevo espacio de proyección para artistas jóvenes con trayectoria en ascenso

Como un proceso evolutivo y profesional de su labor como curadora independiente, la fundadora del proyecto WHITE SPIDER, Karen Huber, con más de 35 exhibiciones realizadas y creadora de la nueva plataforma de subasta PIG ME, entre otros proyectos que consolidan su vocación con las nuevas generaciones de artistas, este año abre las puertas de su galería, reiterando con ello, dicha tendencia y su pasión por el arte. Comprometida con la producción de proyectos curatoriales y la promoción de artistas jóvenes con trayectoria ascendente en la esfera del arte nacional e internacional, el proyecto de Karen ofrece un amplio panorama de interacción, fomentando diálogos con el visitante a partir de actividades paralelas, producto de sus exposiciones.

Esto nos hace pensar que para la joven promotora el arte funciona como un órgano vivo, desde el cual surgen diferentes actividades de difusión complementarias a las exhibiciones que presenta. En este sentido algunas de las ofertas que promoverá serán cenas con coleccionistas, curadores, galeristas y artistas; intervenciones a espacio público como un complemento discursivo fuera de los muros de la galería, recorridos guiados y charlas con los artistas en exhibición, además de teóricos y especialistas invitados. En resumen, una gama de actividades promoviendo la reflexión y colaboración con instituciones culturales, su participación en ferias internacionales de arte, trabajando de la mano con patronatos y museos, como una plataforma de proyección artística, creando nuevos públicos interesados en el arte contemporáneo.

Daniel Horowitz-1
CEREMONY INTERRUPTED, Daniel Horowitz artista visual, Nueva York.


De esta manera transmitirá su pasión por el arte, al convertirse en un vehículo de comunicación e intercambio de ideas, impulsando, a su vez, la adquisición e inversión en arte de las nuevas generaciones con futuro prometedor. Cuestiones de mercado vinculadas a la producción y promoción de artistas jóvenes con un cuerpo de obra multidisciplinaria y de alto contenido discursivo, es el carácter y la inspiración que identificará a la galería.

Como evento inaugural, KH abre sus puertas con la exhibición individual de Adriana Minoliti (Buenos Aires, Argentina 1980) WHAT DO YOU CALL THIS FANTASY LAND? Artista multidisciplinaria que combina la pintura, el diseño textil e industrial en instalaciones, y otros formatos para explorar el erotismo y la geometría. Contemplando, al mismo tiempo, una diversidad de temas como la Teoría Queer y el feminismo, la abstracción o la decoración. La exhibición incluye un cuerpo de obra realizado ex profeso para el evento de apertura, y la colaboración en una de las obras, del pintor Rafael Uriegas (Málaga, España, 1982).


Foto usuario

WHAT DO YOU CALL THIS FANTASY LAND? Adriana Minoliti artista visual, Argentina. 


“Busco desafiar las ideas fijas y los significados inconscientes” dice Adriana. “Mis temas son la vida sentimental, los amores, los fracasos, los detalles sutiles de las relaciones del amor, el sexo y la vida. Mi velocidad personal”.

Actualmente Karen Huber es Coordinadora de la Licenciatura de Comunicación y Gestión de la cultura y las artes en la Universidad de la Comunicación, donde extiende su labor como coordinadora de proyectos siendo creadora del proyecto, próximo a inaugurarse, Centro Cultural QUERÉTARO 99 como una extensión de la misma universidad. Como espacio de exhibición y estudios críticos, este proyecto surge con el ánimo de convertirse en un referente directo del arte emergente, albergando propuestas innovadoras de artistas jóvenes y proyectos de los egresados de la UC.

 La inauguración de KH con la exhibición individual de Adriana Minoliti, se realizó el jueves 11 de septiembre a partir de las 7:00pm, en el Edificio Vizcaya 13, Bucareli #128.


Para mayor información y visitas: [email protected]

REFERENCIAS:
Karen Huber

Karen Huber


  COMENTARIOS