Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX
Arte

Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX

Avatar of Cultura Colectiva

Por: Cultura Colectiva

21 de noviembre, 2018

Arte Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX
Avatar of Cultura Colectiva

Por: Cultura Colectiva

21 de noviembre, 2018

En este post te presentamos a tres pintoras olvidadas del siglo XX cuya obra definitivamente vale la pena conocer, a pesar de que su trabajo es casi desconocido.

Texto por Andrea Marone


“Un residuo del sentido de castidad es lo que dictó la anonimidad a las mujeres hasta fecha muy tardía del siglo diecinueve”.


Lejos del protagonismo, para encontrarlas bailando es necesario un buen lente, insistir con el zoom. Apuntaré la luz hacia aquel nostálgico rincón donde pasaron su vida tres enigmáticas pintoras que merecen un homenaje: Suzanne Valadon, Gerda Wegener y Margaret Keane. Tres voces que atestiguan el lugar que ocuparon las mujeres dedicadas al arte, tres miradas esenciales para leer el siglo XXI en clave de emancipar el injusto olvido de admirables artistas.


Suzanne Valadon (1865-1938)


Descubrí a esta distinguida artista, mujer adelantada a su época no sólo por su oficio sino también por la forma en que encaró la vida, a través de un cuadro de Toulouse Lautrec, ilustrador y pintor francés. El cuadro se encuentra en el Museo Nacional de Bellas Artes de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. La mirada de frente de esta mujer de rostro anguloso parece comunicar un mensaje, el destello inteligente de sus ojos almendrados atrapa al espectador fugaz. No tardé en encontrarme con su biografía, Suzanne fue modelo recurrente en los cuadros de varios pintores bohemios franceses de la época, no solamente posó para Toulouse, pues también lo hizo para Renoir, Degas Puvis de Chavanne.


Pero el talento no se quedaba allí, Suzanne pertenecía a este ambiente por sus pinturas. El reconocido maestro y artista Edgar Degas, fue quien la motivó a continuar con su labor, los cuadros demuestran una particular sensibilidad ante el cuerpo femenino y las relaciones entre las mujeres, por ejemplo, entre una madre y una niña. Los personajes de estas pinturas no siempre posan, los encontramos en plena actividad, tomando un baño, tocando un instrumento.


Podemos leer la visión de una mujer sobre los cuerpos de otras mujeres, los cuales parecen humanizarse en las obras. Se conservan pocas impresiones de la sensibilidad femenina sobre las mismas mujeres en el canon de la Historia del Arte. Como material para la autopercepción, comparar las diferencias entre los cuadros de Suzanne y los de cualquier pintor contemporáneo es una actividad por demás nutritiva. Los ropajes, los gestos y los ademanes que transmiten los cuerpos expresan un sentir diferente.


Otro de los logros de Suzanne fue ocupar un cargo público, como la primer mujer administradora de la Société Nationale des Beaux-Arts, en Francia. Con una vida sin dudarlo original, enfrentando con desinterés la mirada externa y animándose al desnudo no únicamente de su arte, sino de otras mujeres que posaban para ella. Valadon es un personaje único a rescatar del olvido.


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 1


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 2


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 3


Gerda Wegener (1885-1940)


The danish girl (2015) es una película británica- estadounidense que rescata la historia de vida de Lili Elbe y Gerda Wegener, pareja de artistas radicadas en París a comienzo del siglo XX. Protagonizada por Eddie Redmayne que ya había sido galardonado con un Óscar por The theory of everything, y Alicia Vikander quién recibió un Oscar por su actuación en este filme, plantea la complejidad no binaria de las relaciones humanas trans/intersexuales. 





Lili nacida bajo el nombre de Einar Wegener es la primera persona registrada que prestó su cuerpo para una cirugía de cambio de sexo, resultando exitosa, le hubiera permitido gestar historia que todavía podría ser material para una novela de ciencia ficción. Su pareja, Gerda Wegener, ya había obtenido un notable reconocimiento como ilustradora y artista; la materia prima de sus cuadros era la silueta de Einar, quien posaba junto a telas y vestidos, con una mirada seductora única y una silueta esbelta.


Gerda trabajó como ilustradora para Vogue desde el primer año de su mudanza a París y en otras grandes revistas como La Vie Parisienne, Fantasio, Rire o La Baïonnette. Fue reconocida por sus contemporáneos, llegó a exponer en la galería Ole Haslunds de Copenhagueespacio de gran exclusividad. Sus ilustraciones ofrecían un respiro al clima de la guerra, la belleza contrastaba con el hambre y la muerte que arrasaba Europa. 


Durante su juventud se cruzó con Coco Chanel, mujer ilustre y liberal del mundo de la moda. Su trabajo se fue enriqueciendo, ilustró importantes obras de la literatura francesa, libros de La Fontaine y de Théophile Gautier. Uno de los trabajos más polémicos fue realizar una serie de miniaturas eróticas para Douze sonnettes lascifs, poemario de Louis Pearceau con explícito contenido lésbico.


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 4


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 5


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 6


Margaret Keane (1927)


Big Eyes (2014) dirigida por el célebre Tim Burton, adapta al cine la dramática biografía de esta pintora norteamericana que él mismo reconoce como una influencia para la creación del universo Burton. Aunque su estética se destaca como crucial en la obra de artistas plásticos y directores de cine, pocos conocemos su nombre, olvidado en la larga lista de mujeres que hicieron historia.



En la década de los cincuenta, Margaret vivió una pesadilla legal cuando su esposo comenzó a apropiarse de la autoría de sus cuadros. Él llegó a posicionarse como uno de los artistas más vendidos de los años 60 en Estados Unidos, tras doce años de silencio y luego de un fuerte conflicto legal, durante el cual los medios apoyaban a Walter, Margaret consiguió certificar que era ella efectivamente la artista detrás de los ojos saltones, casi caricaturescos, tan expresivos de aquellos niños y niñas retratados en las imágenes.


Una vez finalizado este trágico periodo en su vida, Margaret continuó desarrollando una vasta y prolífica obra, aún en la actualidad. Su estilo, inspirado en las líneas curvas de Modigliani, resulta una influencia decisiva en la estética de la animación gótica y en ilustradores y artistas contemporáneos. Longeva y de una creatividad admirable, reside hasta el día de hoy en el Condado de Napa en California.


En relación a las otras pintoras, podemos decir que Margaret pertenece a la era de la comunicación y que su estética pudo causar un fuerte impacto no solamente en el mundo de la pintura, sino que se la reconoce como artista influyente en la escenificación, maquillaje y vestuario de películas. Keane no es sólo una pintura, también es una forma de ver el mundo que hace eco por la profundidad de emociones transmitidas.


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 7


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 8


Valadon, Wegener y Keane: tres grandes y olvidadas pintoras del siglo XX 9



Tres historias de vida diferentes, tres mujeres cuya influencia se puede leer entre líneas, escondida en imágenes y videos de circulación masiva. En este post, repasamos brevemente las vidas de Suzanne Valadon, Gerda Wegner y Margaret Keane, homenajeando sus vidas y la tarea desempeñada como artistas, al margen de manuales escolares y grandes exposiciones.


***

Te puede interesar:

Las 10 mejores pintoras de la historia

Pintoras francesas de las que nunca has oído y se volverán tus favoritas



Referencias: