10 películas indispensables para los amantes de la fotografía
Cine

10 películas indispensables para los amantes de la fotografía

Avatar of Eduardo Beruben

Por: Eduardo Beruben

21 de diciembre, 2015

Cine 10 películas indispensables para los amantes de la fotografía
Avatar of Eduardo Beruben

Por: Eduardo Beruben

21 de diciembre, 2015



El trabajo del director de fotografía ha quedado rezagado en el cine por el del director, el de los actores y el de los guionistas. La fotografía de una película es tan importante como su guión, ¿por qué? Porque el cine es un arte que, ante todo, es visual. Si la función del cine fuera contar una historia, sencillamente, sería igual que una novela y éstas no se ven: se leen. Es por ello que debe ser primordial, para cualquier cinéfilo, el fijarse en la fotografía de una película, en su iluminación, en el encuadre, en sus tomas, en la composición general de las imágenes.

amantes de la fotografía

Una historia buena se cuenta con un buen guión, claro está, pero también hay que considerar que la fotografía ayuda a contar la historia que se desarrolla, ¿o cree que el impacto de Seven: Los siete pecados capitales sería el mismo sin aquel color gris y la poca iluminación que caracteriza a la película?  O, ¿cuánto cambiaría la mítica Blade Runner sin esa impactante iluminación llena de contrastes y el tono verde-azulado que sale a relucir cada que están en la calle?

Para que una película tenga un impacto visual es también indispensable el buen trabajo del diseñador de arte, esta es la persona encargada de la decoración de los exteriores o interiores en los que se filma la película. Es el encargado de construir el mundo en el que se desarrolla la película, aunque de ellos me gustaría ocuparme en otro texto.

Sin más preámbulos, les dejo una lista de películas que deben ser indispensable para el amante de la fotografía y, por lo tanto, para el cinéfilo.

Camino a la perdición (Dirección - Sam Mendes / Fotografía - Conrad L. Hall)


Esta película del 2002 es, en cuanto a su recepción por la crítica, la más infravalorada de la lista. Es una historia que explora la lealtad y la traición desde la perspectiva del hijo de un mafioso en el año de 1931. Conrad L. Hall filma la historia con una épica iluminación. Fue el último trabajo de uno de los mejores fotógrafos en la historia del cine. Ganó el Oscar de manera póstuma, en 2003, por este trabajo. Mención especial para las escenas que se desarrollan bajo la lluvia.


Ciudadano Kane (Dirección - Orson Welles / Fotografía - Gregg Toland)

La llamada con frecuencia "mejor película de la historia" es, en gran parte, merecedora de ese título (del cual la mayoría no concordamos) por su fotografía. Altos contrastes, haces de luz que centran la acción en los personajes o elementos más importantes y, el aspecto más influyente, el deep focus que permite ver con claridad todos los elementos de la composición de las imágenes. Es una película extremadamente influyente, quizás el título previamente mencionado no sea el correcto (para ninguna película lo sería), pero marcó un antes y después en el cine y eso fue, principalmente, por su fotografía.

Stalker (Dirección - Andrei Tarkovsky / Fotografía - Aleksandr Knyazhinsky y Georgi Rerberg)



Tarkovsky es un director cuyas películas son filosóficas, lentas, difíciles de comprender y que siempre tienen buena fotografía. En esta ocasión hace uso de un tono sepia con alto contraste para mostrar toda la "acción" que se desarrolla fuera de La Zona (el lugar al que los protagonistas desean llegar) y uso de color para esta. La fotografía ya es impresionante pero, al llegar al Cuarto, que se encuentro dentro de La Zona, es aun mejor. Una impresionante iluminación que representa los pensamientos de los personajes.


El hombre que nunca estuvo (Dirección - Joel & Ethan Cohen / Fotografía - Roger Deakins)

Imposible hablar de cinematografía sin hacer mención de algún film noir, el género en el que predominan contrastes altos, haces de luz muy notorios y las sombras deben ser más claras que las luces. La películas de los hermanos Cohen contiene escenas brillantemente iluminadas como la conversación con el abogado y la conversación con el detective. Existen otros film noirs con muy buena fotografía pero el intento de los Cohen de explorar el género es excelente.

Lawrence de Arabia (Dirección - David Lean / Fotografía - Freddie Young)


Cada uno de los detalles de esta película es considerado una genialidad, y con justa razón. Brillante trabajo de Young para filmar el desierto como nunca antes se había visto. Cada paisaje se ve majestuoso e impresionante. También es digno de mención el hecho de que se considera como toda una proeza la filmación, ya que el calor era de tal magnitud que dañaba el equipo y la salud de todos.

Ran (Dirección - Akira Kurosawa / Fotografía - Takao Saito/Masaharu Ueda/Asakazu Nakai)

Otro director famoso por hacer películas de gran impacto visual es Akira Kurosawa. En esta película, una adaptación del Rey Lear de Shakespeare, el uso de colores es impresionante. Cada escena y cada toma denotan una planeación meticulosa y brillante. Gran uso de colores y del paisaje. Mención especial para Kurosawa para la coreografía de cada batalla.


El conformista (Dirección - Bernardo Bertolucci / Fotografía - Vittorio Storaro)

Me atrevo a decir que, junto con Ciudadano Kane, es la película que más ha influenciado por su fotografía.  Lo tiene todo: una iluminación impresionante, tomas complicadas y poco ortodoxas, uso de cámara en mano y escenas iluminadas exclusivamente de un solo enfoque. Y todo para crear un ambiente denso, pesado, que puede llegar a ser difícil de ver sin sentirse un poco incómodo. Una clase de fotografía por si sola.


Barry Lyndon (Dirección - Stanley Kubrick / Fotografía - John Alton)

Todas las películas de Kubrick merecen ser mencionadas al hablar de fotografía, pero quizá ninguna sea tan brillante como Barry Lyndon. La película contiene técnicas novedosas como el uso de velas para la iluminación de escenas. Kubrick deseaba evitar el uso de iluminación artificial, aunque no fue del todo posible. El resultado, sin embargo, es excelente e innovador. Prácticamente cada escena parece una pintura del siglo XVIII.


Apocalipsis now (Dirección - Francis Ford Coppola / Fotografía - Vittorio Storaro)

La segunda mención para Storaro es, para algunos, aun más impresionante que la primera.  La película te sumerge en un mundo sucio, obscuro, deprimente del que quieres salir lo más pronto posible y todo eso es, en gran parte, mérito de Storaro que nuevamente explora el alto contraste, especialmente en los momentos finales. También vale la pena hacer mención de su genial trabajo en la mítica escena del ataque de los helicópteros.


Blade Runner (Dirección - Ridley Scott / Fotografía - Jordan Cronenweth)

Tanto Scott como Cronenweth admitieron que el estilo visual de la película tenía como principal influencia a Ciudadano Kane. Al igual que en la anterior, podemos percibir contrastes muy altos y haces de luz aún más notables (gran mérito, considerando que Kane es en blanco y negro y Blade, en color). Pero a esto le tenemos que añadir una atmósfera grisácea, lluvia y humo mezclados en varias escenas y un color verde-azulado que se queda grabado en la memoria. Simplemente brillante.

No son todas las que hay pero sí algunas de las que más se vienen a la memoria. La fotografía, como mencione anteriormente, debe ser igual de buena como lo es el guión para hacer buen cine.  La gran mayoría de los directores y fotógrafos arriba mencionados tienen grandes películas en ese aspecto, pero no son todos, al hacer una lista de tan solo 10 entradas las omisiones se hacen aun más obvias que en una lista extendida. Quizá luego aborde a algunos de los que faltaron u otros trabajos de los que ya están presentes.


Referencias: