PUBLICIDAD

CINE

La trágica historia de Christopher Reeve, el Superman que ya no pudo volar

El accidente que dejó sin caminar al superhéroe favorito.

Christopher Reeve es mayormente conocido por ser el Superman más apuesto de la historia. El actor nació el 25 de septiembre de 1952 en la gran manzana y su nombre completo era Christopher D'Olier Reeve. Chris fue primogénito de sus padres y tuvo un único hermano de sangre por ambos lados de nombre Benjamin. Tras el divorcio de sus papás, Christopher y su hermano se vieron obligados a estar de casa en casa para pasar tiempo con ambos. Su mamá lo describe como un niño que siempre estaba adelantado a su edad, por lo que él comenta en una entrevista que probablemente estaba queriendo evadir la infancia y ser una persona independiente de una vez por todas. Ambos padres tuvieron más hijos con sus respectivas parejas, así que pasaron a tener una infancia rodeada de muchos hermanos.

Christopher Reeve creció en la ciudad de Nueva Jersey y estudió en la escuela Princeton Day School. Desde ahí comenzó a interesarse por la vida artística puesto que participaba en el coro de la escuela y de ayudante del director de orquesta del instituto. El actor continuó con sus estudios en la Universidad de Cornell. Su destino cambió cuando en 1974, él junto con su amigo, el actor Robin Williams, fueron seleccionados para estudiar en Juilliard School, en donde se dedicaron de lleno a la actuación. 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO


En 1976, fue su primera aparición en Broadway en la obra A Matter of Gravity  junto a Katharine Hepburn, a quien decía admirar mucho. Además de Broadway, también participó en la telenovela For Love or Life en donde gracias a su talento y bella cara, cautivó a la audiencia y comenzó a volverse muy reconocido. Tiempo después, se enteró del casting para la película de Superman y pareciera que lo habían mandado a hacer. El director Richard Donner quería una persona exactamente como él; alto, apuesto, carismático y más que nada, poco conocido. Reeve se tiñó el pelo de negro para caracterizar mejor al personaje de Clark Kent. El actor apareció en la película titulada Superman en 1978, dirigida por, el ya mencionado, Richard Donner. Christopher comenzó a sentir demasiada presión a partir de esta película, pues se dio cuenta de la gran responsabilidad a la que se sometía. 

Los críticos hacían buena referencia a la actuación del actor pero más que nada, se hablaba de su atractivo físico. De la noche a la mañana, se convirtió en una estrella de cine sumamente reconocida. El primer papel que hizo después de Superman fue en el filme de Somewhere in Time junto a Jane Seymour pero cuando la película se estrenó, no tuvo el éxito esperado. En cambio, su vida personal estaba mejorando, su novia Gae Exton y él tuvieron a su primer hijo, Mathew, aunque eso no los apresuró a casarse. 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

En 1981, el actor participó en la segunda parte de su película estelar, Superman II. Además, también volvió a participar en una obra de Broadway titulada, Fifth of July, obra que recibió cinco nominaciones a los premios Tony.

Su vida personal como profesional comenzaron a mantenerlo ocupado y muy feliz, pues en 1983 ya estaba participando en otras obras, películas y ya tenía a su segunda hija con Gae, con quien terminó su relación más adelante en 1987. Ella se fue a Londres con los niños y Chris se quedó en América pero luego conoció a su última esposa Dana Reeve, con quien estuvo casado desde 1992 hasta el 2004 (su muerte). 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

El 27 de mayo de 1995 cambió su vida, Chris Reeve se encontraba en una competencia de equitación, en donde todo había empezado a la perfección y no fue hasta su tercer salto que las cosas salieron mal y Reeves se cayó del caballo. El problema estuvo en que cayó desde la parte más alta del salto, hiper expendió el cuello y se precipitó, primero la cabeza y luego, 1.90 y 96 kilos cayeron encima de él. Por un momento se quedó paralizado sin poder respirar y enseguida llegaron los paramédicos que inmediatamente subieron a Chris a un helicóptero y lo llevaron al Centro Médico de la Universidad de Virginia en Charlottesville en donde los doctores lucharon por salvarle la vida. Christopher se había roto las primeras dos vértebras del cuello, por lo que dañaron su médula espinal. Al principio estaba completamente paralizado con severas dificultades para respirar. 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

«Tal vez debas dejarme ir». Esas fueron las palabras de Reeves a su esposa Dana, cuando todavía se encontraba en el hospital con muchas dificultades para respirar. «Sigues siendo tú y te amo» eso le contestó su amada, palabras que el mismo actor cuenta que lo mantuvieron con vida. Después de enfrentarse a una operación muy riesgosa para reacomodar su cráneo y médula espinal y permaneció fuera de peligro. Comenzó a asistir a terapias y tratamientos los cuales lo mantenían con esperanza a él y su esposa. Christopher creía firmemente que con ayuda de los ejercicios iba a poder recuperar las fuerzas para caminar. 


En Noviembre de 1995 hizo su primera aparición pública después del accidente, fue a Nueva York para atender a una recaudación de fondos de la Coalición Creativa. Su principal propósito en el evento era entregar un premio para su amigo Robin Williams y tanto sus amigos como todos los presentes estaban sumamente conmovidos por la presencia del actor. Christopher Reeve dedicó el resto de su vida a buscar una cura para las lesiones medulares y siempre con la esperanza de que él no estaría toda su vida sin poder caminar. Él y su esposa crearon la funcación The Christopher Reeve Foundation" para ayudar a personas que hayan sufrido lo mismo que él.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

El actor tuvo otro papel estelar en una de las películas de Alfred Hitchcock y también la hizo de director de cine. El actor hizo muchas cosas para mantenerse ocupado y vivió una vida plena rodeado de todas las personas que tanto lo quieren y admiran. En 1997 obtuvo su estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood. 

Chris muere el 10 de octubre del 2004 a causa de un ataque cardíaco después de recibir un antibiótico para precisamente combatir una infección. Entra en coma por algunos días pero su cuerpo ya estaba muy deteriorado para poder sobrevivir. Su esposa se hizo cargo de la fundación pero murió 17 meses después a causa de un tumor maligno que le apareció en los pulmones. 

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Aún seguimos recordando al actor por su enorme papel de superhéroe como Superman y en la vida real, ya que nos demostró la verdadera valentía que llevaba por dentro. Christopher Reeve seguirá en los corazones de los fanáticos y de quienes conozcan su historia. 

Te podría gustar:

5 cosas que tienes que saber del nuevo Superman, ahora que Henry Cavill se quita la capa
El día que Superman ayudó a combatir el odio del Ku Klux Klan
El superman de Nicolas Cage dirigido por Tim Burton que jamás veremos

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO
Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD