INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

28 fotografías del antes y después de Zac Efron y su sensual evolución

1 de agosto de 2018

Diana Garrido

Todos odiamos "La Macarena" hasta que Zac Efron la bailó en drogas.


Por algún motivo extraño, los productores de Dirty Grandpa creyeron que el gran acierto de su filme era juntar la grandeza actoral de Robert De Niro con la popularidad de Zac Efron. Sin embargo, el verdadero éxito fue poner al joven actor detrás de un peluche de abeja cubriendo su pene y los músculos expuestos para bailar "La Macarena" en medio de decenas de extras.


El guión resulta absurdo, la actuación de ambos actores es básica, carece de un mensaje profundo y no fue redituable; no obstante, la escena del baile es de lo más buscado en YouTube pues muestra a un Zac mucho más maduro —físicamente hablando— con un sex appeal que desborda la pantalla. A decir verdad, es imposible no admirar su cuerpo torneado y firme, pero ¿en qué momento el actor de mirada azul dejó de ser el ídolo teen para convertirse en una bomba sensual?



Tal vez en el momento en el que decidió unirse a ese selecto grupo de actores que además de ser histriónicamente insuperables, son realmente amados por la cámara. Ese grupo idílico al que pertenecen figuras como Clarke Gamble, James Dean, el propio De Niro, Pierce Brosnan, Brad Pitt, Jared Leto y muchos más le tiene un sitio reservado a Efron. Pero no todo ha sido fácil para él, pues no sólo ha desbancado a varios de estos hombres con su belleza, sino que ha sabido transformarla en función de su trabajo, así como de su propia vanidad.



-

En sus primeros años de vida era un niño dulce, pero no figuraba como un pequeño galán de preescolar, sino como un simpático aspirante a atleta.



-

Aunque luego, le pidió a su mamá que lo llevara a un casting en donde le dieron una participación especial en Firefly demostrando que tenía talento y fue recibido en otras series como ER, The Guardian y Miracle Run. Para entonces, tenía la nariz recta y los dientes separados.



-

Pero la ortodoncia, un buen estilista y la adolescencia llegaron a la vida de Zac y le permitieron trabajar como modelo en el videoclip musical de "Sick Inside" de Hope Partlow, así como en la segunda temporada de Summerland, en donde no figuraba como el galán.



-

Así fue que llegó la gran oportunidad. Disney estaba por lanzar una película musical llamada High School Musical dirigida por Kenny Ortega, famoso por ser el coreógrafo de Michael Jackson. El protagonista sería Zac en el papel de Troy Bolton. No había niña, puberta o adolescente que no amara al chico rubio. Era y es el más grande crush del 2006. Fue entonces que se dio cuenta de que su físico podía llevarlo mucho más lejos de lo que creía.



-

Y todo mejoró para el californiano. Su participación en HSM fue elogiada y enseguida se volvió una de las estrellas más importantes de Disney junto a los Jonas Brothers, Miley Cyrus y el resto del cast de High School Musical. Al ver el éxito de su carrera actoral, fue elegido como el protagonista de Hairspray, junto a John Travolta, Amanda Bynes y Christopher Walken.



-

Llegó una oportunidad para demostrar que era más que un actor de películas musicales (y de clasificación AA) y consiguió aparecer en Me And Orson Welles y en el videoclip de Vanessa Hudgens "Say Ok".



-

Más High School Musical y comedias como 17 Again.



-

Poco a poco se iba quitando el estigma del "niño bonito que canta sobre el verano y el amor" para convertirse en un prestigiado y solicitado actor... pero también se convirtió en el sex symbol millennial.



-

Entonces, no sólo se volvió un chico con estilo y porte; sino que se despidió del peinado lacio, del cuerpo de adolescente y del abdomen plano para convertirse en un fornido y sexy hombre que además resultó ser un gran actor.



-

Por cierto, en The Paperboy, película en la que comparte créditos con Nicole Kidman y John Cusack, también baila en ropa interior:




-

Y siguió con los buenos papeles como el Dr. Jim Carrico en Parkland, pero al final, gran parte del éxito de Zac se debe a su físico y así realizó varias cintas no tan aclamadas por la crítica pero sí por los fans como That Akward Moment o Neighbors.



-

O Dirty Grandpa y Mike and Dave Need Wedding Dates. Como era de esperarse, Zac casi no salía a cuadro con camisa. En la mayoría de las escenas aparecía sin ropa por lo que su calidad actoral comenzó a verse opacada por su físico (de nuevo) al grado de lucir exagerado e incluso, algo deforme.



-

En efecto, hablamos de Baywatch y la competencia absurda con The Rock.



-

Así que para reivindicar su nombre regresó al origen: los musicales. Pero esta ocasión de la mano de Hugh Jackman y Zendaya en donde evidenció su mejoría en todos los aspectos y de nueva cuenta, demostró que no es sólo una cara y cuerpo de ensueño, sino que es un gran y valioso actor.



-

Con las fotos de su evolución, Zac Efron demuestra que si bien se convirtió en un guapo y atractivo hombre que pasó por una etapa oscura llamada pubertad y un quirófano que mejoró su nariz, no está en las grandes ligas por eso, sino por su calidad actoral que además de ser grande, la mejora día con día. Claro, pasa horas en un gym, pero lo hace también en clases de canto, baile y actuación puesto que no pierde la ilusión de ganar un Oscar o de interpretar un papel sublime que lo termine por consagrar como actor sin importar si su físico lo ayuda o no.

TAGS: Datos curiosos fotografía de moda cine
REFERENCIAS: People

Diana Garrido


Articulista

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Las mejores películas del año que puedes ver en el cine Canciones de amor para pensar en tu crush aunque no se las dediques Canciones que tocan todas las bandas de covers Las mejores series en Netflix para volver a creer en el amor 26 películas y series secretas de Netflix que debes ver al menos una vez Fotografías de Jason Momoa y su familia que muestran su lado sensible

  TE RECOMENDAMOS