Cine

La cueva para homosexuales cubanos

Cine La cueva para homosexuales cubanos


Seamos realistas: tanto el sexismo como la homofobia son un hecho. Sin importar que se hayan tomado medidas para erradicarlo, sin importar que existan cada vez menos ojos que juzedguen a dos personas del mismo sexo besándose, sin importar que en Cuba se haya abolido la Ley de Ostentación Homosexual desde la década de los noventa, ni que desde 2008 los ciudadanos puedan operarse para cambiar su sexo…

Escribo que sin importar todo lo anterior, porque aún existe una represión hacia las personas homosexuales, porque en Cuba se persiguieron a éstos desde la Revolución y el eco de esa opresión sigue replicándose y atormentando a muchos, aunque la situación ahora sea muy distinta.

En la isla existe un refugio de la homosexualidad ubicado en el Este de La Habana cuya construcción data de 1898. Se trata de un búnker militar abandonado que se construyó para proteger al país de Estados Unidos, aunque nunca funcionó para ello. A este lugar se le conoce como Batería No. 1 y ahora es el protagonista de un cortometraje.

"Los espacios de la cultura militar que odia a los gays son ahora el refugio de la homosexualidad reprimida", afirma Damián Sainz, director de Batería, un documental que plasma la vida que existe tras las paredes del antiguo búnker a partir de la voz de varios homosexuales que han pasado horas en ese lugar, en donde pueden ocultar su homosexualidad dentro de una burbuja que los isla de la realidad.


Este espacio representa un mundo alterno en el cual pueden desarrollar su naturaleza reprimida, sin que esto signifique que ahí dejen de sentir miedo, pues esta burbuja no los defiende completamente de violencia, robos y violaciones.

Entonces... ¿por qué siguen asistiendo? Porque "el ideal de hombre revolucionario estaba más cerca al del soldado, al héroe, al macho inquebrantable". Y los homosexuales, no sólo en Cuba, sino en muchos lugares del mundo, siguen representando una minoría atormentada y marginada. 

Como dice el director del documental: "cuando la sociedad te asfixia, tú te vuelves su enemigo", por lo que huir de dicha sociedad para conocer gente y mantener relaciones sexuales se ha convertido en un hábito. El búnker es un lugar en el que el cuerpo dice mucho más que tu voz, en el que un guiño puede significar un sinfín de insinuaciones, en el que puedes encontrar a cualquier tipo de gente.

El cuerpo no es el único que habla ahí dentro; las paredes del lugar están llenas de relatos, de sueños compartidos, de vida. Pues asemejando las pinturas rupestres de las culturas antiguas, están repletas de imágenes explícitas, de textos que protestan, que desean y que aman. 

homosexuales
homosexuales
Armando José es uno de los hombres que narra su historia en el documental. Forma parte de un grupo de hombres que eran jóvenes durante la séptima y la octava década del siglo XX, quienes aún tienen miedo de mostrar su homosexualidad, pues "la calle es de los revolucionarios". Y al parecer ellos no han olvidado la persecución homosexual, el trabajo forzado; quienes no han podido perdonar a pesar de que Fidel Castro haya pedido una disculpa por la falta de atención al tema durante la revolución.

El documental, Batería, busca mostrarle esta realidad al mundo, por lo que recurrió al mecenazgo para poder conseguir el dinero necesario para la distribución del documental. Consiguieron más de 2 mil euros y esperan presentar su material en verano de este año. Por lo pronto, esta es parte del arte realizado por el productor del corto, Javier Ferreiro; y el teaser del proyecto de Damián.

homosexuales




***


Fuente:
verkami.com


Referencias: