Cuál fue la película más famosa el año en que naciste

Sábado, 13 de enero de 2018 12:34

|Eduardo Limón
peliculas famosas por ano

Las películas más taquilleras desde 1961 hasta 2001. ¿Sabes cuál coincidió con tu año de nacimiento?

Las pláticas que comienzan con la frase «¿Recuerdas esa película en donde…?» invariablemente terminan en nostalgia.


Más si alguno de los involucrados es un completo forever o intenso del cine; ese amigo capaz de citar fichas técnicas y filmografías sin recurrir a Wikipedia. Ya sean las obras maestras más impresionantes del séptimo arte o las cintas más cheesy del planeta, todos tenemos algún título en nuestro haber que nos genera una fuerte y verdadera emoción, un momento especial en sus vidas o una de las experiencias más enriquecedoras de una época en específico.


Y esto no sólo involucra a quienes ya tienen más de tres décadas existiendo. Cualquiera de nosotros puede generar el mismo tipo de discursos con los exactos niveles de intensidad; siempre hay una película que te recuerda a tu primer amor, a aquella vez en que fuiste al cine con tu inalcanzable crush, ésa que te hizo odiar a un determinado director, la que nunca quisiste terminar de ver por aburrimiento o asco, una que sólo amaste con tus amigos porque eran una banda de adolescentes torpes pensando que veían cine de arte o alguna que otra cinta tan buena que te hizo llorar.


Todos tenemos nuestras películas favoritas o imborrables. Para bien o para mal. Y sobre todo, tenemos a esas que nacieron junto con nosotros. ¿Acaso esas producciones se recuerdan tan geniales como la humanidad nos halla extraordinarios a nosotros? ¿Merecerán esas producciones haber visto la luz del mundo el mismo año que nuestras magníficas personalidad?

Para evitar confusiones y alejar toda duda; un recuento de las películas más exitosas en los últimos 50 años.


-


1961 – 101 Dálmatas (Retitherman, Geronimi y Luske)


Plus memorable: La increíble cantidad de dibujos que requirió este filme para hacerse realidad.

Worth it for: Cruella de Vil.



1962 – La conquista del Oeste (Ford, Hathaway y Marshall)


Plus memorable: Una de las primeras superproducciones de la segunda mitad del siglo XX.

Worth it for: John Wayne.



1963 – Cleopatra (Joseph L. Mankiewicz)


Plus memorable: Los vestuarios a cargo de Sharaff, Novarese y Renie.

Worth it for: Los ojos de Elizabeth Taylor. Siempre.



1964 – Mary Poppins (Robert Stevenson)


Plus memorable: Puente entre animación y live action.

Worth it for: Superfragilisticoespialidoso.



1965 – La novicia rebelde (Robert Wise)


Plus memorable: La maestría con que fue traducida al cine una historia real ya antes musicalizada para el teatro.

Worth it for: Julie Andrews girando como demente en la colina.



1966 – La Biblia (John Huston)


Plus memorable: Una producción titánica que se planteó un proyecto casi inabarcable.

Worth it for: Ava Gardner como Sarah.



1967 – El Libro de la selva (Wolfgang Reitherman)


Plus memorable: Baloo

Worth it for: Para quienes le conocimos con el doblaje de México, la voz de Tin Tan lo es todo.



1968 – 2001: Odisea del espacio (Stanley Kubrick)


Plus memorable: Richard Strauss con su Así habló Zaratustra al inicio del filme.

Worth it for: Absolutamente todo.



1969 – Dos hombres y un destino (George Roy Hill)


Plus memorable: Un poco de leyenda, algo de historia verdadera y mucho de mito forajido.

Worth it for: Redford y Newman. Sin más.



1970 – Love Story (Arthur Hiller)


Plus memorable: Nos hizo creer en el amor, aunque éste a veces parezca no existir.

Worth it for: Ali MacGraw en los mejores años de su vida.



1971 – Billy, El defensor (Tom Laughlin)


Plus memorable: Marcó la pauta para mucho de cine Serie B que le siguió.

Worth it for: El resurgimiento del western.



1972 – El padrino (Francis Ford Coppola)


Plus memorable: La música a cargo de Nino Rota.

Worth it for: La presencia de Marlon Brando en un filme que siempre se agradece.



1973 – El exorcista (William Friedkin)


Plus memorable: La cabeza de la pequeña Regan.

Worth it for: Una sonorización que estremece más que la misma película.



1974 – El padrino II (Francis Ford Coppola)


Plus memorable: Al Pacino en una de sus mejores actuaciones.

Worth it for: Toda una guía de venganza aplicable a cualquier circunstancia de la vida.



1975 – Tiburón (Steven Spielberg)


Plus memorable: Innovación en la ingeniería animatrónica para realizar esta cinta.

Worth it for: Todos conocemos la música con la que se acerca un tiburón en la playa gracias a Spielberg.



1976 – Rocky (John G. Avildsen)


Plus memorable: Ese baile de victoria que todos hemos tenido necesidad de hacer alguna vez.

Worth it for: El ojo del tigre, por supuesto.



1977 – Star Wars: Una nueva esperanza (George Lucas)


Plus memorable: ¿Música de orquesta sinfónica con una historia futurista y galáctica? Trato hecho.

Worth it for: Darth Vader. Todo él fue un regalo.



1978 – Vaselina (Randal Kleiser)


Plus memorable: Un musical revelador y escandaloso para un época todavía muy persinada.

Worth it for: La transformación de Sandy.



1979 – Kramer contra Kramer (Robert Benton)


Plus memorable: Ese momento en que temimos –gracias a la película, por supuesto– que nuestra vida amorosa se convirtiera en algo semejante.

Worth it for: Meryl Streep.



1980 – Star Wars: El imperio contraataca (George Lucas)


Plus memorable: Las enseñanzas del maestro Yoda.

Worth it for: Han Solo en carbonita.



1981 – Indiana Jones: En busca del arca perdida (Steven Spielberg)


Plus memorable: El escape que todos hemos imaginado con una bola gigante detrás nuestro.

Worth it for: Harrison Ford en un papel (medianamente) terrenal.



1982 – E.T. (Steven Spielberg)


Plus memorable: La noche de Halloween o el grito de E.T. al ser encontrado por Drew Barrymore.

Worth it for: Llamando a casa, obvio.



1983 – Star Wars: El retorno del Jedi (George Lucas)


Plus memorable: La batalla entre Skywalker padre e hijo.

Worth it for: Luke siendo un maestro Jedi.



1984 – Los cazafantasmas (Ivan Reitman)


Plus memorable: El uso de un villano tan nefasto y hermoso como el Hombre de Malvavisco.

Worth it for: Pegajoso.



1985 – Volver al futuro (Robert Zemeckis)


Plus memorable: Cuando Marty salva a su familia de desaparecer durante la graduación de sus padres.

Worth it for: «¡Hey, Doc!»



1986 – Top Gun (Tony Scott)


Plus memorable: Tom Cruise siendo el adorno más galán del cine.

Worth it for: La canción 'Take My Breathe Away".



1987 – Tres hombres y un bebé (Leonard Nimoy)


Plus memorable: Tom Selleck gozando de sus grandes años como galán para todas las mamás del mundo.

Worth it for: Es una película dirigida por el Señor Spock.



1988 – Rain Man (Barry Levinson)


Plus memorable: La escena de las apuestas.

Worth it for: ¿Quién hubiera pensado que Cruise y Hoffman serían tan buenos juntos?



1989 – Batman (Tim Burton)


Plus memorable: La transformación de Jack Nicholson en el Joker.

Worth it for: La música... Respect...



1990 – Mi pobre angelito (Chris Columbus)


Plus memorable: El grito de Culkin al untarse aftershave.

Worth it for: Todos deseamos que alguna vez nos ocurriera eso, pero nunca pasó.



1991 – La bella y la bestia (Bill Condon)


Plus memorable: La bestia intentando ser cordial y caballeroso.

Worth it for: La Señora Pot cantando.



1992 – Aladdin (Clementts y Musker)


Plus memorable: La canción que abre la película: "Noches de Arabia".

Worth it for: El genio, evidentemente.



1993 – Jurassic Park (Steven Spielberg)


Plus memorable: El primer encuentro con los dinosaurios y la expresión de todos en las camionetas.

Worth it for: La sonorización.



1994 – Forrest Gump (Robert Zemeckis)


Plus memorable: Buba explicándonos cuántos tipos de camarones hay.

Worth it for: Las enseñanzas de Gump y Jenny sobre el amor: no importa cuánto nos haga daño, allí seguimos.



1995 – Toy Story (John Lasseter)


Plus memorable: Caer con estilo.

Worth it for: Aprendimos qué es un amigo fiel.



1996 – Día de la Independencia (Roland Emmerich)


Plus memorable: Will Smith salvándonos.

Worth it for: La Casa Blanca destruida en dos segundos.



1997 – Titanic (James Cameron)


Plus memorable: La cena en el salón de primera clase.

Worth it for: «Dibújame como a una de tus chicas francesas».



1998 – Salvando al soldado Ryan (Steven Spielberg)


Plus memorable: El eterno esfuerzo de Hanks.

Worth it for: La fotografía a cargo de Kaminski.



1999 – Star Wars: La amenaza fantasma (George Lucas)


Plus memorable: La génesis de quien ha sido uno de los grandes villanos en el cine.

Worth it for: Darth Maul y su doble espada láser.



2000 – El Grinch (Ron Howard)


Plus memorable: Los Quién.

Worth it for: Todos los colores del Dr. Seuss traducidos a la perfección en pantalla.



2001 – Harry Potter y la Piedra filosofal (Chris Columbus)


Plus memorable: Ese aire británico que impregnó desde entonces todo lo que imagináramos con respecto a la magia.

Worth it for: Todo.



-


Seguramente tienes otras preferidas o desearías que hubieran sido otras los blockbusters del momento, pero así las cosas, así los datos. Esos fueron los filmes que rompieron toda expectativa tanto monetaria como de discusión entre el público. ¿Habrá alguna que les supere? Habrá que esperar a ver qué nos deparan las salas de proyección, si es que siguen existiendo en un futuro como las conocemos.

Eduardo Limón

Eduardo Limón


Editor de Fotografía y Moda
  COMENTARIOS