Los primeros pasos de Hitchcock en el cine
Cine

Los primeros pasos de Hitchcock en el cine

Avatar of Ignacio Perez

Por: Ignacio Perez

8 de febrero, 2016

Cine Los primeros pasos de Hitchcock en el cine
Avatar of Ignacio Perez

Por: Ignacio Perez

8 de febrero, 2016



El British Silent Film Festival de 2015 permitió al mundo no sólo echar un vistazo a las primeras marcas realizadas por Hitchcock en 1920, sino que también permitió presenciar un caso de sabotaje histórico-cinematográfico.

Man-From-Home

El primer trabajo de Hitchcock en la industria del cine fue el de diseñador de rótulos y decorados en la rama londinense de la Famous Players-Lasky, que en ese entonces fue la compañía cinematográfica más grande del mundo, en una estación eléctrica cerca de Shoreditch. Ninguna de las 11 películas realizadas en Londres por la FP-L llamaron demasiada atención y algunos biógrafos decidieron marcarlas como “perdidas” sin hacer algún esfuerzo para buscarlos. De hecho, se reveló a principios de 2015 en el libro “Hitchcock: Lost and Found”, que la película “The Man From Home” (1922) ha permanecido oculta en un estante dentro del EYE Institut de Amsterdam.

Live-Ghost

Adaptado de una obra creada por Booth Tarkington, “The Man From Home” fue dirigida por George Fitzmaurice y Ouida Bergère, un matrimonio con el que Hitchcock trabajó, pero el único problema es que ninguno de los rótulos realizados por Hitchcock sobrevive. La versión holandesa contiene cerca de 160 títulos, de los cuales ninguno está ilustrado con el estilo característico de Hitchcock.

Three-Live-Ghost

Más tarde en la exposición, algo más apareció: “Three Live Ghosts” (1922), una producción de Fitzmaurice y Bergère, tal vez el filme mejor recibido en sus días y probablemente el que haya involucrado directamente a Hitchcock. Tras recoger la cinta del Gosfilmofond en Rusia, se descubrió que el filme fue editado desde 1920 y sufrió varias alteraciones, ya que en un punto de la edición sirvió para reflejar el punto de vista soviético con respecto al capitalismo imperialista británico.

Eisenstein-cinta

La versión final del Gosfilmofond es de sólo 45 minutos y es impresionante gracias a la intervención Soviética, pero lo más impresionante es la incertidumbre con respecto a qué tanto se puede discernir el trabajo de Hitchcock y el posible trabajo de Sergei Eisenstein (Quien sería reconocido después por su dirección y trabajo revolucionario) y que además trabajaba como re-editor en el comité estatal de Cine en Rusia.


Referencias: