Nelson Mandela: Goodbye Bafana

Nelson Mandela: Goodbye Bafana

Por: mediodigital -

Casi siete décadas fueron las que Mandela se dedicó a luchar contra la segregación racial, causa que lo mantuvo en la prisión de Robben Island durante 27 años. Gracias a este trabajo se convirtió en  uno de los luchadores sociales más respetados y queridos a nivel mundial, pero sobre todo en su propia nación, donde obtuvo todo el reconocimiento por ayudar a reunificar a un pueblo separado por el apartheid.

Nelson Mandela dijo, innumerables ocasiones, que en su lucha constante por conseguir un pueblo más justo, aprendió que el coraje no era la ausencia de miedo, sino el triunfo sobre él y que el valiente no es quien no siente miedo, sino aquel que lo conquista.Nelson Mandela

En 1968, En Sudáfrica, 25 millones de negros están sometidos por cuatro millones de blancos gracias al brutal régimen del apartheid impuesto por el Partido Nacionalista en el poder. Los negros no tienen derecho a voto, a poseer tierras, a moverse libremente, a tener un negocio, una casa ni educación. Decididos a retener el poder, los blancos prohíben cualquier tipo de organización negra, exiliando o encarcelando de por vida a los líderes en Robben Island, fue allí donde Nelson Mandela pasó 27 años de su vida.

Todo inició en 1944; después de terminar sus estudios en derecho, Nelson Mandela  se unió al Congreso Nacional Africano (CNA). Cuando el Partido Nacionalista se hizo con el poder en 1948 e impuso el régimen del apartheid, Mandela y el CNA lucharon contra la política racista del Gobierno. Fue detenido en 1956 y enjuiciado por traición, pero fue absuelto cinco años después.

nelsonmandela

Tras la matanza de Sharpeville, en 1960, el CNA y el Congreso Panafricano (CPA) fueron prohibidos. Nelson Mandela decidió abandonar la estrategia pacífica del CNA y fundó la organización militar Umkhonto we Sizwe. En 1962 fue condenado a cinco años de trabajos forzados y sólo un año después fue acusado sabotaje, traición y conspirar con otros líderes políticos, por lo que es condenado a cadena perpetua. Cuando el presidente Frederik De Klerk levantó la prohibición que pesaba sobre el CNA, Nelson Mandela fue liberado después de haber estado encarcelado 27 años. Fue elegido presidente del CNA un año después.

Su estancia en Robben Island, inspiró una de las cintas más conmovedoras del cine: Goodbye Bafana, dirigida por Bille August y estrenada en 2007.

Goodbye bafana

James Gregory, un típico afrikáner blanco, considera a los negros como personas inferiores. Creció en una granja del Transkei y aprendió a hablar xhosa desde pequeño, por eso es la persona ideal para actuar de carcelero de Mandela y de sus compañeros en Robben Island, pues habla su idioma y puede espiarlos. Pero ocurre lo contrario: la influencia de Mandela hace que la lealtad del carcelero se incline hacia la lucha de liberación sudafricana.

Goodbye Bafana sigue la relación que une a los dos hombres. A través de esta amistad única, James Gregory empezará a darse cuenta de lo cruel que puede llegar a ser el hombre con sus iguales, simbolizando la evolución de Sudáfrica hacia una democracia en pleno auge.

Esta historia recrea los momentos en que Nelson Mandela se convirtió en una de las figuras políticas más inspiradoras del mundo y plantea las siguientes preguntas: "¿Quién es el prisionero? y ¿quién libera a quién?".

Referencias: