Platillos que las personas elegantes nunca piden en un restaurante

13 de abril de 2017

|Carolina Romero



Pasamos gran parte de nuestra vida postergando. Pensamos que todo puede esperar un día más y otro, otro y otro...
Es hasta que nos percatamos del caos que provoca procrastinar que tratamos de retomar lo que debe ocuparnos. Eso puede suceder para cosas del trabajo, personales, incluso para llevar a cabo planes que sólo has elaborado en tu mente, por ejemplo, ir a comer a un lugar al que siempre prometes asistir pero lo dejas para "otra ocasión". 

Llevabas algunas semanas viendo desde lejos el establecimiento. El hecho de que siempre hubiera fila de espera aumentaba tu expectativa.  Con el propósito de evitar dejar todo para después, por fin te decides a entrar.

En una larga carta puesta frente a ti, se despliegan las opciones para degustar. Es un lugar que te parece elegante y no te gustaría actuar de manera impropia. Por eso, aquí te presentamos los platillos que las personas elegantes nunca piden en un restaurante.

-

El platillo del día

platillos para gente elegante-h600

Algunos expertos advierten que el platillo del día es el menos indicado para consumir. Esto puede deberse a que sea comida rezagada que busque venderse. Por su puesto que esto no sucede en todos los casos, sin embargo, este platillo puede realizarse en grandes cantidades por lo que su calidad puede verse afectada

-

Uno que no les agrade del todo

platillos para gente elegante elegante-h600

 

Desde que lo observamos hasta que lo degustamos, el platillo debe sernos agradable. De no ser así, lo más recomendable es hacérselo saber al mesero para que cambie nuestra orden. A veces por pena, tememos ser mal vistos si hacemos observaciones, pero finalmente es un servicio y un producto que estamos pagando.

-

Del que desconozcan ingredientes o modo de preparación

platillos gente elegante pescado-h600

Al observar la carta, puede que existan elementos que desconozcamos. Muchas personas se quedan con la duda sobre los ingredientes o el modo de preparación de su platillo por vergüenza, sin embargo, no hay nada de malo en saber exhaustivamente,  si así lo requerimos, lo que meteremos a nuestros cuerpos. Además, sabiendo lo que contiene podremos ir reconociendo los sabores y ampliaremos nuestros gustos. 

-

Una entrada como plato principal

platillos para gente elegante cereal-h600


Pedir una entrada como plato principal es un error común. Lo más recomendable, según los expertos, es pedir primero algo ligero como una sopa o una ensalada si no tenemos mucho apetito a la hora de ordenar.

-

De cantidades que no se comerán

platillos para gente elegante ventana-h600

En algunos lugares, los platillos se distinguen por su volumen. Querer terminar toda la comida servida cuando ya se está satisfecho puede causar estragos a la salud. Para evitar que se desperdicie, puede pedirse "para llevar" y consumirse luego o regalarla a alguna persona que la pueda aprovechar.

-

Sólo por su nombre

platillo gente elegante sombrero-h600
En algunos lugares, prefieren nombrar “Capelli D’ Angelo al pomodoro con esencia de chipotle” a una sopa de fideo. Este modo "rimbombante" no suma nada a la calidad de la comida. Las personas que saben consumir, conocen que el sabor no depende del elaborado nombre. Por eso, antes que en éste, se fijan en lo que compone al platillo para poder tomar una decisión. 

-

Decía Gabriel García Márquez que “el amor es tan importante como la comida. Pero no alimenta”. El alimentarnos es, literalmente, vital.  El ser una persona con elegancia no significa necesariamente gastar sumas majestuosas de dinero o adoptar actitudes pedantes, sino saber disfrutar de un buen platillo. Para eso, hay que probar de todo y elegir lo que nos gusta. 

Si quieres  saber más sobre platillos te puede interesar la comida libanesa que puedes cocinar sin complicarte mucho y si quieres tener más energía, podrías probar estos alimentos, también puedes ver este video sobre los platillos más caros del mundo. 


Platillos Mas Caros Del Mundo por culturacolectiva


**

Referencias

The Huffington Post


TAGS: Consejos
REFERENCIAS:
Carolina Romero

Carolina Romero


  COMENTARIOS