PUBLICIDAD

COMIDA

¿Cómo saber en dónde comer cuando estás de vacaciones sin fallar en el intento?

Sigue estos tips para saber en dónde comer cuando estás de viaje y no gastar tu dinero ni tiempo.

Entras al primer restaurante que se cruce por tu camino porque ya no aguantas el hambre de tanto estar turisteando en tus vacaciones, pero si el sabor de la comida sea malo o insípido, resulta decepcionante.

Para que esto no te sucede te damos algunos tips para saber en dónde comer cuando estás de viaje y no desperdiciar tu dinero ni tiempo en un lugar en el que no vale la pena. Que no te vean la cara de extranjero e intenten vender una experiencia gastronómica… de última categoría.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Antes de viajar… investiga

Sobre todo si eres todo un foodie, vale mucho la pena investigar qué comer en tu destino, no sólo para no llevarte una desagradable sorpresa, sino para poder conocer los platillos típicos locales. Investiga en blogs de viajeros expertos, en redes sociales, sigue cuentas de usuarios que aman la comida e incluso con tus conocidos que han visitado tu próximo destino. Tu tiempo es muy valioso y si ya tienes más o menos planeado tu itinerario, será un viaje de mucho más provecho –literal–.

Las redes sociales serán tu mejor aliado

Sigue cuentas y hashtags de foodies locales del destino que visitarás, así te darás cuenta de las tendencias que debes buscar conocer. También puedes visitar sitios como TripAdvisor o Yelp en donde los comensales comparten sus puntos de vista, los cuales te servirán como referente y sabrás su un lugar vale la pena sólo para un ligero snack o para una cena especial. Además, recuerda que muchos lugares buenos están escondidos, así que por más que busques, será mejor que conozcas la ubicación a la cual debes dirigirte.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Pregunta a los locales

Pregunta en el lugar en el que te hospedas o a las personas que viajan en el mismo transporte colectivo que tú. Muchas personas son amigables y reciben a los extranjeros con muy buena cara, para ellos es un placer compartir cuáles son sus lugares favoritos para comer e incluso, qué deberÍas ordenar. Como bien sabrás, no hay mejor publicidad que la de boca en boca.

¿Todos mueren por una mesa en ese lugar?

Nada me da mayor desconfianza que un restaurante vacío, en el que no hay ni un alma. Es cierto que hay horarios más populares para comer, pero un lugar prácticamente no tiene comensales, yo no confiaría en que los ingredientes sean frescos. En cambio, cuando hay una fila importante en un lugar, esto implica que ‘no hay pierde’, es decir, seguramente las recetas del restaurante ameritan esperar hasta una hora, además que de muchos negocios cuentan con la opción de hacerte una llamada cuando tu mesa está lista y mientras tanto puedes aprovechar tu tiempo en los alrededores.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

¿Te late?

Yo siempre confío en mi instinto y creo en el amor a primera vista, si algo no me late, prefiero no entrar a un lugar. Mucho más aún si se trata de un lugar en el que voy a comer algo, no quisiera enfermarme durante mis vacaciones y arruinar mi viaje.

Lee también: Los menús escritos a mano lucen más saludables y esta es la razón según la ciencia

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

Experimenta

Si ya has probado prácticamente todas las recomendaciones que tenías en tu lista, por qué no probar algún sitio escondido que tal vez no es muy popular, pero el olor es delicioso y las opciones en la carta son atractivas. Hay muchas personas con negocios caseros con cocineros estupendos. Además, si la experiencia culinaria fue de tu agrado, échales la mano y recomiéndalos con tus contactos en tus redes sociales.

Podría interesarte:

Estas son las 21 ciudades con la mejor gastronomía del mundo, ¿cuál es tu ranking?

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

El sándwich sin pan que querrás probar si amas los pepinillos

Podría interesarte
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD