INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Ilustraciones de Salvador Ballet que muestran la intimidad erótica de las parejas

9 de julio de 2018

Andrea Fischer

Salvador Ballet experimenta con el encuentro erótico del lápiz y la hoja en blanco.

Hablar del cuerpo siempre es complicado. La censura marca límites estrictos en términos de lo que la decencia requiere, permite, muestra. No se diga, entonces, de aquello que implique apenas un acto íntimo. Es fácilmente descartable por su cualidad indecente, que desacredita muchas veces —o pone en segundo plano, a lo menos— el valor expresivo que pudiera subyacer a aquello que el cuerpo hace manifiesto. La moral tiene más peso que la estética aún hoy, en la era de la hiperconectividad, de la comunicación y del supuesto librepensamiento.





Sin embargo, Salvador Ballet traza desde la intimidad del encuentro de la piel. Su trazo es simple, pero efectivo: no necesita de la pretensión hiperrealista para apelar al instante que eriza la piel, a la exhalación pesada que hace palidecer entre las sábanas, a la manera en la que el movimiento y la fragilidad del cuerpo dialogan desde la cercanía con otra persona. Lápiz, papel, línea: no le hace falta más. Sus imágenes son húmedas, se deslizan, transpiran y suspiran por sí mismas. Sus ilustraciones son un espacio de excepción: es explícito en el detalle que lo requiere, pero omite las obviedades de la unión de dos cuerpos, a discreción de lo que la imagen necesite.




Si algo es evidente en su propuesta artística es que es posible condensar las fibras esenciales de la realidad en la trayectoria de la línea. Se favorece la sobriedad del trazo para enfatizar la fuerza del contacto, y el erotismo acontece como un efecto secundario. No se trata de exponer con detalle minucioso los recovecos sensibles del cuerpo humano, sino de llamarlos a través de la emotividad de los personajes. Los gestos se logran con apenas resabios de línea, pero es en esa misma pedacería de sensualidades que la imagen encuentra su equilibrio estético y expresivo. En las imágenes hay silencio, hay suavidad, hay calidez entre dos personas, hay clímax.





Quizá sea por este mismo intento de mostrar la sensibilidad humana que muchas veces se haya encontrado con la censura de las redes sociales. El trabajo de meses y la respuesta ávida de miles de seguidores se ha venido abajo por la estrechez de miras de los criterios de contenido que Instagram impone a sus usuarios, y la cuenta en la que sube su trabajo (@lib_rah) ha sido bloqueada distintas veces. La última, por un espacio de cinco meses. Lo tachan de explícito, cegados por la moral aplastante que sabe ya añeja para el siglo XXI; sin embargo, el freno de mano con el que tiene que publicar en estas plataformas no lo limita: ahí está el trazo, y al trazo no puede censurársele.





Para Salvador Ballet lo que en realidad importa es probar los límites quebradizos del erotismo entre el horror y la delicadeza del tacto. Tal vez sea por esto que se conduzca en una línea más minimalista: menos es más, en sus palabras. Y ahí está el roce, ahí están las caricias, la respiración acelerada, el palpitar acelerado, las palabras que se esfuman cuando el cuerpo necesita otro tipo de interacción. El sudor y las caricias son conductos que apelan a la sensibilidad del cuerpo, desde el silencio de una hoja en blanco. Podría decirse que el trazo es un acto erótico en sí mismo: ése del roce del lápiz con la superficie que se hace imagen, que se hace instante. El contacto prevalece. 





**


Te compartimos también el trabajo ilustrado de Azúcar y Sal que sólo entenderán las personas que no saben decir "te amor".


**


Para seguir más del trabajo del artista, visita sus redes:

https://www.instagram.com/lib_rah/

TAGS: Erotismo Ilustraciones sexuales crowdsourcing
REFERENCIAS:

Andrea Fischer


Colaboradora

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

6 fotografías de los antiguos amores de Ariana Grande #MBFWMx P/V19: Hombres, nuevas masculinidades y surrealismo #MBFWMx P/V19: JULIO X Francisco Cancino Películas con 100 % de calificación en Rotten Tomatoes de los últimos años 5 lugares en la CDMX que te harán creer que estás en otra ciudad Los Ramones: La historia detrás de la banda más grande de punk

  TE RECOMENDAMOS