11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia
Diseño

11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia

Avatar of Carolina Romero

Por: Carolina Romero

24 de febrero, 2018

Diseño 11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia
Avatar of Carolina Romero

Por: Carolina Romero

24 de febrero, 2018

Ni la cura del cáncer, ni la manera de terminar con la hambruna, tampoco la paz mundial o una máquina para viajar en el tiempo. La humanidad se decidió por inventar uno de los instrumentos de tortura más crueles de la historia: el bra.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 1


Sofocados, apretados y limitados, nuestros senos son víctimas de este artefacto todos los días. Lo peor es que la mayoría de las mujeres desconocen que existen al menos cuatro ventajas básicas de no usarlo:


1. Tienes senos más fuertes:


Contrario a lo que se piensa, el sostén no ayuda a mantener los senos firmes. Al contrario; los músculos de la zona se debilitan por lo que, a la larga, produce flacidez. 


2. Respiras mejor:


A veces las tallas no son las adecuadas o por lograr más soporte se sujeta más de lo que se debe.


3. Mejora tu circulación:


No hay nada que impida que tus senos estén bien irrigados sangre, lo que mejora su salud y su apariencia.


4. Te sientes libre


No hay nada como andar por el mundo sin esa apretada obligación colgando de tus hombros.


Podemos concluir entonces que los sostenes son perversos y estas son las razones:


1. Cuando comenzaban a ser amigos, de un momento a otro, decidió lastimarte:


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 2


Ni el desamor hiere tan repentinamente.


2. Porque tienes que ingeniártelas para que no se vean horribles debajo cualquier cosa que te pongas.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 3


Y ni hablemos de las prendas transparentes...


3. Porque sí, lo reconocemos, se han vuelto una parte estúpidamente importante para nosotras.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 4


Para después quedarnos en la quiebra...


4. Porque es una cotidiana tortura que valientemente asumimos.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 5

Así es como nuestra alma llora en silencio... y por dentro.


5. Porque nos volvemos literalmente locas cuando sabemos que es momento de deshacernos de él.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 6

Pero esa felicidad se termina a la mañana siguiente.


6. Porque queremos llevar los senos al aire.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 7

Aunque nunca nadie lo logre entender.


7. Porque, junto con las bragas, son algo que siempre te hará quedar mal.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 8

El mundo de la ropa interior parece conspirar contra nosotras.


8. Porque parece que están hechos para extraterrestres, no para mujeres.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 9

¿Para qué sirve entonces el diseño de moda?


9. Porque para el mundo la división entre "sexy" y vulgar es algo difícil de comprender.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 10


¡Sólo queremos sentirnos cómodas!


10. Porque necesitamos sentirnos bien todos los días.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 11

Irónicamente, el bra se empeña en no dejarnos hacerlo.


11. Porque lo detestamos 24/7.


11 ilustraciones para entender que el bra es el peor invento de la historia 12


Y sólo en casa podemos mandarlo al diablo.


-

El bra se ha vuelto tan indispensable en nuestras vidas que de manera inconsciente lo hemos apropiado como parte de nuestros cuerpos. Aunque nos sentimos terriblemente incómodas con ellos, todos los días hacemos las paces para no salir de lo establecido. No hay nada como sentirse libre de todas las ataduras de la vida y dejar a nuestros senos disfrutar de un ir y venir sin restricciones tortuosas.


Ilustraciones: Wicked Reasoning , Sarah Andersen, C. Cassandra y Agustina Guerrero.



Referencias: