Los mejores colores para decorar tu casa según tu personalidad
Diseño

Los mejores colores para decorar tu casa según tu personalidad

Avatar of Homify MX

Por: Homify MX

13 de mayo, 2016

Diseño Los mejores colores para decorar tu casa según tu personalidad
Avatar of Homify MX

Por: Homify MX

13 de mayo, 2016




Por: Joelia Dávila



La relación entre los colores y las emociones humanas es muy estrecha, no podemos negar que nuestro ánimo cambia dependiendo de los colores y objetos que nos rodean, del orden o desorden, de la cantidad o ausencia de cosas pero, sobre todo, de la atmósfera que envuelve el lugar, que puede ser una atmósfera gris y opaca, colorida y alegre o brillante y luminosa.

Desde la psicología del color a partir de la ciencia, hasta las diferentes doctrinas espirituales, intentan explicar el vínculo entre nuestras emociones y los colores; todas las teorías coinciden en que la fuerza e intensidad de cada color repercuten en nuestras reacciones, además de que, como seres conscientes que somos, tendemos a rodearnos de colores que incrementan las características de nuestra personalidad. ¿Te has fijado que sueles rodearte, ya sea con pintura en las paredes, con accesorios o con ropa, del color o colores con los que te sientes identificado? Seguramente hay un color predominante en tus cosas, y es que tendemos a utilizar los que favorezcan aquellas emociones con las que mejor nos encontramos y con las que nos sentimos más cómodos.

consejos-decorar-tu-hogar

Un individuo con personalidad introspectiva tiende a rodearse de colores oscuros, grises y negros, sombras y pocas luces, y no es que ese entorno lo haga sentir mal, al contrario, se siente cómodo de esa manera y así es como su creatividad fluye. Por otro lado, una persona vivaz, con mucha energía, extrovertida y que gusta de tomar decisiones atrevidas y arriesgadas tiende a rodearse de colores frescos e intensos, como rojo o naranja; una persona tranquila y espiritual busca rodearse de blanco, morado o colores cálidos y neutros como cafés, dorados o azul claro.

Si estás buscando la mejor opción para pintar y decorar los interiores de tu casa -aquellos espacios en los que habrás de vivir, soñar, dormir, leer, descansar, ser feliz y desarrollar tu creatividad- aquí tienes algunos tips que explican el fuerte vínculo entre algunos colores y la personalidades. Identifícate y elige los colores que mejor van contigo, tal vez hasta descubras porqué en tu guardarropa encuentras muchas prendas del mismo color y no tenías idea.



Si eres apasionado, espontáneo, atrevido y te gusta rodearte de energía…

Si te apropiaste de la descripción de este primer punto: definitivamente el rojo es tu color. Úsalo en accesorios, detalles decorativos y sobre todo en textiles. Mucho cuidado con utilizarlo en paredes completas, pues demasiada energía puede ser contraproducente, sobre todo en el dormitorio. Trata de colocar pequeños toques del color y dejar tan sólo uno o dos elementos grandes en tu casa completamente rojos. El movimiento de energía que se creará será fantástico.



Si eres alegre, amable y te encanta divertirte…

El naranja es para ti. Este color suele asociarse con el juego y nos conecta con nuestro niño interior ya que es muy alegre y deslumbrante. Puedes utilizarlo en diversas tonalidades para no saturar de un mismo color brillante todo tu espacio. Pequeños toques de naranja intenso pueden acompañar a los muebles en colores neutros como cremas o grises; un sofá naranja frente a una pared de pálido color chabacano podría ser una buena combinación. Este color también se asocia con el apetito, así que para rodear la cocina o el comedor es excelente.



Si la hospitalidad es lo tuyo, la creatividad y la tranquilidad…

El amarillo es tu color: suave y, aunque lo prefieras intenso y brillante, refleja paz y armonía, no olvidemos que es el color del sol, por lo tanto es energía pura y sabia; energía que envuelve la creatividad y la deja fluir en un vaivén de ideas, en una atmósfera de tranquilidad y luz. Puedes utilizarlo en paredes completas y combinarlo con blanco en mobiliarios. También las maderas son excelentes compañeras para este color, los accesorios los puedes incluir en cualquier otro, en pequeñas dosis.



Si lo tuyo es la ecología, la relajación, estar en contacto con la naturaleza y la pachamama…

Debes rodearte de verde, y ojo, este color incluye vegetación; incluye tenues tonos verdes y acentúa los espacios con detalles de intensidad. Macetas en diferentes sitios, textiles que combinen el color verde con tonalidades terrosas como marrones, o con colores energéticos como naranjas o amarillos. El verde es muy noble, a pesar de su fuerza combina con casi todos los otros colores creando ambientes totalmente diferentes entre sí. Aprovecha esta bondad y conéctate con la naturaleza.



Si tiendes a la serenidad, eres intuitivo y te gusta comunicarte, entonces…

El azul es el color perfecto para ti. Éste tiende a ser frío si no se equilibra con texturas y otros colores más cálidos. Puedes utilizarlo para grandes superficies si los accesorios y mobiliario los dejas neutrales, de madera o en color gris. Utiliza textiles de algodón para rodear el ambiente, pues esta textura equilibra el frío y crea ambientes confortables y acogedores. Pero si te gusta la sensación de formalidad y frialdad, combínalo con elementos metálicos o grises oscuros y negros, el resultado será de elegancia.




El misterio, la espiritualidad, la elegancia sutil y tu mente divaga mucho…

El morado es tu color perfecto en todas sus gamas y presentaciones. Úsalo en los accesorios que prefieras y en las paredes, pero no en todas porque puedes encerrar demasiado el espacio, no olvides que la luz es primordial para un ambiente hogareño sano y confortable. Detalles de morado borgoña le darían un toque de infinita elegancia a tu casa, textiles en delicados colores violeta o lila crearán ambientes sublimes y espirituales, y si los combinas con grises, verdes y azul índigo tu espacio será una burbuja de espiritualidad sublime.



Ternura, delicadeza, encanto y romance son características de tu personalidad…

Entonces el color rosa debe rodearte. Y no te limites, el rosa no es color de mujer, los colores no tienen género, sólo son colores, así que si eres un chico, no te preocupes si te gusta el romance, las flores o simplemente porque el color rosa combina muy bien con el blanco o el gris. Considera que este color tiene la ventaja de no ser demasiado intenso, por lo que puedes utilizarlo para pintar todas las paredes. Si prefieres un color fuerte como fucsia o rosa mexicano, inclúyelo en cierto mobiliario, por ejemplo un gran sofá al centro de la sala, la cabecera de tu habitación o los accesorios decorativos del estudio.



Eres constante, gustas de enseñar a otros y buscas el confort, la comodidad y la neutralidad…

En este caso, los colores terrosos como cafés, marrones y ocres son perfectos para ti. Estos colores crean la sensación de confort y acogimiento, provocan mucha familiaridad y comodidad, por lo que rodearte de ellos es ideal si gustas de estar acompañado y disfrutar tiempo de calidad con los tuyos. El beneficio de estos colores es que generalmente van acompañados de deliciosas texturas como madera, fibras o algodón crudo, las cuales puedes utilizar para el mobiliario, las cortinas o lienzos sobre las paredes



Si buscas paz y tranquilidad, confort, orden y limpieza, entonces…

El color blanco es perfecto para ti y tiene la ventaja de no tener límites. Rodéate de él en paredes, cuadros, muebles y textiles. Este color crea atmósferas luminosas, relucientes y diáfanas que hablan de pureza y belleza, de orden y control, pero también de tranquilidad, paz y espiritualidad. No olvides colocar acentos en algún rincón o sobre las superficies más vistosas; para decidir de qué color incluir los acentos echa un vistazo a la lista anterior.



Te podría interesar
*
7 tips para que tu habitación luzca más grande
*
30 sencillos consejos para hacer de tu hogar tu lugar favorito



Referencias: