INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

16 tatuajes en los oblicuos para hombres que no limitan su sensualidad

14 de abril de 2018

Diego Cera

Aunque hay quienes se niegan a creerlo, el cuerpo de un hombre puede desbordar sensualidad, sólo que a veces necesita un poco de ayuda.



Si tuviéramos que esconder todo lo sensual de nuestro cuerpo, seguramente seríamos reproducciones en tercera dimensión de los muñequitos que dibujábamos detrás de nuestros cuadernos cuando éramos niños. Bolitas y palitos, sólo eso. No importa la talla, el peso o el color de nuestra piel, en todo momento, la sensualidad se apoderará de nosotros y llegará sin preguntar o avisar de su llegada.






¿Cómo puede un hombre convencerse de que es sexy? Basta con echar un vistazo a cualquier libro sobre Historia del Arte para percatarse de lo que en realidad es demasiado obvio: el cuerpo humano ha sido, desde tiempos inmemorables, el objeto artístico por excelencia. Desde los perfectos y coloridos mosaicos griegos, hasta los finos detalles esculpidos en mármol por Miguel Ángel, todo en el cuerpo del hombre es sensualidad, pasión y fuerza; porque si de algo estamos completamente seguros es que, al hablar de masculinidad, estos tres elementos siempre van de la mano.






Así como sirve de modelo, la figura masculina tiene un perfecto potencial para ser visto como lienzo; cada pliegue y comisura merece un tratamiento y un significado especial que le identifique como portador indiscutible de la sensualidad masculina. Los oblicuos, por ejemplo, son ese camino que nos llevan a un futuro incierto en el que la sensualidad y el deseo se funden para llevarnos, quizás, a la zona donde todo ocurre. Lo que el ombligo o las piernas hacen por la mujer, esta parte baja de los costados masculinos lo retoma a la perfección.






Está de más decir que este artículo habla de tatuajes; pues en realidad podríamos poner una cicatriz cualquiera, sin color o forma y ésta seguiría indicando el camino correcto hacia la sensualidad. Teniendo tan cerca a la entrepierna, pero sin dejar que ésta pueda asomar o insinuar un acto que posiblemente ni siquiera llegue a consumarse; entonces es posible decir que los tatuajes en los oblicuos son sinónimo de erotismo, pues son el preámbulo perfecto de lo que no es pero debería.






No importa si es una frase, flores o cualquier otro diseño mucho más intrépido, la sensualidad cobrará vida justo ahí, en la mitad del camino que une a la sensualidad y la pasión. El cuerpo será capaz de sacar toda la sensualidad que había guardado desde su nacimiento, toda persona que le rodee será testigo de ese acontecimiento que sin duda fue el que en otra época llevó a los artistas a retratar la figura masculina como una creación innegablemente divina.


TAGS: Ideas para tatuajes Tatuajes para hombre Hombres con estilo
REFERENCIAS:

Diego Cera


Articulista

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Cosas que le pasan a tu cuerpo cuando empiezas a envejecer Pentotal sódico: la historia de la droga que te hace confesar la verdad Cartas de amor perfectas para dedicar si no encuentras inspiración Mielitis flácida aguda, una enfermedad que está afectando a muchos niños Surfing: la forma más efectiva de alargar los orgasmos Películas y otras series de Daniel Giménez Cacho, de Club de Cuervos

  TE RECOMENDAMOS