Tatuajes vintage que puede usar un hombre para verse más varonil

Miércoles, 28 de marzo de 2018 12:06

|Diego Cera
tatuajes vintage

Al final del día, un tatuaje no es más que una mancha de tinta sobre la piel que guarda toda la sensibilidad y el valor de quien orgullosamente lo lleva sobre su piel.



Bajo el sol en mar abierto se forjó el carácter de los grandes marineros y sus tripulaciones. Desde barcos mercantes, hasta aquellos destinados a los despiadados actos de piratería, todos fueron benditos por una luz que a menudo se volvía la peor de las torturas y convertía a fieles compañeros en potenciales rivales capaces de arrebatar la vida de quien fuera necesario con tal de tomar el control de los navíos. El sol y el mar, en ese sentido, son dos elementos ideales para que nazcan grandes historias de hombres valientes que se han enfrentado al peor de los desiertos, aquél en donde ni siquiera el agua es segura, pues un solo trago puede matar al individuo más fuerte.


tatuajes vintage 1


¿Y qué tiene que ver todo esto con los tatuajes? Básicamente todo. De no haber sido por el mar y sus dificultades, los hombres jamás hubieran sentido la necesidad de recordar y sentir nostalgia por lo que habían dejado en tierra firme, la tripulación del famoso Capitán Cook que alrededor de 1771 realizó un par de viajes a Tahití, no habría visto en estos diseños la posibilidad de mantener —aún en la más profunda de las locuras— el recuerdo de lo buena que había sido su vida mientras sus plantas pisaban la crujiente tierra seca y no las húmedas tablas de los barcos.


tatuajes vintage 2


Sin saberlo, el artista y científico Banks, quien viajó con Cook durante sus expediciones a la isla sería el precursor de unos de lo estilos más antiguos y famosos del tatuaje moderno: el old school. Empleando técnicas que aprendió de la gente de la Polinesia, el ahora tatuador ayudó a crear el mito de que absolutamente todos los hombres de mar era rudos y tatuados. Ya fuera con un ancla o una sirena, las figuras del marinero y los tatuajes fueron dos elementos que se mantuvieron juntos gracias a la rudeza que representaba haber soportado leves "martillazos" perforando su piel hasta lograr uno de estos diseños.


tatuajes vintage 3


Afortunadamente las técnicas empleadas por este pionero de la tinta cambiaron a algo mucho más automatizado y moderno. Las máquinas a bobinas hicieron mucho más sencillo el trabajo del tatuador y la aparición de nuevos pigmentos convirtieron a los diseños gruesos y toscos en imágenes con colores vivos y patrones cada vez más complejos.


tatuajes vintage 4


Gracias a que este arte se hizo más variado, los artistas comenzaron a incursionar en otros estilos dejando de lado a la vieja escuela; aunque no por mucho. Comenzada la Segunda Guerra Mundial, una nueva ola de hombres tatuados apareció en forma de soldados estadounidenses que llevaban en sus cuerpos símbolos de su patriotismo. Desde águilas calvas hasta banderas, cualquier diseño que se les ocurriera para demostrar el apego hacia su patria era bienvenido en sus pieles que, al final del día, era lo último que les quitarían.


tatuajes vintage 5


Esta actitud de firmeza y decisión ha permanecido tan ligada a estos diseños que quienes han decidido ponerlos sobre sus cuerpos simplemente son vistos como hombres cuya valentía y fuerza no se pone en duda; como si dentro de cada gruesa y oscura línea estuvieran encerradas todas las historias que lo llevaron hasta donde está parado. Después de todo, más allá de la tinta, un tatuaje está hecho de eso: pasado y tradición.


Diego Cera

Diego Cera


Articulista
  COMENTARIOS