Razones por las que amamos y odiamos a Roberto Palazuelos luego de ver su show

Razones por las que amamos y odiamos a Roberto Palazuelos luego de ver su show

Por: María Vega Muciño -

"El Diamante Negro” es toda una celebridad muy imitada.


No hay nadie más mirrey que Roberto Palazuelos. Piel bronceada, paseos por Miami, camisa abierta con cadena de oro en el pecho y actitud de tiburón en los negocios, no cabe duda que “El Diamante Negro” es toda una celebridad muy imitada.

Relacionadolecciones-de-vida-de-roberto-palazuelos15 extrañas lecciones de vida de Roberto Palazuelos

Con Roberto Palazuelos no hay medias tintas, lo amas o lo odias y hay varias razones por las cuáles puedes estar en alguno de los bandos y aquí te van algunas:

Lo "amamos":

-Porque no ha tenido una infancia fácil. Por una disputa entre su mamá y su abuelo “Bobby” creció sin una figura materna, además, cuando quiso dedicarse al mundo del entretenimiento su familia le dio la espalda y él solo se abrió paso. Se aferró a la fama.

-Será fresa, pero en realidad es una persona muy educada. Ha viajado por todo el mundo, ha asistido a los mejores colegios y es un hombre de mucho mundo. Aunque eso no le quita lo fresa.

-Además de su carrera en la televisión mexicana es un empresario, y cuando hubo un problema con su cadena hotelera, se metió a estudiar leyes y a los 45 se convirtió en un exitoso abogado. Aunque usted no lo crea.

-Está chapado a la antigua. Él mismo lo ha dicho y gente cercana a él confirma que es un hombre sumamente caballeroso, que trata muy bien a la gente de alrededor y sobre todo, siempre profesa mucho respeto hacia las mujeres. Es machista en cierta forma, pero es más respetable que cualquier otro tipo similar.

-Es alguien que sabe aprovechar muy bien la fama que le han hecho y sabe cómo sacarle provecho, como ahora con su propio reality show en MTV, Palazuelos, mi rey.

Lo odiamos

-¿En en serio ese bronceado? Ese color tostado en la piel es muy de los 2000s. 

-No soportamos su manera de hablar ¡que alguien le quite ese tonito, por favor!

-Lo pedante y hasta prepotente que puede llegar a ser, basta con recordar algunas de sus frases joyitas como «Entre el poder político y el económico, yo me quedo con el poder de manejar mi Ferrari».

Como todos, Roberto Palazuelos tiene sus claroscuros, y para gustos se rompen géneros, así que tú decides  ¿Lo amas o lo odias?

Te puede interesar:

15 extrañas lecciones de vida de Roberto Palazuelos
16 celebridades que ya eran ricos antes de hacerse famosos

Referencias: