NOTICIAS ARTE FOTOGRAFÍA CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

6 formas de desmaquillar y limpiar tu rostro

24 de abril de 2018

Eduardo Limón

No atentes contra tu salud y apariencia. Desmaquíllate. Sé consciente.



Uno. Te maquillas y te ves fabulosa.
 


Dos. Sientes que el mundo es tuyo y reafirmas mil y un cosas con la simple pero enérgica ayuda de, por lo menos, un delineador y un lápiz labial.
 


Tres. Regresas a casa. La hora y el día es lo de menos...
 


Cuatro. Sabes que desmaquillarte es necesario, pero ¡qué bodrio tener que hacerlo! Tu cansancio, tu falta de tiempo y el desastre de una solución nada rápida te deprimen con sólo pensarlo.
 


Cinco. No lo haces o lo haces mal, por lo que ocasionas infecciones o estragos en la piel que te convierten en un monstruo.
 



-

¿Qué hacer al respecto? ¿Cuáles son tus opciones para que en un día de resaca intensa no amanezcas con un ojo del tamaño de una pelota o las mejillas llenas de escamas? Conseguir los mejores productos, visitar a tu dermatólogo y hacer un ligero esfuerzo por no irte a la cama —o en donde tengas que dormir— con el rostro pintado.
 


Eso y algunos consejos rápidos de emergencia:
 


Puedes lavar tu cara con agua fría y jabón —de preferencia neutro— para quitar las impurezas que se han adherido a tu piel. No uses agua tibia o caliente, y recuerda que esto no es la única medida, pero sí la más básica.
 



Carga siempre en tu bolso toallitas desmaquillantes. Éstas retiran los restos de maquillaje y el exceso de sebo en tus poros.
 



Si tu terror son el rímel y el delineador, unta tu dedo índice con un poco de vaselina y frota, con cuidado, el contorno de tus ojos. Esto no lo removerá por completo, pero sí suavizará su textura y así será más fácil de quitar con un papel o una toalla.
 



De la misma forma actúa el aceite de almendras. Una pequeña botella de éste en tu bolso te sacará de infortunios. Si estás en casa, puedes añadir a este método un paño suave para disminuir aún más las irritaciones habituales de desmaquillarse.
 



Si lo prefieres usa el aceite de coco para esta tarea, recuerda que éste hidrata y protege contra las arrugas a tu rostro, pero necesitas comprar uno lo menos industrializado o artificial posible.
 



Como último paso, masajea tu rostro con algún tónico hidratante o vuelve a lavarlo con agua fría. Necesitas refrescarte para evitar el riesgo de acné o puntos negros. 
 



-

Estos seis consejos son rápidos —y hasta cierto grado naturales— y no requieren una extensa rutina o tu anclaje por horas en el baño para que tu rostro sea libre al fin. No tienes excusa para no llevarlos a cabo y son ultraurgentes si es que sufres de una piel grasa o extremadamente seca, haciéndote propensa a un conflicto a consecuencia de tu aberración —o falta de cuidado— a desmaquillarte.
 Para completar esta información, lee sobre cómo lucir con estilo cuando no te gusta el maquillaje ni arreglarte mucho y otras 4 tendencias de maquillaje que debes olvidar para tener un look natural.


TAGS: Mujeres Consejos de Belleza Consejos de Maquillaje
REFERENCIAS:

Eduardo Limón


Editor de Fotografía y Moda

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Eras perfecta, eras inevitable, eras un sueño ajeno que llegó a mí Secretos de Gabriel García Márquez que no conocías La evolución y el sonido de Alex Turner 14 películas de Marvel que se conectan con Avengers y Deadpool 8 Skirts You Can Try This Summer, If Sundresses Aren't Your Thing The Weird Reason Why Bigger Penises Could Mean A Faster Extinction

  TE RECOMENDAMOS