INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

Teatralización, drama y protagonismo: cómo saber si tienes personalidad histriónica

3 de julio de 2018

Alma Gómez

El protagonismo y la emotividad excesiva son las características principales que permiten identificar este trastorno

No a todas las personas les resulta sencillo socializar o adaptarse fácilmente ante cualquier cambio que se le presente en la vida. Ciertas características que se encuentran en cada uno determina el tipo de personalidad con el que se le relaciona. De dicho vínculo depende cómo se desarrolla su convivencia en el entorno social. Para el psicólogo Carl Gustav Jung existen ocho tipos de personalidades, de acuerdo con determinadas acciones en cada individuo.

Dentro de la clasificación se encuentran dos conceptos: introversión y extroversión. El primero se refiere a quienes prefieren centrar todo esfuerzo y foco en su propia vida sin llamar mucho la atención y suelen ser personas muy vulnerables al nerviosismo cuando se encuentran ante una gran conglomeración de gente. El segundo tipo muestra un gran interés por las cosas que ocurren a su alrededor y por medio de las cuales se permite relacionarse con los demás.



Mientras que para algunos resulta más formidable permanecer en el anonimato y alejados de la mayoría, otros disfrutan siendo el centro de atención en cualquier momento o lugar. Las personalidades extrovertidas buscan ser partícipes de los hechos y tienden a demostrar mayor participación en su entorno, a sobresalir, a ser el centro de atención, además de ser muy abiertas a cambios e ideas. No obstante, existen personas que no sólo son extrovertidas sino que disfrutan de forma desmedida la atención y hacen hasta lo imposible por conseguirla.

Algunas cintas cinematográficas se centran en las distintas personalidades que existen para crear y dar vida a la historia de muchos personajes, los cuales nos permiten apreciar el mundo de otra manera, entendiendo parte de algunas acciones y compartiendo emociones que probablemente no seríamos capaces de experimentar en nuestra realidad a causa de la características que nos distinguen.



En la película Desayuno con diamantes (Blake Edwards, 1961) —también conocida como Muñequita de lujo o Desayuno en Tiffany's, como la obra homónima de Truman Capote en la que se basa— podemos ver cómo es la vida de Holly Golightly (Audrey Hepburn), una chica que sueña con ser actriz. Además de tener una personalidad extrovertida, es muy atractiva, elegante, y con un toque seductor que la hace especial. Aunque vive en un vaivén de emociones, se deja enamorar fácilmente por los hombres que conoce, pero no permite que le generen ataduras. Su extravagancia y gusto por los lujos la hacen disfrutar de ser el centro de las miradas. Esta historia no sólo demuestra la liberación femenina, también retrata la personalidad histriónica del personaje principal.

Este trastorno se puede manifestar bajo distintos contextos al inicio de la edad adulta. En general las personas presentan patrones de teatralidad, autodramatización, tienden a buscar de forma desmedida el protagonismo y la aprobación por parte de los demás. La búsqueda del estrellato y la emotividad excesiva son las características principales que permiten identificar este trastorno.

De acuerdo con el psicólogo estadounidense Theodore Millon, quienes manifiestan una personalidad histriónica tienen variaciones en sus emociones y comportamientos, pero además poseen una gran capacidad para captar los estados de ánimo de quienes desean impresionar. Por eso les resulta más sencillo que los demás se fijen en ellos. El gusto por la atención y la constante estimulación los vuelven seductores y caprichosos, con el único fin de obtener lo que se proponen.



Quienes tienen personalidad histriónica son percibidos por encima del resto por ser atractivos pero superficiales, poco auténticos, exigentes, dependientes, egoístas y sin capacidad para mantener relaciones sociales y sentimentales duraderas. El psicólogo Aaron T. Beck considera que quienes tienen una personalidad histriónica asumen de forma extrema un estereotipo sexual. Aunque se presenta sólo en 1 % de la población, las mujeres suelen ser quienes más desarrollan este tipo de personalidad; pero los hombres que se caracterizan por este trastorno aprenden a desempeñar un rol masculino por medio de la virilidad, rudeza y la capacidad de resolver fácilmente los problemas.

Sin embargo, convivir con personas que presentan estas peculiaridades pueden ser difícil, pues los niveles de exigencia que expresan se vuelven cada vez mayores. Suelen enojarse por pequeños problemas, lloran con facilidad si no reciben atención, son muy influenciables, son poco tolerantes a la frustración, tienden a culpar a otros de sus propios fracasos o decepciones y en el ámbito sexual llegan a ser agresivos. Incluso consiguen aparentar que las situaciones parezcan más importantes de lo que en realidad son para conseguir todo lo que necesitan.



La atención siempre será un factor clave para su felicidad. Por el contrario, la desaprobación y el menosprecio pueden afectarlos rápidamente. Ser el protagonista nunca será una tarea fácil, pues hemos visto en muchas películas que estos personajes son los que más sufren, precisamente por encontrarse expuestos a altibajos —buenos o malos— que pueden cambiar drásticamente el rumbo de la historia. Por ello encontrarse en el centro de miradas no resultará tan sencillo como pareciera. ¿Qué tipo de personalidad crees que define mejor la tuya?

***

Existen muchas cosas que probablemente no sabías de tu personalidad. Incluso por medio de ello puedes saber por qué no funcionan algunas de tus relaciones sentimentales.

TAGS: Psicología Personalidad Trastornos mentales
REFERENCIAS: Los 8 tipos de personalidad según Carl Gustav Jung Trastornos de la personalidad

Alma Gómez


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

¿Anna Wintour deja Vogue? 32 fotografías de Arnold Veber que muestran la decadencia de un club nocturno en Rusia When You Stop Trying To Define Your Cultural Identity: 4 Things I've Learned Along The Way Películas en Netflix para hombres enamorados Errores que cometes al maquillarte con colores naturales y nude Los cuernos de Satán, el 666 y el origen de otros signos malignos que creó la Iglesia

  TE RECOMENDAMOS