Cómo ser revolucionario sin recurrir a la violencia
Estilo de vida

Cómo ser revolucionario sin recurrir a la violencia

Avatar of Rafael Vargas

Por: Rafael Vargas

15 de febrero, 2016

Estilo de vida Cómo ser revolucionario sin recurrir a la violencia
Avatar of Rafael Vargas

Por: Rafael Vargas

15 de febrero, 2016


Hoy muchos quieren retar al sistema financiero, ese mismo que nos obliga a ser máquinas más que seres humanos, a tener un trabajo, deudas, tarjetas de crédito, el que nos dice que necesitamos estar todo el día en una oficina para gastar nuestro dinero en cosas que realmente no necesitamos, pero que al final nos hacen más esclavos conforme pasa el tiempo, miles de personas han intentado rebelarse contra este establishment a lo largo de la historia, la mayoría de ellos de una forma violenta que incluso a llevado a guerras, conflictos y hasta matanzas, pero existen formas de rebelarse de una manera pacífica.

No es secreto para nadie que todos buscamos formas de ser menos dependientes de este mundo materialista y consumista que no ha hecho más que lanzarnos a un frenesí de indiferencia e individualismo que está ahorcando al planeta en este momento, estos consejos no sólo servirán para cambiar nuestras vidas personales, si no también para darle un respiro a la Tierra que ahora se encuentra en un estado de decadencia por el consumo sin medidas de sus recursos, una forma de ser un revolucionario sin tener que cargar un fusil en los hombros.

Siembra y cosecha tu comida.

revolucionario

No consumirle a grandes supermercados y cadenas de comida es una forma genial de combatir contra ese sistema, tener nuestra propia huerta en nuestra azotea, jardín o patio; además es muchísimo más sano que comprar en locales donde ya no sabemos si lo que estamos adquiriendo viene cargado de transgénicos provenientes de Monsanto.

Reciclar

revolucionario

“Lo que para unos es basura para otros es un gran tesoro” reza un conocido lema y es completamente cierto; reciclar es una forma de no consumir, de no gastar más recursos al planeta, de no sobre explotar y contaminar con nuestro desechos de papel, plástico y cartón. Buscar un centro de reciclaje en nuestra ciudad o bien hacer hermosas artesanías con nuestra basura es una alternativa.


Recurrir al trueque más seguido

revolucionario

Si tienes una huerta y tu vecino gallinas, porque no intercambiar legumbres, verduras y hasta frutas por huevos o pollo, si sabes hacer algún servicio quizá puedas hacer algún trueque con el cuál ambas partes queden en buenos términos.

Apoyar al empresario y comerciante local

tiendaslocales

Podemos apoyar a los comercios que se encuentran a la vuelta de la esquina y comprar ahí nuestros productos de consumo diario, comida o artículos, muchas veces pertenecientes a personas que sólo buscan vivir dignamente y darle una buena educación a sus hijos, incluso pueden ser nuestro conocidos.


No ser tan consumistas

noserconsumistas

Cada vez que se está frente a un aparador preguntarse si en realidad se necesita lo que estamos a punto de comprar o si sólo servirá para llenar nuestro vacío de consumistas que en realidad nunca se llena del todo, todos tenemos cosas que en este momento se encuentran llenas de polvo sin ser usadas.


Hacer nuestra propia ropa

ropahechaporlocales

No quiero decir que nosotros mismos vamos a coser nuestra ropa, hay miles de tiendas de artesanos que hacen ellos mismos la ropa que piensan vender, también podemos apoyar a los sastres y costureros locales que no tienen una gran ganancia, ni tienen talleres llenos de esclavos modernos.

 


Referencias: