5 ejercicios para quemar la grasa de la espalda que sobresale de tu bra

Miércoles, 31 de enero de 2018 11:49

|Olympia Villagrán

Aunque no lo creas existen diversas rutinas de ejercicio con las que puedes eliminar los rollitos de piel entre los tirantes y el broche de tu sostén.



Fue una mujer en apuros la que inventó el brasier como lo conocemos hoy. Mary Phelps Jacobs, mejor conocida como Polly, acababa de comprar un vestido escotado para una fiesta, el cual le era imposible usar con un corsé convencional. Así que tomó dos pañuelos de seda, un pedazo de cordón, un listón y con la ayuda de su empleada diseñó un sostén ligero que a penas se notaba a través de la abertura de su escote.



El éxito de este invento fue tal que Polly no dejaba de recibir pedidos de parte de sus familiares y amigas. Años después ella patentó esta prenda como Backless Brassiere, hasta que finalmente vendió los derechos de su icónico bra a la Warner Brothers Corset Company por 1, 500 dólares.


Para nuestro infortunio, la evolución de esta pieza interior pasó de ser ligera y sutil a rígida y estrecha. Los tirantes, broches, resortes y varillas del bra sometieron a nuestra espalda a una especie de tortura eterna. La cual no sólo estruja nuestro torso y pecho, también irrita nuestra piel y resalta una de las partes que más odiamos de nuestro cuerpo: los rollitos de grasa en la espalda.



-

¿Es posible deshacerte del tejido adiposo que sobresale de tu bra? Sí... aunque no lo creas existen diversas rutinas de ejercicio con las que puedes quemar esa molesta grasa que se acumula entre los tirantes y el broche de tu sostén.



+Para los siguientes ejercicios necesitarás unas mancuernas, y si no tienes, puedes llenar de tierra o piedras dos botellas de agua que quepan en tus manos.

+Debes realizar estos ejercicios de la siguiente manera: 3 series de 10 repeticiones con cada uno.

+No hay manera de que estas rutinas resulten si no dedicas, mínimo, 30 minutos de tu día a hacer cardio.



1 Coloca tus brazos extendidos hacia abajo y elévalos lateralmente sin sobrepasar la altura de tus hombros.


2. Realiza una serie de lagartijas alternando 5 con las piernas estiradas sobre tus puntas y 5 con las piernas dobladas sobre tus rodillas.



3. Colócate en posición de plancha durante 5 segundos, luego estira los brazos en la misma posición y regresa a tu postura inicial. Repite el ejercicio con mayor velocidad cada vez.


4. Toma una mancuerna con cada una de tus manos y extiende los brazos hacia abajo con la espalda recta. Sube uno de tus hombros y dobla tu cintura hacia el lado contrario, repite lo mismo de manera opuesta.


5. Recuéstate sobre un lado de tu cuerpo, con cuidado levántate hasta quedar sobre tu palma y sobre uno de tus pies. Repite lo mismo con la otra parte de tu figura.



Ten paciencia y cuando menos lo esperes dejarás de notar que entre los tirantes y el broche de tu bra aparecen algunos rollitos de piel. Sé constante, hidrátate mientras practicas cada ejercicio y balancea tu alimentación.


REFERENCIAS:
Olympia Villagrán

Olympia Villagrán


Editora de Estilo de Vida y Diseño
  COMENTARIOS