INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

7 hábitos que podrían estar maltratando tu piel y no te habías dado cuenta

4 de julio de 2018

Alma Gómez

Es importante saber qué detalles nos ayudan a mejorar la salud de nuestra piel

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano. En un humano, puede alcanzar un promedio de 2 metros cuadrados en extensión y un peso de alrededor de 5 kg en un adulto promedio. Más allá de su rasgo estético, destaca por sus propiedades elásticas y porque protege al organismo interno de los elementos del entorno, como la humedad, las bacterias y los rayos del sol. Igualmente importante, la piel también permite que se lleven a cabo los nexos sensoriales del organismo con el medio, lo que se manifiesta en el importantísimo sentido del tacto y de la capacidad de captar y regularizar la temperatura interna. En todo caso, cuidar de nuestro cuerpo parece una tarea difícil porque en ocasiones no sabemos ni por dónde podemos empezar a solucionar los problemas que provocan distintos desórdenes en la salud; no obstante, la mayoría de las veces tampoco conocemos cuáles son los factores que pueden dar origen a dichas complicaciones y esto no permite que tengamos presente qué cosas debemos hacer para reparar los daños.

Cuando adoptamos algún hábito no consideramos que sea malo para nuestro bienestar porque aprendemos a vivir con él y comienza a formar una parte esencial de nosotros que después nos resulta increíble que sea dañino. Aunque parezca imposible abandonar ciertas costumbres, puede volverse más sencillo si tenemos voluntad para hacerlo al aprender a cambiar aquello que no es necesario podría ahorrarnos muchos padecimientos. Éstas son algunas cosas que debes evitar para no tener un mal aspecto en la piel.

_

Beber poca agua



Cuando no consumimos agua suficiente afectamos muchas partes de nuestro organismo, no sólo a los riñones como muchas personas creen. Al no hidratarnos generamos que la piel pierda su elasticidad y la restauración eficiente. Por eso cuando sufrimos una cortada, rasguño, golpe o cualquier otra lesión, la regeneración se realiza de forma lenta. Recuerda que es muy importante mantenerte hidratado porque 60 % del cuerpo se compone de agua.

_

No usar humectantes



A muchas personas no les gusta utilizar este tipo de productos porque suelen dejar una sensación pegajosa en el cuerpo que puede resultar un poco incómodo, sobre todo en días calurosos; sin embargo, debemos considerar que su uso protege y ayuda a mantener un mejor aspecto. Existen diferentes tipos de piel, cada una presenta ciertas particularidades, y es necesario saber qué crema humectante se adecúa mejor a sus necesidades. Muchas de ellas pueden incluir protector solar, un factor importante a tomar en cuenta.

_

No desmaquillarte



Muchas veces hemos escuchado que antes de dormir debemos desmaquillarnos y lavar nuestro rostro para evitar la aparición prematura de arrugas. Aunque esta teoría es cierta, va más allá de la prevención del envejecimiento. Por las noches la piel aumenta su temperatura, la presión se eleva y absorbe todos los fluidos que se encuentren en ella, lo que provoca que los poros se llenen de residuos de maquillaje, partículas de polvo e incluso de sudor, causante de infecciones, manchas y acné. Por eso es muy importante que antes de acostarte te asegures de tener la cara limpia.

_

Dormir poco



Dormir, además de ser una necesidad básica que nos ayuda a recuperar la energía que necesitamos en nuestro día a día, permite que la piel pueda renovarse al no estar expuesta ante la luz del sol. Durante el descanso, la respiración se vuelve más lenta y la oxigenación más profunda para que nuestro cuerpo sea capaz de generar en la piel el brillo natural que debe tener. Dormir entre siete y ocho horas renueva el aspecto físico, disminuye las ojeras y mejora la apariencia del cabello.

_

Fumar



Fumar es un mal hábito en todo sentido, pues causa daños graves e irreversibles en los pulmones y la garganta. Por otra parte su principal componente (nicotina) provoca que la dermis no reciba la oxigenación suficiente, entonces se produce un desorden en los niveles de colágeno y elastina. El tabaquismo genera alteraciones en la piel como deshidratación, aparición de manchas amarillas en los dedos, dificultad para cicatrizar y surgimiento de arrugas.

_

Mala alimentación



Los alimentos son la mejor fuente de nutrientes que nos ayudan a mantener en buen estado el funcionamiento de nuestro organismo. Una mala alimentación también se ve reflejada en la piel. Las dietas bajas en grasas buenas provocan resequedad, por ejemplo. Por otra parte la ingesta de alimentos ricos en vitamina E proporciona un semblante de frescura. Cuidar lo que comemos trae consigo muchos beneficios.

_

Bañarte con agua muy caliente



A veces recurrimos a los baños con agua caliente porque son la mejor manera de relajarnos antes de dormir; sin embargo, cuando se vuelven habituales, la piel tiende a envejecer más rápido, los tejidos pierden elasticidad y firmeza, pues las altas temperaturas remueven los aceites naturales que se producen y la piel empieza a lucir opaca y pierde suavidad. La mejor opción es bañarse con agua tibia debido a que esto permitirá reafirmar la piel y mejorará tu circulación.


***

A veces los hábitos suelen ser buenos, pues algunos identifican a las personas exitosas y otros son exclusivos de quienes son más inteligentes.

TAGS: Consejos salud cuerpo
REFERENCIAS: ¿Qué le pasa al cuerpo cuando dejas de beber agua? 10 efectos nocivos del tabaco en la piel Cinco razones por las que dormir es bueno para la piel

Alma Gómez


  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

Why Ariana Grande Is My New (And Unexpected) Role Model Aging 11 Years And Other Things That Happen When You Have A Baby La historia de la detención de Rafael Caro Quintero en Costa Rica Artículos básicos que debes llevar siempre en tu bolso Measles Are Back And Threatening Humanity Thanks To The Anti-Vaxxer Movement Miguel Ángel Félix Gallardo, el primer narco en México y en traficar cocaína

  TE RECOMENDAMOS