¿Discutes mucho con tu mamá? La razón podría perturbarte más de lo que imaginas

¿Discutes mucho con tu mamá? La razón podría perturbarte más de lo que imaginas

Por: Kate Nateras -

La verdad es que, aunque nos neguemos a aceptar la realidad, llegamos a una edad en la que nos convertimos en su clon. Sí, como si fuéramos una misma.

Todos amamos con nuestras fuerzas a nuestra madre, es nuestro ejemplo a seguir, el mejor ser humano que exista sobra la tierra y la mujer más perfecta de todo el mundo… pero todo lo que sentimos hacia ella no es una suficiente razón para que queramos ser exactamente iguales, no porque no la queramos, sino porque estamos consientes de que a veces no nos gustan algunos comportamientos, maneras de pensar o hábitos que tiene y con los que no estamos de acuerdo. Pero la verdad es que, aunque nos neguemos a aceptar la realidad, llegamos a una edad en la que nos convertimos en su clon. Sí, como si fuéramos una misma. Y una señal de ello es las cantidad de veces que discutimos con ella.

Relacionadofestiva-toluca-2019-festiva-musica-para-ir-con-tu-mamaEl festival de música al que puedes ir con tu mamá y los dos la pasarán increíble

¿Discutes mucho con tu mamá? La razón podría perturbarte más de lo que imaginas 1

Esto fue confirmado por un estudio realizado por investigadores del centro médico Harley Street, los expertos fueron los que revelaron que la edad exacta en la que las mujeres nos empezamos a parecer más a nuestra madre, es a las 33 años. La razón por la que el estudio obtuvo estos resultados, fue porque el 30 por ciento de las mujeres que ya son madres a esa edad, tienden a ya tener hábitos y comportamientos que aprendieron antes de mamá. 

Asimismo, psicólogos llegaron a la conclusión de que las madres y padres no les gusta ver por fuera los errores que cometieron en el pasado y, sobre todo, que seamos nosotros sus hijos quien los comete; esto hace que quieran evitarlos y, claro, en ese momento nos sentimos reprimidos, lo que genera discusiones y peleas. De acuerdo con la psicóloga Marta Segrelles, con el hijo que más discuta nuestra madre es con quien más se siente identificada. Esto ocurre desde la infancia, ya que cuando somos niños, solemos imitar todo lo que vemos y oímos de nuestros ejemplos a seguir, incluso gestos, actitudes y palabras. De este modo, cuando nuestros padres tienen una actitud negativa hacia algún comportamiento nuestro es porque intentan rechazar lo que no les gustaba de ellos mismos, y que nosotros podríamos repetir.

¿Discutes mucho con tu mamá? La razón podría perturbarte más de lo que imaginas 2

Los expertos reunieron a 2 mil hombres y mujeres, y los resultados demuestran que la mayoría de las mujeres dejaban de “revelarse” contra su madre y empezaban a imitarlas inconscientemente a partir de los 30.
Las primeras señales que mostramos cuando ya nos estamos pareciendo a nuestras mamás, son cuando decidimos tomar decisiones similares, adoptamos frases que ella nos dice e incluso podemos encontrarle cariño a los mismo hobbies que antes nos parecían aburridos.

Relacionadopor-que-vida-amorosa-madre-influir-cantidad-parejasPor qué la vida amorosa de tu madre puede influir en tu cantidad de parejas

¿Discutes mucho con tu mamá? La razón podría perturbarte más de lo que imaginas 3

Esto no sólo nos pasa a nosotras, los hombres también tienden a parecerse a sus padres después de una cierta edad; adoptan comportamientos en específico y suelen actuar de la misma manera que la de sus papás. Así que de nada sirve que queramos luchar contra el tiempo, tarde o temprano llegará el día en el que seamos como dos gotas de agua con nuestros padres, no necesariamente de forma física, sino en nosotros mismos. Puede ser algo sumamente valioso o algo un poco pesado, pero al final ellos darían la vida por nosotros y eso es lo que nunca vamos a olvidar. 

VER MÁS: 
La maravillosa y miserable vida de una madre en 16 fotografías.
Confirmado: Los hijos heredan la inteligencia de su mamá.
¿Vas a ser mamá? La ciencia confirma que no vas a dormir en los próximos 6 años.