Las 6 lecciones espirituales que aprenderás del aquí y el ahora
Estilo de vida

Las 6 lecciones espirituales que aprenderás del aquí y el ahora

Avatar of Christian Becerra

Por: Christian Becerra

26 de julio, 2016

Estilo de vida Las 6 lecciones espirituales que aprenderás del aquí y el ahora
Avatar of Christian Becerra

Por: Christian Becerra

26 de julio, 2016




La mayoría de los maestros espirituales de la actualidad nos transmiten conocimientos que recaen en básicamente los mismos conceptos:

1.-Vivir con amor y aceptación el aquí y el ahora

2.-Dentro de ti tienes todo lo que necesitas, no en el exterior

3.-Tu mente, tu espíritu y tu cuerpo son una unidad capaz de transformar tu entorno

Para llevar estos conceptos a tu vida se requiere de estudio, meditación y mucha práctica; trabajo continuo. ¿Pero cómo es que estos maestros espirituales llegaron a tal grado de iluminación?

lecciones espirituales

En el caso de Isha Judd y Eckart Tolle, escritores deespiritualidad y evolución del ser, una profunda depresión fue lo que los encaminó directo a la iluminación espiritual, su depresión los llevó a un estado interior en el que lograron encontrar los rincones más bellos de la conciencia. 

El científico Joe Dispensa tuvo un accidente en bicicleta que casi lo deja paraplégico, pero decidió no ser sometido a una fuerte cirugía y con el poder de su mente  lograr curar su cuerpo. Lo logró y eventualmente encontró la forma para curar cualquier herida por medio de la meditación. 

En menor escala, romperse un pie podría tomarse como una analogía de la vida, pues podría tomarse como accidente revelador y transformador en tu vida. Al ser una condición tan común y usándola como ejemplo a un problema que no te deje avanzar, te diré cómo puedes sacar provecho de dicha condición temporal y convertirla en un aprendizaje para el resto de tu vida. 


1.- Pondrás todos tus sentidos en el aquí y ahora

consejos para mujeres tu misma

Caminar es algo que damos por entendido, paseamos por la ciudad, bajamos escaleras y vamos a comprar cualquier cosa bajo el entendido de dicha actividad no representará un reto para nosotros. Con un pie roto todo es distinto. Cada paso que das exige tu total concentración, caminar en muletas es -además de exhausto- una actividad demandante de atención. Es así como poco a poco, en tu caminar, tu mente dejará de estar pensando en problemas insignificantes y te convertirás en una persona más enfocada y concentrada, más en el "aquí y ahora".


2.- Apreciarás cosas que antes pasabas de largo

Hábitos para ser más feliz
 

Con un pie roto, tomar un baño es un verdadero reto -dependiendo de la conformación de tu baño- entrar a la ducha es complicado, deberás cubrir tu yeso, y mantener el equilibrio o bañarte sentado. ¿Te habías dado cuenta de la maravilla que es tomar un baño? Comenzarás a disfrutar actividades como estas como si fuera una experiencia totalmente nueva. Claro que al inicio pensarás en lo molesta de tu condición, pero con el tiempo apreciarás como pequeño aventarte a la cama, dormir cómodamente, sentarte en un espacio público aunque tengan que adaptar un espacio para tu pierna (dolor). Todo de repente pasará de ser una carencia a una abrumadora muestra de abundancia en tu vida. 


3.-Aprenderás a recibir

Te regalo mis aventuras

Podrá sonar sencillo, pero recibir ayuda de los demás es algo a lo que nos rehusamos constantemente; es por eso que cuando pasas por un momento difícil y la gente se ofrezca a ayudarte, sentirás inmediatamente una extraña incomodidad. Con el tiempo tendrás que superar este complejo y verás cómo en el momento en que aceptas que eres digno de recibir de los demás tu vida comienza a ser más abundante, porque recibir sin sentirte comprometido o endeudado con la otra persona es como aprender a dar sin esperar a recibir. De repente las cosas en tu vida comienzan a fluir, soltarás lo que ya no te sirve y dejarás entrar a tu vida aquello de lo que estabas deseoso pero no te sentías merecedor. 


4.-Te sorprenderá lo fuerte que eres

mujeres fuertes porro

Día con día serás una persona menos limitada por ese pie lastimado, te darás cuenta que puedes adaptarte a cosas, que puedes disfrutar y lograr más cosas de las que crías y te darás cuenta de que los retos en tu vida simplemente tienes que superarlos. Cuando te rompes un pie no puedes simplemente arrepentirte o regresar el tiempo para que no suceda; sucede lo mismo con los retos en tu vida. Comenzarás a abordarlos con determinación y se esfumará la tentación de escapar de tus problemas. 


5.-Valorarás conversar con tus seres queridos

amistad amigos

Tus actividades se verán limitadas por tu condición, pero esto te llevará a tener que sentarte a charlar con la gente con la que tal vez antes salías al centro comercial o a hacer cualquier otra actividad. Conocerás aún más a esa gente que pensabas conocer perfectamente y eso fortalecerá tus relaciones. 


6.-Darás pasos firmes en tu vida

lecciones espirituales

Un pie, una relación o cualquier situación rota -según muchas disciplinas espirituales- se interpreta como la consecuencia de gente que está desesperada por encontrar estabilidad en su vida. La misma inercia con la que se mueve tu vida dejará de ser un factor determinante en tus decisiones, y lograrás fortalecer la capacidad de detenerte en suelo firme para dar pasos inteligentes, con seguridad y certeza. Este cambio al caminar te dará la seguridad que necesitabas en tus decisiones. 

Nuestro cuerpo es el medio por el cual nos habla nuestro espíritu. Escuchar estas manifestaciones es un trabajo que expandirá tu conciencia. Si estás en un momento de indecisión, inestabilidad o estancamiento tal vez sea momento de romperte un pie. 






Referencias: