Switch to English
Arte
Cine
Comida
Entretenimiento
Estilo de vida
Historia
Letras
Moda
Fotografía
Música
Viajes
Catar

ESTILO DE VIDA

Ojos Sanpaku: la leyenda que predice una vida tormentosa

Por: Alejandro Vizzuett15 de diciembre de 2022

¿Alguna vez has escuchado que alguien hable sobre los Ojos Sanpaku: la leyenda que predice una vida tormentosa? Aquí sabrás por qué no se trata de un hecho agradable.

Mucho antes de la existencia de la medicina moderna, la gente confiaba en las soluciones y la sabiduría de curanderos que, por lo general, tenían enfrentamientos especiales para la curación y la adivinación, por lo que sabían leer muy bien el cuerpo humano y decir que ocurría con cada persona solamente con mirarla.

Desde aquellos días existe un mito (como el que te mostramos en este enlace) que, al parecer, ha sido cada vez más acertado; nos referimos a los Ojos Sanpaku: la leyenda que predice una vida tormentosa por el tamaño y forma de los ojos. Aunque, ¿cómo funciona y dónde se originó? Aquí lo descubrirás.

¿De dónde salió la leyenda de los Ojos Sanpaku?

¿A qué te suena la palabra “sanpaku”? Como algo oriental, ¿no? Si piensas eso pues no estás muy desencaminad@ a descubrir el origen de esta leyenda, la cual, de acuerdo con información de El País, nació en el Japón antiguo, ya que la palabra “sanpaku” significa “tres blancos” o “tres vacíos”.

¿Y a qué se refiere? En términos simples, apunta a los huecos que llega a haber en la parte blanca de los ojos, de los cuales la mayoría de las personas sólo cuenta con un par de partes blancas, que quedan a la izquierda y derecha del iris.

Sin embargo, las personas con Ojos Sanpaku tienen tres partes blancas visibles en sus ojos, ya sea en la parte de arriba o de abajo del ojo.

Si viviéramos en el siglo XIX, ésto sería ya ocasión de perjurias y hasta de encarcelamiento, como ocurrió con la llegada de la frenología, que es una pseudociencia que buscaba aprehender a personas cuyos rasgos faciales sugirieran que existe alguna pulsión criminal.

Y aunque hoy día la ciencia ya explicó qué ocurre realmente con las personas que tienen esta condición física, en el pasado la explicación más lógica era decir que se trataba de una marca que predisponía a las personas que la tenían a sufrir momentos amargos y, posiblemente, una muerte atroz.

¿Por qué hay personas que tienen más partes blancas en sus ojos?

El medio indica que el hecho de que se pueda ver una tercera parte blanca en los ojos tiene que ver por algo llamado “retracción palpebral”, es decir: lo que ocurre aquí es que uno de los dos párpados que se tienen está más abierto de lo normal, lo que hace que el iris se vea más pequeño en comparación a la parte blanca.

¿Y por qué ocurre esto? Hay varias razones: puede ser porque la anatomía del sujeto así estuvo configurada desde su nacimiento, ya sea porque tiene huesos malares (los que sostienen los ojos en su lugar) demasiado pequeños, u órbitas (los espacios circulares en nuestro cráneo en donde van los ojos) demasiado grandes.

Incluso puede ser por una patología, como una miopía magna, que se produce porque el ojo tiene un alargamiento en su parte posterior; o una orbitopatía tiroidea, que está conectada con la tiroides y hace que cualquier tipo de músculo, como los extraoculares, aumenten de tamaño cada cierto tiempo.

Si el párpado afectado es el inferior, posiblemente este efecto de la “tercera parte blanca” se de por el propio envejecimiento de la piel o los efectos de alguna cirugía correctora de ojeras que no salió como debería.

Hoy día es muy posible corregir varias de estas afectaciones con intervenciones quirúrgicas o tratamientos oculares, por lo que siempre es recomendable acudir con un médico oculista para saber cómo está la salud de nuestros ojos y qué podemos hacer para mantenerlos lo más cuidados posible.

¿De qué habla la leyenda de los Ojos Sanpaku?

Aunque George Ohsawa no fue el creador de la leyenda, sí fue uno de los mayores precursores de la misma al convertir sus estudios al respecto en una especie de ciencia adivinatoria que llamó “macrobiótica”, y sobre la cual teorizó en su libro “You Are All Sanpaku”, que publicó a finales de los años sesenta.

Ohsawa era un fiel creyente de que la existencia de las personas con Ojos Sanpaku eran producto de una alteración en el equilibrio personal de quienes los tienen con la energía del universo, ya que posiblemente sus sistemas físico, fisiológico y espiritual se hallaban en caminos distintos y buscaban metas diferentes.

“Es una señal de la naturaleza sobre que la vida de uno está amenazada por un final prematuro y trágico”, indicó Ohsawa en su texto.

¿Y cómo logró este hombre defender su postura? Fue en el año 1963 cuando Ohsawa lanzó su predicción más fuerte: estudió el sanpaku del entonces Presidente de Estados Unidos, John F. Kennedy, y dijo que por la forma de sus ojos tendría un final muy trágico y horrible.

Por si no lo sabías, Kennedy fue asesinado por un francotirador el 22 de noviembre de ese año, mientras se encontraba desfilando en la calle Elm de Dallas, Texas, en un Ford Lincoln Continental Convertible, como parte de su gira política en aquel estado.

Tras ese trágico suceso, el mundo volvió sus ojos hacia Ohsawa, y se puso a indagar en otras de sus predicciones sobre el sanpaku, como la que hizo sobre la actriz Marilyn Monroe, cuyas causas aún no se han esclarecido del todo aunque muchos dicen que fue por culpa de una sobredosis de narcóticos; Ohsawa le echó la culpa al sandoku.

A partir de entonces, muchos creyentes de las artes adivinatorias se han puesto a revisar con lupa los ojos de las celebridades y de sus seres más cercanos, apuntando así a que otras personalidades que han tenido la misma condición física también sufrieron finales dramáticos, como Martin Luther King y Robert Kennedy, quienes fueron asesinados en 1968.

Natalie Wood, Sal Mineo y Charles Manson también tenían sanpaku, y entre las estrellas más recientes que se encontró que igualmente lo tenían estaban Lady Di, Amy Winehouse y Michael Jackson.

Y si hay algo que contectó a todas estas personalidades, además de sus fatales destinos, fue el hecho de que todos llevaron vidas llenas de tormentos, desequilibrios psicoemocionales y tendencia al consumo excesivo de drogas, alcohol y/o otro tipo de adicciones.

Entre los famosos de nuestro tiempo que al parecer tienen sanpaku se encuentran la cantante Billie Eilish y el actor Robert Pattinson, cuyas miradas suelen reflejar tristeza o amargura, temas de los que han hablado en diversas entrevistas sobre salud mental, inspiración y problemas personales.

¿Qué tan cierta será la relación entre los ojos sanpaku y una vida llena de tragedias? ¿Qué tanto es ficción y qué tanto verdadero misticismo? Realmente no hay manera de saberlo, aunque sí es un dato que genera más preguntas que respuestas.


Recomendados: Enlaces promovidos por MGID: