5 señales de que eres más parecido a tu papá de lo que crees

5 señales de que eres más parecido a tu papá de lo que crees

"Son, don't let it slip away". Dice una canción que seguramente has escuchado esas noches de fiesta y que nos recuerda uno de los principales consejos que una persona muy especial siempre nos suele dar. Muchos artistas han buscado inspiración en ese hombre que nos ayudó a dar los primeros pasos y que se ha dedicado a cuidar tu caminar a lo largo de toda tu vida, ese hombre que cada que te caías te daba la mano para ayudar a levantarte y sacudía la tierra de tus rodillas. Así es, hablamos de papá.


Aunque a veces te hace refunfuñar cuando te regaña, en el fondo sabes que sólo quiere lo mejor para ti y tú sabes que darías todo por él. Pero a pesar del inmenso e incondicional amor que tienes por él, a nadie le gustan las comparaciones, jamás, no importa de quién se trate. Y claro, lo más normal de la vida es que nos comparen con el hombre que nos crió y heredó más que el mero parecido físico, pero sin importar cuánto le queremos, siempre vamos a negar cualquier similitud con él y nos molestaremos, pero no puedes negar que te pareces más de lo que crees:


-



Escuchas a ese cantante que se oía cuando eras pequeño/a


No importa si es rock, jazz o incluso trova, puede ser un género completamente distinto al que usualmente escuchas mientras haces tu rutina del gym o conduces al trabajo por las mañanas, pero seguramente cuando menos te lo imaginas, te encuentras escuchando a ese artista que tu papá oía mientras te llevaba a la escuela o leía el periódico por las tardes de fin de semana. Quizá es tu guilty pleasure y no te atreves a compartirlo con nadie, pero tienes que aceptar cuánto disfrutas cuando el shuffle en tu biblioteca reproduce ‘LA’ canción que te llena la mente de recuerdos.





-



Tu rutina matutina es la misma que él hacía por las mañanas


Igual que cuando eras pequeño/a todos los días te levantas para arreglarte, ya no es para ir a la escuela, sino para ir a trabajar al igual que lo hacía papá durante tu infancia. Seguramente tu ritual matutino ahora incluye todos o al menos varios de los pasos que tu padre hacía mientras él se alistaba. Ya sea que te pongas a desayunar frente al televisor viendo las noticias, a rasurarte dentro de la regadera mientras te duchas o colocas tu atuendo del día sobre la cama una vez que lo has elegido, algo imitas de él porque así lo aprendiste.



-



Utilizas las mismas palabras para maldecir mientras conduces


Claro, papá no es perfecto y al igual que tú dice palabras altisonantes cuando algo lo saca de sus casillas. Toparse con un mal conductor en hora pico es uno de esos momentos que ameritan que nuestra boca expulse una que otra maldición y cuando esto pasa, seguramente las palabras que eliges para descargar tu ira son las mismas que papá elegía en momentos similares.



-



Te gusta pasar tus tiempos de ocio de la misma forma en que tu viejo lo hace


Esto es muy diferente para cada uno. Cada padre es un mundo y su forma para relajarse y disfrutar el tiempo libre es única, sin embargo, es muy probable que tu forma de disfrutar los ratos de ocio sea muy parecida a la de tu papá. Puede que te guste salir a echar una reta, tomar fotografías de paisajes o tal vez ver viejas películas de James Bond. Sea cual sea tu actividad predilecta posiblemente es algo que puedes hacer con tu papá porque él también lo disfruta.




-


Tu whisky preferido es el mismo que el de papá


Si algo tiene papá es buen gusto y definitivamente sabe cómo disfrutar de un Buchanan’s, al igual que tú. Esto definitivamente es un pleasure que no te causa vergüenza en absoluto, sino todo lo contrario, es algo de lo que estás orgulloso. Y algo de lo que también estamos casi seguros es que lo disfrutas de la misma forma en que papá lo hace, ya sea solo, en las rocas o con agua mineral, a ambos les gusta igual.



Por eso este Día del Padre aprovecha las similitudes que tienen y aprovechen para tener un día de convivencia único e inolvidable. Inclusive pueden combinar todas las actividades que ambos disfrutan y hacerlas juntos. Seguramente a él le gustará eso, pues dedicarle tiempo es el mejor regalo que le puedes dar. Checa The Bar y descubre increíbles ideas para que disfruten de ese día tan especial.


Referencias: