Fotografías del país donde el amor se castiga con la muerte

martes, 9 de mayo de 2017 18:11

|Diana Garrido




Asesinar, secuestrar, robar información o traficar drogas, todo ello es un delito. En diferentes partes del mundo se castiga con la cárcel o la muerte; sin embargo, más allá de las creencias religiosas, sabemos que hacerlo va en contra de todo derecho humano y social. Nadie puede ir por la vida cometiendo delitos a diestra y siniestra. No obstante, existen lugares en el mundo que prohiben y criminalizan algunas acciones como besar a alguien en público como en Guanajuato, México; en Italia sentenciaron a un hombre que "veía el futuro" por no predecir un terremoto, mientras que en China, si hablas de Brad Pitt debes pagar una multa. A veces las leyes podrían parecer absurdas, ¿cómo es que estando en pleno siglo XXI, haya tales prohibiciones? En Irán, hay una ley que no sólo es absurda, sino inhumana. El amor homosexual es castigado con la muerte.

fotografias de laurence rasti oso rojo fotografias de laurence rasti malesa

Nadie debe obligar a otra persona a hacer algo que no apetece. Si nadie nos impone qué música escuchar, qué películas ver o qué deporte practicar, nadie debería decirnos a quién amar y por qué. Imagina tener que esconderte para leer algún libro o para comer un platillo en especial. Podría sonar como si habláramos de una práctica antigua; no obstante, es el sentimiento de todos los iraníes cuyo amor por alguien de su mismo sexo, por desgracia, debe ser ocultado o estarían cerca de la muerte, inminentemente. 

fotografias de laurence rasti rosa fotografias de laurence rasti bosque

Practicar su sexualidad abiertamente se ha convertido en una constante huída para salvaguardar su integridad y vida. Las únicas opciones legales que tienen son salir del país o recurrir a la transexualidad, ya que para la ley Iraní, una mujer lesbiana o un hombre gay están enfermos y, por lo consiguiente, al negarse a un tratamiento se interpreta como una especie de adicción de la cual ellos "no quieren salir". Así que la opción de cambiar de sexo es la única manera en la que ellos pueden disfrutar de su sexualidad plenamente. Esto se debe a que ellos creen que un sujeto puede vivir dentro de un cuerpo equivocado. Pero esto no garantiza su felicidad ni nada similar. Incluso muchos están en contra de esta idea.

fotografias de laurence rasti globos fotografias de laurence rasti sabanas

Por lo tanto, en un país cuya libertad es nula, los y las iraníes huyen de él o se esconden en sitios poco comunes para poder vivir un romance como cualquier otra pareja en el mundo. Esto llegó a oídos de Laurence Rasti, una fotógrafa de 26 años, hija de padres europeos e iraníes que reside en Europa; sin embargo, viaja constantemente al país del Medio Oriente desde niña. Un día descubrió que a pesar de ser ilegal, existen grupos de apoyo al sector homosexual que trabajan en favor de los derechos y la legalización del amor.

fotografias de laurence rasti bodas fotografias de laurence rasti arboles

La mayoría se exilia en comunidades aledañas en donde pueden pasar una mejor vida sin necesidad de esconderse o de tapar sus rostros para la lente de Rasti o de cualquier otra persona con el fin de no ser asesinados. Así, Laurence Rasti los presenta ante el mundo como parejas que se entregan amor y le dan un significado distinto al concepto tradicional. Un amor fugitivo, pero no por rebeldía, sino por necesidad. En un sitio lleno de incertidumbre, desigualdad, enojo y discriminación, los enamorados son capaces de sonreír gracias a su pareja y pueden mostrar que, en medio de tanta fragilidad, existe su fuerza interna.

fotografias de laurence rasti militar fotografias de laurence rasti axul

Rasti se burla un poco de la situación camuflando a los protagonistas en entornos mucho más agradables que su país. Con telas y texturas de colores que contrastan entre sí, los retratados rara vez muestran su rostro, pero sí su afecto. Ella esconde a sus modelos poniéndolos enfrente de la óptica. Aunque suene irónico, es su manera de protestar: te doy lo que buscas, pero no tan digerido como piensas. Así, si alguien que mira las fotografías de Rasti y no conoce el contexto que enmarca el proyecto "il n'y a pas d'homosexuels en Iran", podría entender que el amor es lo más bello del mundo, a pesar de esconderse bajo globos, telas o detrás de un árbol. Es decir, aunque no se está diciendo explícitamente, se entiende que el amor es motivo para ocultarse en algunos sitios.

fotografias de laurence rasti textura fotografias de laurence rasti beso

Con su lente como arma, Laurence Rasti les da voz a todos los que tienen que huir del amor ocultando su identidad pero enseñando el cariño que esconden detrás de cada beso. Cada fotografía representa la dualidad del amor con los contrastes entre texturas y colores; es decir, el lado negativo, representado por la intolerancia  de un país, y el lado positivo, que se da cuando sin importar nada más que su amor, salen del sitio que tanto daño les hace para poder vivir su sexualidad plenamente.

fotografias de laurence rasti travesti fotografias de laurence rasti couple

Las fotos que demuestran mucho más que un amor prohibido son exhibidas en otras partes del mundo en donde son vistas como una rebelión en contra de la sociedad demostrando el poder del género en los círculos sociales. No importa si es hombre o mujer, siempre hay alguien en el mundo con algo qué decir. Con la premisa de que no hay homosexuales en Irán, Rasti quiere decir que no se dejan ver como tal y aparentemente nadie sufre de la enfermedad de la homosexualidad y en caso de padecerla, puede ser fácilmente erradicada cambiando de sexo. No obstante, no es tan fácil ni tampoco es una enfermedad, es únicamente querer pasar la vida con alguien sin importar su género. El amor no distingue entre hombre y mujer y cada captura lo demuestra.

-

Laurence Rasti expone actualmente su obra en Ginebra, lugar donde radica casi todo el año, ya que al menos un mes anualmente visita Irán para seguir retratando rostros ocultos, amores escondidos y apoya las causas sociales que buscan la igualdad y "el permiso" de la autoridad para expresar libremente el amor.

**

¿Conoces el proyecto de fotografías posporno de vampiros y queers? Quizá te hagan dudar de tu sexualidad, como lo ha hecho esta serie fotográfica.

*

Referencia

Laurence Rasti
Morbo
BBC




REFERENCIAS:
Diana Garrido

Diana Garrido


  COMENTARIOS