Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual

Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual

Por: Alejandro I. López -

Megan Bowers encontró mucho más que fotografías y una historia. Encontró la esencia de la vida.


La vida no hace más que aferrarse a ella. Puede parecer extraño, pero es parte de su esencia. Es sustancia y medida de sí misma: se adapta a ambientes hostiles donde parece imposible que subsista, busca incesantemente un resquicio para florecer, se inventa cualidades que no poseía para mantenerse, pero no se detiene. Lo tiene prohibido. De alguna manera siempre encuentra la forma de abrirse paso, aun bajo bloques de concreto, donde falta el oxígeno o en rincones a los que nadie tiene acceso. Contra todo pronóstico y frente a cualquier situación, la vida perpetúa su mensaje sobre la Tierra.


El trabajo de Megan Bowers se parece un poco a la vida.


Durante el último año, la fotógrafa se dedicó a recopilar las historias de 50 mujeres y hombres que sufrieron de abuso sexual en Nueva Zelanda y Australia. Ahí nació el proyecto Us. Después de pensar la forma en que la sociedad concebía típicamente a las personas consideradas como "sobrevivientes" y el estigma que todo el tiempo cargar sobre ellos, Bowers destinó su tiempo y esfuerzo para conseguir mucho más que sólo fotografías: descubrió historias de vida, retratos que no tienen un perfil griego ni una simetría perfecta; caras y cuerpos que aun sin cumplir con los cánones contemporáneos que sugieren perfección, se acercan tan poderosamente a la verdad que es imposible contemplarlas con la indiferencia con que un ojo poco educado mira a una composición abstracta, o con la que el grueso de la sociedad mira de reojo a los sobrevivientes, como un sutil recordatorio de todo lo que no les debe pasar.


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 1


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 2


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 3


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 4


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 5


Lejos del idealismo absurdo, de cualquier pretensión simplona de encontrar la felicidad y el amor como se encuentra un zapato debajo de la cama, sus rostros devuelven una mirada tan realista como honesta, cargada de voluntad y vida: el papel de víctimas está bien para unos cuantos días, pero el drama es una pérdida de tiempo para personas como Amanda, Zoe, Matthew, Nicole o Clara.


Hoy saben que lo que vivieron en el pasado no se trata de un capítulo fundamental en sus vidas, simplemente de uno lleno de aprendizaje que les enseñó a superar cualquier adversidad: sonreír, reencontrarse con el gusto por la vida, retomar los planes del pasado e involucrarse en algunos más ambiciosos no son opciones para ellos, sino imperativos.


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 6


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 7


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 8


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 9


Con cada acción reafirman su condición de personas, no de víctimas ni sobrevivientes. Al mismo tiempo son más conscientes que en el pasado de la misión que cargan consigo. Comprenden más que nunca que cada uno es responsable de su felicidad y que mientras no lo permitan, nada ni nadie puede arrancarles su voluntad de vivir, de aprender y al mismo tiempo, enseñar a quienes más lo necesitan. Sus historias reafirman el carácter indómito de la vida.


Fotografías de cómo se vive después de ser una víctima de abuso sexual 10


Visita el sitio oficial de Megan Bowers-Vette para saber más sobre su propuesta fotográfica.


-

Conoce el trabajo de Brian Oldham y su obra artística luego de contemplar las “Fotografías de la sensualidad de un hombre que pierde su masculinidad” . Intérnate en la mirada particular de Santiago Arau sobre la Ciudad de México y descubre lo que se oculta en “El metro y los lugares que nos hacen barrio en 20 fotografías”.


Referencias: