10 fotografías de cómo se vive la homosexualidad en una isla de África
Fotografía

10 fotografías de cómo se vive la homosexualidad en una isla de África

Avatar of Eduardo Limón

Por: Eduardo Limón

23 de junio, 2018

Fotografía 10 fotografías de cómo se vive la homosexualidad en una isla de África
Avatar of Eduardo Limón

Por: Eduardo Limón

23 de junio, 2018

¿Cómo pensamos que es la vida gay en un lugar sólo visto desde Occidente?



Hablar de un Orgullo Gay y un movimiento en pro de los derechos humanos para todas aquellas personas que caigan en la diversidad no heterosexual del mundo, y hacerlo desde el cobijo de la sociedad occidental –para bien o para mal– o desde la estereotipación de la cultura LGBT+, es una de las más grandes miopías que se pueden hacer desde la comunidad misma o en una de las intenciones más críticas que se supongan.


No toda la comunidad gay de la Tierra está luchando por legalizar sus matrimonios o sus posibilidades para adoptar a un niño. Existen todavía rincones del planeta en que se pelea por una primaria y básica visibilidad. No están batallando por cómo se les trata en su lugar de trabajo ni se abran especulaciones sobre su vida sexual, sino por algo más primitivo incluso: su derecho a no ser asesinados sólo por no comportarse como su género “lo sugiere”.


post-image


post-image


En Madagascar, Tom Maguire ha fotografiado ese peso de la ultraderecha sobre los malgaches y sus consecuencias directas sobre la actitud de la sociedad –discriminatoria hasta el cansancio– y la poca atención que los medios locales dan a esta problemática, normalizando la violencia y menosprecio hacia todos los hombres que no tienen relaciones sexoafectivas con mujeres. Y si a ello le sumamos la poca difusión que en otras partes del mundo damos a los problemas gay que no le pertenecen al hombre blanco, musculoso y consumista, o pensamos que sus conflictos son iguales a los de todos los gays de la Tierra, pues mucho peores resultados podemos esperar.


post-image


post-image


post-image


Muchos de los malgaches gay siguen viviendo en el silencio, en el anonimato, prácticamente en la ilegalidad. Y es allí donde se incrustó y jugó la cámara de Maguire. En el barrio de Antananarivo; un espacio en el cual vive una sociedad queer que, si bien no cuenta con un carácter de clandestinidad, se circunscribe a ese territorio para un desarrollo sin peligro y bajo el cuidado de todos. 

Maguire jamás intentó hacer víctimas irresolubles de los fotografiados. Tampoco pretendió limitarlos a una toma triste y denigrante. Todo lo contrario. Aun en un panorama repleto de falta de entendimiento, precaria ayuda ante el VIH y discriminación en diversos espacios públicos, el fotógrafo quiso enfocarse en esos momentos de fortaleza y resistencia entre los integrantes más coloridos de esta comunidad africana.


post-image


post-image


post-image


La intención del artista es demostrar que los hombres que tienen sexo con otros hombres y demás integrantes de la diversidad sexual no son nada diferentes del resto de las personas en el mundo. Sean LGBT+ o no. En lo que sí se marcan las desigualdades es en el abordaje que damos a sus situaciones y condición política. Aunque las relaciones entre personas del mismo sexo no se criminalizan –como en Uganda y Ghana–, muchas personas LGBT+ todavía enfrentan la discriminación de la sociedad. Abusos físicos y verbales, una policía poco eficiente y un ejército que de hecho orquesta la violencia han provocado que muchos hombres no indaguen en su sexualidad hasta que ya están casados, tienen hijos y se ven obligados a convivir en una suerte de safe place lejos de todos.


post-image


*

Todas las fotografías le pertenecen a Maguire y la información fue tomada de Dazed.


**

Osos gay: fotografías de Alan Charlesworth sobre hombres rudos que se excitan con otros hombres

Divas y Santos Patronos de la cultura gay que harán temblar tu heterosexualidad



Referencias: