INICIO NOTICIAS VIDEO SERIES INFOGRAFÍAS ARTE FOTO CINE HISTORIA LETRAS MÚSICA DISEÑO ESTILO DE VIDA MODA VIAJES CIENCIA Y TECNOLOGÍA COMIDA

Todos los derechos reservados 2017
© Cultura Colectiva

15 crudas fotografías de los ritos vudú donde se sacrifican animales

31 de mayo de 2018

Eduardo Limón

Estas imágenes no son para que te escandalices, sino para que pienses un poco más allá de lo visible en un pueblo que se mira como atracción exótica.



La Fête du Vodoun —

la fiesta del vudú— se celebra el 10 de enero de cada año. El lugar por excelencia para vivir la fiesta: Benín, África, centro espiritual de esta religión. ¿El motivo? Ningún secreto macabro o propio de una película de terror norteamericana; con este festejo que, sí, es escabroso, se busca sobre todo recordar a los oriundos que fueron capturados y vendidos como esclavos en el pasado. Jóvenes y niños sirven de lazarillos para esas fuerzas sobrenaturales durante ritos y celebraciones; a partir de esa guía se cree que si cualquier otro toca a estos seres mientras se mueven —ocultos debajo de telas y adornos— habrá mala suerte por siempre. Ello no quiere decir que sean malos, simplemente que pertenecen a otro mundo, que deben respetarse y que sus reglas pueden llegar a ser violentas para nosotros.
 


En Benín ha sobrevivido el vudú a pesar de muchos intentos colonizadores y negreros por destruirle. En estas fotografías, realizadas por James Hopkirk para Condé Nast, se pueden ver sus calles repletas de divinidades que vigilan y protegen, las casas y los templos en acción ceremonial, las figuras y amuletos que acompañan no sólo a los lugareños, sino a las construcciones e instrumentos musicales con que se vive el vudú a diario.
 


En estas imágenes se encuentran escenarios de culto y seguridad, de tranquilidad y tradición; a pesar de que una gallina o un chivo degollados nos parezcan brutales o fuera de lugar —como sujetos occidentales con otra clase de ritos—, lo que entendemos como vudú en el resto del mundo es más torcido de lo que parece. De hecho, somos el Occidente mismo los que hemos dado una mala pinta de esa religión. Hace tres años, quizá menos, el problema de niños secuestrados en África y traficados a Reino Unido para rituales tergiversados, abusos sexuales y explotaciones laborales es, por ejemplo, un terror que pertenece a la Europa "civilizada", no al África tradicional.
 


¿El problema es que se sacrifiquen animales con un fin metafísico o que nosotros no comprendamos ni la historia de esclavitud ni los contextos de opresión en donde se ha desarrollado el culto? ¿El conflicto está en la sangre animal derramada o en que no entendemos cómo nuestros valores no pueden —ni deben— ser los mismos de esos pueblos al otro lado de esta tierra?
















Para entender otros momentos y escenarios de esta religión, de ese suelo, lee "Cómo convertirse en hombre en 12 fotografías sobre el vudú en Senegal" y una entrevista que explica lo poco que realmente conocemos de éste.


TAGS: Paranormal Rituales fotografía documental
REFERENCIAS:

Eduardo Limón


Editor de Moda

  COMENTARIOS

  MÁS DE CULTURA COLECTIVA

¿Anna Wintour deja Vogue? 32 fotografías de Arnold Veber que muestran la decadencia de un club nocturno en Rusia When You Stop Trying To Define Your Cultural Identity: 4 Things I've Learned Along The Way Películas en Netflix para hombres enamorados Errores que cometes al maquillarte con colores naturales y nude Los cuernos de Satán, el 666 y el origen de otros signos malignos que creó la Iglesia

  TE RECOMENDAMOS