10 mujeres que revolucionaron la ciencia
Historia

10 mujeres que revolucionaron la ciencia

Avatar of Julieta Sanguino

Por: Julieta Sanguino

14 de agosto, 2015

Historia 10 mujeres que revolucionaron la ciencia
Avatar of Julieta Sanguino

Por: Julieta Sanguino

14 de agosto, 2015


A lo largo de la historia, los hombres y las mujeres han realizado descubrimientos que contribuyeron con el desarrollo científico. Sin embargo, hablar de las mujeres que incursionaron en este ámbito es un poco más complicado. Por décadas, fueron tratadas como seres inferiores y menos evolucionados que su contraparte masculina. Siempre que escuchamos este argumento solemos nombrar a Marie Curie y sus descubrimientos en la radiación para hacer notar que sí eran importantes, sin embargo, no podemos recordar otros nombres que acompañen a la científica polaca.

Tal vez debido a los problemas que siempre han tenido que enfrentar para acceder a la educación, las mujeres y sus avances científicos son mucho menos notorios. Algunas tuvieron que disfrazarse de hombres para estudiar, otras no fueron tomadas en cuenta a lo largo de su vida y fue después de muchos años que por fin reconocieron sus hazañas; sin embargo, no podemos dejar de lado que, probablemente, aún quedan muchas mujeres que permanecen en el anonimato y su descubrimiento se le atribuyó a un hombre.

La ciencia todavía es extremadamente sexista y a pesar del progreso social, las mujeres que se dedican a la ciencia reciben pagos menores y son promovidas en menos ocasiones.

Aquí las mujeres que realizaron algunos de los avances científicos más importantes e investigaciones clave que ahora nos ayudan a entender el mundo y la naturaleza de una manera más adecuada.


Marie Curie

ciencia

Sin duda es la científica más reconocida. Nació en Polonia pero se mudó aa París para estudiar en la Sorbona en 1891. Se graduó en física y después obtuvo un posgrado en Matemáticas. Se casó con Pierre Curie en 1895 y juntos trabajaron para aislar elementos radioactivos como el polonio y el radio, lo que permitía que pudieran ser estudiados.

Los esposos Curie y Henri Becquerel  fueron galardonados con el premio de física de 1903 por sus descubrimientos radioactivos. En 1911 ganó su segundo premio Nobel, esta vez en química. Después Marié se negó a que su nombre fuera nominado otra vez. Durante la Segunda Guerra Mundial, ella y su hija Irene equiparon ambulancias con rayos X portátiles.

Tuvo muchos problemas con su salud debido a su exposición a la radioactividad, murió ciega debido a la radiación a la que se expuso. De hecho, sus cuadernos de anotaciones son demasiado radioactivos, sólo se manipulan a través de equipo especial.



Hipatia de Alejandría

hipatia de alejandria
Es conocida como la primera científica. Nació en el año 370 en Alejandría, hoy conocida como Egipto. Sus aportaciones fueron en ámbitos diversos como la astronomía y el desarrollo matemático.  Su padre fue el filósofo, astrónomo y matemático Theon, quien la involucró en su mundo y le permitió conocer todo lo que él sabía.

En su época participaba en debates que  solamente tenían los hombres. Fue autora  de varios tratados como Comentarios al álgebra de Diofanto con 13 volúmenes y el Canon Astronómico. Sin embargo, su trabajo se perdió y sólo queda rastro de los adelantos científicos que hizo gracias a los testimonios de otros filósofos y astrónomos que hablaron de sus hazañas.

Hapatia fue asesinada brutalmente por un grupo de cristianos que la culparon de herejía. Esto ocurrió cuando hubo un cambio de prefecto en la ciudad y el nuevo regidor no estaba de acuerdo con las ideas de su predecesor.



Rosalind Franklin

rosalind franklin

En 1920 nació Rosalind Franklin, quien formó parte de aquellos que descubrieron la estructura del ADN. Estudió en Cambridge y se doctoró en Química y Física. En 1941 trabajó en la Asociación Británica de Investigación de la Utilización del Carbón, y después viajó a Francia para aprender sobre la desviación de rayos X para crear imágenes de la estructura de la materia sólida cristalizada.

En 1951 trabajó en el King’s College de Londres, donde desarrolló una técnica para poder observar y fotografiar la estructura del ADN gracias a lo que aprendió en Francia años atrás. Se le otorgó un Nobel por su descubrimiento, sin embargo, no pudo recogerlo en vida, puesto que debido a la alta exposición a la radiación que sufrió, murió de cáncer en los ovarios.




Jocelyn Bell

Jocelyn Bell Burnell
Nació en Belfast, Irlanda en 1943. A ella le debemos el descubrimiento de la radioseñal de un púlsar. En 1955 se graduó de la Universidad de Glasgow en física y después estudió su doctorado en la Universidad de Cambridge. En esta última construyó un radiotelescopio para estudiar los quásares. Gracias a este aparato descubrió unas pequeñas marcas en el papel muy rápidas y regulares que no podían ser un quásar, más bien acababa de descubrir un púlsar. Sin embargo, ella y su profesor no supieron que se trataba de estos, los denominaron pequeños hombrecitos verdes y fue uno de los descubrimientos publicados en la revista
Nature.

Hewish y Martin Ryle los identificaron como estrellas de neutrones que giraban a gran velocidad y recibieron el premio Nobel de Física, ella no fue incluida en ningún tipo de reconocmiento.




Ada Lovelace

Ada Lovelace

Fue la primer programadora de la historia. Nació en la Inglaterra Victoriana en 1815. A los 15 años, conoció a Charles Babbage un profesor de matemáticas de Cambridge y el inventor de una máquina que podía calcular datos de manera predeterminada. Ada y él comenzaron a colaborar en el mismo proyecto.

En 1843, Ada sacó un documento en el que explicaba cómo funcionaba la máquina a través de un logaritmo matemático. En este manual brindaba instrucciones precisas en las que mencionaba el uso de tarjetas perforadas para un adecuado funcionamiento, lo que fue utilizado siglos después como uno de los pilares de la computación.




Jane Goodall

Jane
Probablemente sea la primatóloga más importante y reconocida de todos los tiempos. Nació en Londres en 1934. En 1937 conoció en Kenia a Louis Leakey, quien era un paleoantropólogo que la contrató como secretaria y le inculcó su amor por los animales. Él mismo le ayudó con sus estudios y la envió a Cambridge para que se doctorara como etóloga.

Después se trasladó a Tanzania donde realizó distintos estudios sobre el comportamiento de los chimpancés y elaboró sus teorías. Descubrió que cada animal desarrolla su personalidad y tienen emociones, por lo que fue muy criticada, pues otros científicos consideraban que le brindaba personalidad humana a los primates.



Lise Mitner

Lise Meitner

Nació a principios del siglo XX y se encontró con una vida llena de obstáculos. Nació en la época de la Alemania nazi y esta mujer era una judía austriaca, por lo que realmente sufrió en su juventud. De cualquier modo, ella participó en el descubrimiento de la fisión nuclear e investigó la teoría atómica y la radioactividad.

En 1906 se doctoró en física y matemáticas y escribió a Marie Curie para trabajar con ella en su laboratorio, sin embargo, no la aceptó y decidió trasladarse a Berlín con Otto Hahn para analizar elementos radioactivos. Tenía que trabajar en el sótano por ser judía y después tuvo que huir a Suecia en 1938, pero continuó colaborando con Hahn. Él descubrió que los átomos de uranio se dividían cuando eran bombardeados con neutrones y ella calculó la energía liberada cuando esto ocurría, a lo que le llamó  fisión nuclear, con lo que años más tarde, pudo desarrollarse la bomba atómica. Hahn ganó el premio Nobel de química en 1944 pero ella no. Sin embargo, el elemento 109 de la tabla periódica se llama Meitnerio en su honor.




Dorothy Crowfoot Hodgkin

Crowfoot

En su escuela, sólo ella y otra compañera recibieron autorización para estudiar química con los hombres. Años más tarde continuó con sus estudios en química y cristalografía. La cristalografía le ayudó a estudiar la estructura de las moléculas como la penicilina, la insulina y la vitamina B12, por lo que en 1964 recibió el premio Nobel de química.




Sophie Germain

sophie germain
Nació en París en 1776, poco antes de que iniciara la Revolución Francesa. Sin embargo, Sophie era indiferente por las causas revolucionarias y pasaba horas en la biblioteca de su hogar, en la que, cada vez más, se interesaba por las matemáticas.

Cuando tenía 18 años se fundó la Escuela Politécnica de París, en la que no admitían mujeres. Sin embargo, Sophie estudió por sí sola y entregó un trabajo de fin de curso que firmó como hombre. El profesor quedó tan sorprendido que cuando la conoció la felicitó muy efusivamente.

Mantuvo conversaciones por correspondencia con algunos de los matemáticos más importantes, como Carl Friedrich Gauss, y firmaba como si fuera hombre, en sus cartas, Gauss elogia las teorías que realiza sobre números.

Buscó la resolución del último teorema de Fermat que también se conocería como el Teorema de Germain hasta que fue reinterpretado. En 1808 el Instituto de Francia realzó un concurso para encontrar la solución a un problema, que sólo Germain pudo resolver.




Anne McLaren

Anne McLaren

Fue una científica excepcional que realizó grandes avances en genética, los que después se transformarían en el desarrollo de la fertilización in vitro. Leyó mucho libros de Oxford y estudió el desarrollo genético de los conejos.

Trabajó con ratones y estudió los efectos de la superovulación en la fertilidad. Produjo la primera camada de ratones con huevos fertilizados a través del cultivo de tejidos y después transferidos a una madre sustituta.

Trabajó en el Instituto de Genética Animal en Edimburgo durante 15 años antes de regresar a Londres como directora de la Unidad De Desarrollo Mamífero MRC, en donde desarrolló estudios de proyectos en la inmunología reproductiva, anticoncepción y quimeras. Más tarde, en el Instituto Gurdon, continuó sus investigaciones sobre células madre. Se convirtió en la primer mujer de la Royal Society después de 331 años. 


Referencias: