Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S

Por: Beatriz Esquivel -

El entorno y el estilo de vida de comunidades enteras cambió en Oaxaca, Chiapas, Puebla y Morelos, ya fuera desde los terremotos de septiembre de 2017

El 19 de septiembre es una fecha inscrita en la historia de México, así como otros hechos históricos como la Independencia o Revolución. Si bien no se trata de un día que nos haya dado patria o que significara el término de un régimen dictatorial, sí es una fecha que nos marcó por el desastre, la muerte y la solidaridad. En 1985 y 2017 los mexicanos se unieron en apoyo a los damnificados, a las comunidades lejanas sin acceso a una gran infraestructura como la de la ciudad capital, se instalaron centros de acopio, restaurantes solicitaron voluntarios para preparar comidas y enviarlas a otros estados, se establecieron redes de verificación de información en línea, y por semanas la ayuda fue un objetivo primordial. 

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S 1

Sin embargo, a un año del sismo resulta difícil que persista tal ayuda ante el abandono gubernamental. La mayoría de los centros de acopio han cerrado, los restaurantes han vuelto a su normalidad, pero los damnificados siguen en campamentos a la intemperie… y por desgracia, los apoyos gubernamentales para la reconstrucción aún siguen pendientes. 

Relacionadofotografias-de-luis-arango-19s-el-dia-que-nos-encontramos15 fotografías de Luis Arango del 19/S: el día que nos reencontramos

Jojutla

Jojutla es una ciudad de Morelos, la más afectada por el 19S de hace dos años, las cifras del desastre alcanzan las 31 mil casas dañadas y hasta 79 personas fallecidas, y ni hablar del problema económico en la región. Si bien algunos pobladores han sido capaces de recuperar sus hogares, la mayoría lo han hecho a través de la ayuda de fundaciones, familiares o porque lo han construido ellos mismos, pero no todos corren con la misma suerte o tienen las mismas posibilidades. Mientras que el gobierno estatal argumenta que el retraso se debe a que los predios no tienen documentación y que familias distintas vivían en un solo terreno. 

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S 2Foto: Margarito Pérez

Oaxaca 

En Unión Hidalgo, los pobladores se han organizado para presentar demandas de amparo por los retrasos en la reconstrucción de la Escuela Secundaria Técnica No. 33, después de que las autoridades del Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa (Inifed) se comprometiera a entregar la escuela reconstruida antes del inicio del año escolar. 

Asimismo, se han amparado para que se realice un nuevo censo de las edificaciones dañadas, dado que las réplicas afectaron aún más sus viviendas y locales, daños que no fueron censados por las autoridades, sumando nuevas estructuras a la lista —no oficial— de daños. 

Relacionadoalex-backman-la-mentira-detras-de-los-adivinos-de-sismosPseudociencia y desinformación masiva: la mentira detrás del hombre que asegura predecir sismos

Por si fuera poco, a aquellos que sí obtuvieron créditos y ayudas para la reconstrucción, estos fueron otorgados incompletos o se los retiraron sin aviso, congelando las cuentas e impidiendo que los damnificados tuvieran acceso a los recursos para reconstruir por su propia cuenta. 

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S 3Foto: Reuters

Puebla

Atzala, Puebla, también es otro de esos sitios que sufrieron los estragos del sismo. El daño más significativo, tanto en lo material como en lo espiritual, es la iglesia Santiago Apostol, que a la fecha no ha sido reconstruida ya que el Instituto Nacional De Antropología e Historia indicó que no podía hacerse ningún arreglo o modificación. Ante la falta de respuesta del INAH los pobladores han preferido comenzar a improvisar una construcción de láminas frente a la iglesia para llevar a cabo las misas y servicios dominicales, así como reconstruir sus viviendas, de las cuales sólo cinco fueron construidas por el gobierno.

De acuerdo con el reportaje de Animal Político, las casas reconstruidas no están habitadas, pues no se acoplan al calor o al frío. Asimismo, no todos los afectados recibieron el apoyo completo —o ni lo recibieron— y éste probó ser insuficiente frente a los costos de material y mano de obra que representaba reconstruir un hogar. Una situación generalizada en el resto de Puebla, de acuerdo con los reportajes de El Popular

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S 4Foto: Karen Rojas 

Chiapas

De acuerdo al reporte de Proceso, en las comunidades de Paredón, Huizachal, Gustavo López y Nuevo Urbina muchas familias obtuvieron un folio asignado para la reconstrucción de sus viviendas, excepto porque el dinero nunca llegó, y que a aquellos que sí les otorgaron el dinero, sólo les dieron una fracción. 

Relacionadolugares-derrumbados-en-temblor-85-no-conociste6 lugares de la CDMX que no conociste porque se cayeron en el terremoto del '85

Como en Puebla y Oaxaca, en Chiapas la mayoría de los lugares afectados son escuelas, que siguen en espera de la reconstrucción. Pero así como ciertas comunidades siguen en espera, existen otras, como Miguel Hidalgo, que se ha reconstruido por completo gracias a la ayuda de ONGs; actualmente cuenta con aulas, un centro de salud y 64 viviendas reconstruidas. 

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S 5Foto: Reuters

Lo que es una constante en todas estas localidades es que a pesar del compromiso del Estado y los gobernantes, los damnificados de los sismos no han sido capaces de reconstruir sus viviendas; los pocos afortunados que han conseguido apoyo económico lo han recibido incompleto, y aunque peor es nada, la realidad es que deja en duda qué se ha hecho con el presupuesto destinado si es que no está en las cuentas bancarias de las víctimas del sismo. 

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S 6Foto: Karen Rojas

Otra de las constantes es que la sociedad misma, a través de ONGs o fundaciones privadas han dado mejores resultados, pero la ayuda y sus recursos no son suficientes para cubrir toda la demanda de damnificados. 

Relacionadofotografias-antes-y-despues-de-los-terremotos-de-1985-y-201712 fotografías del antes y después de los terremotos que demuestran que el gobierno no aprendió de los errores del 85

Al mismo tiempo el costo de los materiales y la mano de obra incrementó de manera exponencial, evidenciando ya sea avaricia de las empresas que otorgan los servicios y productos, o bien las dificultades para hacer llegar el material a zonas alejadas cuyas vías de acceso también se vieron afectadas en el sismo. 

Qué pasó con las comunidades que lo perdieron todo en el 19S 7

Los retrasos gubernamentales han orillado a la gente que comience a reconstruir por su propia cuenta, lo cual, a la larga, si no se hace con supervisión o bajo el consejo de expertos, puede resultar en una tragedia similar o peor que la del 19S. Pues de poco sirve reconstruir si las nuevas viviendas o escuelas no cumplen con los parámetros de seguridad necesarios, o bien, si el suelo en el que se encuentran no es apto para construcciones. 

Es más que evidente que la autoridad falló aquel 19 de septiembre y ahora a un año y días del desastre sigue haciéndolo; al tiempo que la organización ciudadana ha resultado mucho más fructífera y así como nos unimos hace meses, ahora resulta necesario volver a hacerlo. 

También te puede interesar: 

Cómo viven los damnificados en los campamentos de la CDMX después del terremoto

Cómo se ven las escuelas públicas después del terremoto que azotó México hace un año

La Voz del Silencio es un documental producido por Cultura Colectiva de 77 minutos que narra las dos realidades contrastantes que resultaron después de los sismos ocurridos en México, el pasado mes de septiembre de 2017. Por una parte, la realidad esperanzadora que vimos en los medios y redes sociales, en la que todos trabajamos unidos para ayudarnos, y a su vez, la realidad desgarradora y actual en la que todavía viven millones de damnificados que se quedaron sin hogar.