La trágica historia de la niña indígena manipulada por científicos en Argentina
Historia

La trágica historia de la niña indígena manipulada por científicos en Argentina

Avatar of Silvia Escobar

Por: Silvia Escobar

12 de marzo, 2019

Historia La trágica historia de la niña indígena manipulada por científicos en Argentina
Avatar of Silvia Escobar

Por: Silvia Escobar

12 de marzo, 2019

Descubre la historia de Damiana, la niña Aché manipulada por la ciencia que, incluso después de morir, reveló los abusos contra los indígenas en Sudamérica.


Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y Derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros. -Declaración Universal de los Derechos Humanos

Una de las muchas etnias originarias de Paraguay son los Aché, una tribu de cazadores y recolectores independientes de la sociedad, de habla guaraní y que en 1970 fueron expulsados de su hábitat ancestral para ser vendidos como sirvientes durante la dictadura, una época en la que no era delito asesinar a un Aché. Esta es la historia de cómo una niña hizo que dicha tribu se revelara luchando y exigiendo sus Derechos como humanos.

La trágica historia de la niña indígena manipulada por científicos en Argentina 1

En 1896, de una masacre en la que una familia Aché fue víctima de los colonos blancos, sobrevivió una niña de 3 años bautizada con el nombre de Damiana, en honor al santo patrono de ese día. La niña fue llevada a la colonia para ser educada e inmediatamente fue sometida a varios análisis, convirtiéndose en objeto de interés para los científicos de estudios raciales. El antropólogo Herman Ten Kate anotó las medidas de la niña y captó su imagen en una fotografía. Las palabras “aputiné”, “caibú” y “apallú” -de las que no se conoce el significado- eran repetidas varias veces por Damiana, que desesperadamente llamaba a sus padres entre llantos.

En 1898 fue trasladada de Villa Encarnación, Paraguay, a la provincia de San Vicente, en Buenos Aires, donde trabajó para la madre del filósofo y psiquiatra Alejandro Korn. Damiana estaba destinada a trabajar como sirvienta, un rol social para las mujeres pertenecientes a las tribus originarias que sigue vigente; obligada a trabajar como servidumbre, a Damiana también la sometieron a estudios  en el Museo de Antropología de la Plata, por científicos alemanes.

Uno de estos científicos de renombre era Robert Lehmann-Nitsche, quien quedó asombrado con Damiana y su rapidez en aprender los idiomas alemán y castellano, calificándola como poseedora de “inteligencia natural” algo que se creía raro en las razas indias, Lehmann-Nitsche quedó fascinado y siguió empeñándose durante años en demostrar, a través de Damiana, las diferencias raciales entre los colonos y los pueblos originarios.

Puede interesarte: Los experimentos nazis más crueles

La trágica historia de la niña indígena manipulada por científicos en Argentina 2

Llegando a la pubertad, Damiana fue cambiando física y emocionalmente; había conocido el amor y escapaba de su casa constantemente para encontrarse con su enamorado. Esto desconcertaba a la familia Korn, que hacía todo lo posible para evitar esos encuentros, pero a la adolescente nada le parecía imposible y se las ingeniaba para salirse con la suya. Debido a estos comportamientos, Lehmann escribió un informe acerca de ello: 

“Damiana considera los actos sexuales como la cosa más natural del mundo y se entrega a satisfacer sus deseos con la espontaneidad instintiva de un ser ingenuo”.

Los intentos por oprimir la libertad sexual de Damiana no funcionaron; y a consecuencia de esto fue declarada como insana mental. A la adolescente de 14 años la internaron en el hospital psiquiátrico Melchor Romero, creado por Alejandro Korn; allí fue humillada y fotografiada desnuda. Como no pudieron contener a la joven, una vez más la catalogaron como delincuente y la llevaron a una casa de corrección en Buenos Aires.

La trágica historia de la niña indígena manipulada por científicos en Argentina 3

Checa también: 10 experimentos psicológicos que no salieron como se esperaba

Finalmente, en 1907, dos meses después de ser obligada a posar desnuda, Damiana murió a causa de una “tisis galopante” que pasó desapercibida por quienes estaban encargados de ella. Pero su muerte no fue suficiente para dejar de lado los estudios a los que se le sometió, Damiana fue decapitada y su cabeza fue llevada a Berlín bajo la tutela del famoso antropólogo Hans Virchowl, quien además extrajo el cerebro para ser analizado.

La cabeza de Damiana no sólo ocupó tapas de diarios, sino que sus huesos fueron depositados en Berlín con un simple letrero que decía: “Cráneo de una india guayaquí de frente y perfil”.

Pasaron más de 100 años para que los restos de Damiana fueran entregados de vuelta a la comunidad Aché, y en 2010, Kryygi, nombre con el que los Aché reconocen a Damiana, volvió a su tierra natal donde fue homenajeada. Así fue como la historia de Damiana, desde el silencio de sus restos, encontrados olvidados en el Museo de la Plata, reveló la realidad de los pueblos originarios del Paraguay; cómo fueron maltratados y expulsados de su propio territorio y cómo actualmente son olvidados, aunque siguen luchando por sus Derechos Humano con la postura firme y la resistencia que mostró Damiana.

Ahora que conoces la historia de Damiana, la niña Aché manipulada por la ciencia, descubre también:
Los 7 experimentos más crueles de la historia
Los experimentos con niños más terribles de la historia
5 crueles experimentos hechos en nombre de la medicina


Referencias: