Switch to English
Arte
Cine
Comida
Entretenimiento
Estilo de vida
Historia
Letras
Moda
Fotografía
Música
Viajes
Catar

HISTORIA

11 datos que no conocías de Ana Frank

Por: Rodrigo Ayala Cárdenas 28 de septiembre de 2017

Querida Kitty:

Me dirijo a ti para decirte que la historia de tu amiga, Ana Frank, ha sobrevivido al paso del tiempo de manera tan valiente como su carácter. Si buscas en una librería es muy probable que te encuentres hasta con tres o cinco ediciones diferentes del diario escrito por ella en el que tu nombre aparece en cada entrada. El mundo debe saber que existió y fue víctima de uno de los acontecimientos que manchan la memoria de la historia mundial.

Ana fue una niña valiente, privada de su libertad en el momento en que una persona más lo necesita para relacionarse con el mundo de manera desenvuelta. Ana aprendió demasiado pronto la cruda realidad de la vida y la muerte, viviendo casi sepultada en un departamento secreto detrás del negocio de su padre en compañía de otras siete personas.

Ese encierro fue una especie de campo de concentración en el que, por fortuna, Ana encontró consuelo escribiéndote. La escritura fue fundamental para soportar el tedio y el miedo de los más de dos años que se vio privada de su libertad. Me gustaría que me acompañaras a hacer un repaso por algunos datos desconocidos sobre Ana, con la finalidad de que su historia permanezca intacta en el recuerdo de los lectores. Tómalo como un homenaje a una mujer cuyas palabras tuvieron la oportunidad de sobrevivir y cambiar la percepción del mundo interno de quien hemos tenido la oportunidad de leerlas.


-

-Su nombre completo fue Annelies Marie Frank.

-Con la invasión de Alemania a Holanda, el padre de Ana decidió que su familia se escondiera en un departamento secreto, detrás de la fábrica de la que era dueño para evitar ser atrapados por los nazis.

-Durante su encierro, la familia de Ana compartió espacio con la familia Van Pels (Van Daan): Hermann, Auguste, y su hijo Peter de 16 años. Más tarde, en noviembre, llegó Fritz Pfeffer (Albert Dussel), dentista y amigo de la familia.

-En el libro de autógrafos que le obsequió su padre, Otto, Ana comenzó a escribir su famoso diario. Sin embargo, no fue lo único que redactó; en otras libretas, Ana creó cuentos y recopiló sus frases favoritas de otros escritores.

-En las primeras versiones del diario, nombres como "Pop", "Phien", "Emmy", "Marianne", "Jetty", "Loutje", "Conny" y "Jackie" aparecen en las entradas del 25 de septiembre de 1942 hasta el 13 de noviembre de 1942. Se cree que estos nombres pertenecen a los de los personajes de una serie de libros juveniles de los que Ana era ávida lectora.

-En 1943, Ana comenzó a padecer episodios de depresión acentuados por el encierro. Ella deseaba llevar una vida normal como cualquier adolescente de su edad. Al darse cuenta, su familia la trató con valeriana y otros remedios caseros como dextrosa, aceite de hígado de bacalao, levadura de cerveza y calcio.

-Cuando el ministro de educación neerlandés hizo un llamamiento a través de la radio, el 28 de marzo de 1944, para que todas las personas que hubieran escrito un diario durante la guerra lo conservaran para una posible publicación, Ana decidió reescribir el suyo y prepararlo para su edición. Pensaba titularlo “La casa de atrás”. Lamentablemente, la familia de la adolescente de 15 años fue hallada por los alemanes y deportada a diferentes campos de concentración, interrumpiendo de esta manera el sueño de Ana de ver publicada su obra.

-En la edición del diario llevada a cabo por la propia Ana, todas las entradas fueron uniformizadas para que fueran dirigidas a "Kitty". Además algunas entradas se acortaron, se extendieron, algunos puntos fueron aclarados y cambió los nombres reales por pseudónimos.

-Anna murió en 1945 de tifus, la misma enfermedad que mató a su hermana. Los británicos liberaron el campo de concentración de Bergen Belsen, donde se encontraba, unas semanas después de su deceso.

-De las ocho personas que permanecieron escondidas en la habitación secreta del edificio Prinsengracht 263, sólo el padre de Ana, Otto, logró sobrevivir.

-Miep Gies fue la mujer que, tras el arresto de los Frank, guardó sus diarios y se los dio a Otto para que los publicara. Éste sabía que el sueño de la niña siempre había sido ser escritora o periodista.

-

Querida Kitty:

Gracias por acompañarme en este repaso de la vida de Ana Frank. Cualquier intento por rendir homenaje a una de las mujeres más valientes para que las desgracias no se repitan nunca más en la historia son válidas. Debemos hacer conciencia de que las vidas de seres que luchan por sus sueños siempre serán necesarias para hacer del mundo un sitio un poco mejor de lo que es en el presente.


Recomendados: Enlaces promovidos por MGID: