El Museo Nacional de San Carlos a través de su archivo histórico

miércoles, 1 de octubre de 2014 18:00

|Museo Nacional de San Carlos

 Por Yazmin Mondragón Mendoza

Los más de 500 documentos que integran el archivo histórico del Museo Nacional de San Carlos narran la manera en que ha evolucionado hasta convertirse en un ente gestor de cultura.  Al estudiar la correspondencia y los documentos que informan sobre donaciones y préstamos, puede observarse que a partir de la década de los setenta y hasta principios del siglo XX, la vida del Museo se enriqueció.

Es justo durante esta época que fue receptor de diversas donaciones, cómo la de Axel Wenner-Gren en 1971; la del Sr.Armand Hammer quien donó la pintura La coqueta y el jovenzuelo de Jean-Honoré Fragonard y La cacería de venados del taller de Peter Paul Rubens, como legado de José López Portillo en 1980. También el Retrato del arquitecto Lorenzo de la Hidalgade Pelegrín Clavé fue donado por La Lotería Nacional en 1990.

Algunas de estas piezas pueden apreciarse ahora en la Colección Permanente que se exhibe en las salas del museo, formando parte de su vasto y diverso acervo.

rococo_B     La coqueta y el jovenzuelo de Jean-Honoré Fragonard      


Por otro lado, el archivo invita a conocer el papel formativo que el museo tuvo en la sociedad al crear y producir exposiciones con diversas temáticas que no sólo fueron presentadas en las salas de San Carlos, sino también ocuparon diversos espacios del territorio nacional e internacional. Dentro de las exposiciones itinerantes podemos mencionar Los Caprichos de Goya, que desde 1976 se ha presentado en varias sedes de la República mexicana.

Otras exposiciones dignas de mencionarse, no sólo por su aporte artístico al país sino por su trabajo de investigación y curaduría, son las tituladas Rubens y su siglo, presentada en 1999 en el Palazzo de Diamante en Ferrara, Italia y Pintura española en el Museo Nacional de San Carlos exhibida ese mismo año en el Museo de Bellas Artes de San Pío V, Valencia, España.

goyain-1Goya

 
La documentación de estas exposiciones permite identificar la labor del Museo Nacional San Carlos en la creación de nuevas lecturas del arte, logrando con ello que estas interpretaciones sobre las producciones artísticas sean conocidas y disfrutadas por una gran variedad de públicos. Esta actividad lo convierte en un productor cultural, que día a día ha ido innovando y proporcionando diversas formas de ver y entender el arte. Gracias a ello es que en el año de 1994 adquirió el rango de Museo Nacional.  

Al organizar y catalogar los documentos del archivo, se devela la historia del museo y de su colección así como su labor cultural, al poner al servicio de la sociedad y de las diversas instituciones del país y del extranjero los testimonios materiales del hombre y su medio que resguarda en el acervo. Un ejemplo de ello es el préstamo que le hizo a la Délégation General à L´Action Artistique de la Ville de Paris; al Museo del Prado, España; al Museo de Bellas Artes en Valencia; Palacio de Bellas Artes en el Petit Palais, París y a la Academia Carrara di Bille Arti en Bérgamo, Italia.

 
renacimiento_BAdán y Eva, Lucas Cranach el viejo


De 1968 a la fecha se han registrado en el archivo 46 años de historia institucional. Este testimonio documental da fe de los cambios que han llevado al Museo Nacional de San Carlos a convertirse en un espacio cultural con gran historia. El Museo se rige bajo la firme convicción de aportar algo más que la tradicional forma de ver y presentar el arte, al proponer una manera propia de conocer, disfrutar y sobre todo de “pensar el arte”.

 

                                                         

 

 

 

TAGS:
REFERENCIAS:
Museo Nacional de San Carlos

Museo Nacional de San Carlos


  COMENTARIOS