Historia

Guantánamo, un laboratorio de torturas experimentales

Historia Guantánamo, un laboratorio de torturas experimentales



En el sudeste de la isla de Cuba, en la bahía de Guantánamo, se encuentra una base naval norteamericana conocida como GTMO (habitualmente pronunciado “gitmo”). Desde enero de 2002, la base contiene una prisión en su interior, llamada “Camp Delta”, que ha adquirido la reputación de ser una de las más duras del mundo. Este sitio es usado por la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. para resguardar a individuos sospechosos de haber cometido actos de terrorismo en contra de ese país.

guantánamo

A pesar de encontrarse en territorio cubano, la prisión de Guantánamo está bajo jurisdicción del gobierno norteamericano desde el año 1903. ¿Cómo es que Estados Unidos se hizo del control de una porción de terreno ubicada dentro del territorio de uno de sus más grandes enemigos?

Cuba fue uno de los últimos países en declarar su independencia de España. Mientras que los cuatro grandes virreinatos se disolvieron a principios del siglo XIX, Cuba permaneció bajo dominio español hasta el año de 1898 cuando, con la intervención de Estados Unidos, la isla consiguió su independencia. La participación de los norteamericanos en la que se llamó guerra hispano-estadounidense no se debió, por supuesto, a un acto de generosidad de su parte hacia los habitantes de la isla, sino que fue una oportunidad de extender su influencia por el resto del continente.

En marzo de 1901, a través de la denominada Enmienda Platt, Estados Unidos estableció siete condiciones para el retiro de sus fuerzas armadas de Cuba. Entre ellas se encontraba que “para permitir a Estados Unidos mantener la independencia de Cuba, y proteger a su gente, así como para su propia defensa, el gobierno de Cuba deberá vender o alquilar a Estados Unidos las tierras necesarias para establecer carboneras o estaciones navales en ciertos puntos específicos”. El texto de la enmienda fue incluido en la constitución cubana, y gracias a esta modificación EE.UU. pudo alquilar el terreno de la bahía de Guantánamo a perpetuidad.

Guantánamo

Originalmente, el gobierno norteamericano pagaba 2 mil dólares en oro cada año por el uso del terreno, el monto aumentó a la aún risible cantidad de 4 mil 085 dólares en 1938 y se mantiene hasta hoy. El dinero es colocado en un banco en Suiza y, según reportes, el gobierno de Castro se ha rehusado a cobrar ya que esto legitimaría el acuerdo que, a todas luces, se realizó bajo presión.

La base naval es hogar de alrededor de 6 mil personas entre civiles, militares y contratistas, además de una centena de prisioneros que se distribuyen en distintos edificios según su nivel de cooperación con guardias e interrogadores. GTMO, y específicamente “Camp Delta”, han sido objeto de controversia por supuestas violaciones a los derechos de los prisioneros que incluyen todo tipo de torturas físicas y mentales. Los reclusos son mantenidos en celdas de 1.80m por 2.4m, sólo se les permite tomar un baño dos veces por semana y tienen derecho a una hora de ejercicio cada ocho días en un espacio de seis metros cuadrados. La única forma de protestar por sus condiciones es a través de huelgas de hambre.

Huelga de hambre en guantánamo

“Mantener esta instalación abierta es contrario a nuestros valores. Mina nuestra posición en el mundo. Es vista como una mancha en nuestro historial de mantener los más altos estándares de estado de derecho”, dijo el presidente Obama, quien ha intentado clausurar la prisión, para lo que requiere aprobación del Congreso que desde el 2015 tiene mayoría opositora.

Según el gobierno norteamericano, varios prisioneros se han suicidado dentro de las instalaciones. Sin embargo, según revela la activista Naomi Wolf, quien ha visitado la base, “es literalmente imposible suicidarse ahí”. Tras descartar la posibilidad de que los reclusos pudieran ahorcarse o utilizar algún borde o artefacto para cortarse, Wolf preguntó a un doctor militar si cabía la posibilidad de que se golpearan la cabeza contra la pared hasta morir. “Revisan a los prisioneros cada tres minutos. Tendrías que ser muy veloz”, respondió el médico.

huelga de hambre guantanamo

Todo parece indicar que los prisioneros que aparentemente se quitaron la vida fueron asesinados por sus captores. El sargento Joseph Hickman, un marino veterano, contradice las versiones difundidas por el ejército y asegura que por lo menos tres hombres que se creía se habían suicidado,  murieron torturados por la CIA. De acuerdo con Hickman, el gobierno ha usado la prisión como un “laboratorio de batalla” donde desarrollan torturas experimentales. El sargento encontró evidencia de una práctica diseñada para generar una profunda alteración mental en los prisioneros que consiste en suministrarles dosis muy altas de mefloquina, una droga usada para tratar la malaria.

Amnesty International llamó a Guantánamo “el gulag de nuestros tiempos” no sólo por las prácticas de tortura que tienen lugar ahí, sino por el estado de indefensión legal que sufren los detenidos. Decenas de ellos están recluidos ahí sin haber enfrentado un juicio; han sido privados de su libertad sin derecho a un debido proceso. En 2009, el gobierno norteamericano reveló la identidad de 48 “detenidos indefinidos”, personas consideradas demasiado peligrosas para ser liberadas, pero que no pueden ser sometidas a un juicio porque no hay suficiente evidencia en su contra.

guantánamo

A pesar de que suele emplearse el argumento de que detener a estas personas –y hacerlas hablar a través de cualquier medio necesario– ayuda a prevenir futuros ataques terroristas, no se ha comprobado la veracidad de estos dichos, además, sin supervisión externa, la realidad es que en ese sitio el gobierno norteamericano puede hacer lo que sea sin enfrentar alguna consecuencia. ¿Por qué mantener a estos individuos en una prisión en suelo estadounidense –donde tendrían derecho a la presunción de inocencia o a un juicio– si pueden mantenerlos como “prisioneros extrajudiciales” en territorio cubano?

Si todo esto sucede mientras el presidente de EE.UU. es un liberal moderado que se ha pronunciado en contra de este sitio, cuesta trabajo imaginar lo que sucedería con un presidente ultraconservador como Trump o Cruz al mando. La noción es aterradora.

Referencias:

¿Los últimos días de Guantánamo?, Miguel Máiquez, 20 minutos, octubre de 2008. 

Guantánamo Bay is the most ridiculous place on earth, Alexander Nazaryan, Newsweek, marzo de 2014. 

Se retiran los últimos cubanos de Guantánamo, Suzette Laboy y Ben Fox, AP, diciembre de 2012, 

Guantánamo Bay staff sergeant claims three men believed to have committed suicide were actually tortured to death, Sherryl Connelly, NY Daily News. 


***
Te puede interesar:

10 terribles métodos de tortura utilizados en la actualidad.

Los métodos de ejecución más brutales.




Referencias: