Josue Yrion, el predicador que etiquetó a Pokémon y Nintendo de diabólicos

Josue Yrion, el predicador que etiquetó a Pokémon y Nintendo de diabólicos

Por: Abril Palomino -

Algunos clásicos nunca mueren... como Josué Yrion, el predicador que quería acabar con Pokemon o los Pitufos, entre muchos más.


Cada generación de caricaturas animadas y entretenimiento infantil y juvenil tiene su nemesis. En los ochenta se criticó a los Pitufos, en los noventa a Dragon Ball, y en la primera década del nuevo milenio fue el turno de Pokémon.

  Relacionadola-verdadera-historia-de-los-pitufoshistoriaLa verdadera historia de 'Los Pitufos'

  Relacionadomujer-que-buscaban-por-servicio-a-la-comunidad-de-canal-5historiaLa misteriosa desaparición de la mexicana que todos conocimos por el Canal 5

Josué Yrion, pastor evangelista brasileño, fue el responsable de satanizar de forma mediática y masiva varias de las populares formas de entretenimiento de finales de los 90 y principios de los 2000. Muchos usuarios lo recuerdan por los videos virales de sus conferencias convertidos en remixes de “autotune”, además por su puesto de su postura extremista y amarillista ante Pokémon, Yu-Gi-Oh!, Mortal Kombat o Nintendo.

Quién es Josué Yrion

De la vida personal de Jose Yrion no se sabe mucho, salvo que nació en Brasil, actualmente vive en Los Ángeles junto con su esposa Dámaris Yrion, e hijos Kathryn y Joshua, y continúa vigente en el ámbito religioso y público.

El pastor evangelista se ha dedicado a profesar su palabra en conferencias religiosas multitudinarias en 72 países del mundo y algunos libros de su autoría, de los cuales destacan El poder de la Palabra de Dios, Heme aquí, Señor, envíame a mi o La crisis en la familia de hoy.

Josue YrionFoto: Hitler Parody

Josué Yrion y Pokémon

A pesar de que Josué era bastante popular en el sector de los misioneros, el mundo lo conoció viralmente debido a la importancia que comenzó a darle a Pokémon en sus charlas de vida cristiana. En un completo desconocimiento del tema, el pastor satanizaba la caricatura y sus personajes al grado de decir que estos dibujos absorbían el alma o invocaban al diablo. Así se puede escuchar en algunas de sus conferencias que quedaron registradas en Youtube

«Este es Pikachu, cuyo nombre en español significa "Oh mi Señor Satán Caído del Cielo, destructor de naciones y violador de santos varones", ¡¡¡Él te destruye, te golpea, te apachurra la cabeza con un bat!!!». 

Josue Yrion pokémonFoto: Youtube, Soytansutil

«Cuando tu hijo tenga los 150 pokimones, estará listo para matar, tomará un cuchillo y te lo clavará».

«Los japoneses descubrieron que por jugar a la máquina del Nintendo y por la sensibilidad de la luz y por fijar la vista en la línea magnética y electrónica del Nintendo y la velocidad de ella producirá epilepsia incurable en la vida de tu hijo».

Josue Yrion pokimonFoto: Amino Apps

  Relacionadoteorias-del-satanismo-ocultismo-detras-de-maria-felix-la-donahistoriaEl pacto con el diablo que le dio eterna juventud a la Doña y otros mitos satánicos

  Relacionadocomo-son-las-famosas-fiestas-illuminatihistoriaExtravagantes, lujosas y perturbadoras: así son las "fiestas illuminatis"

Josué evidenció su ambición por manipulación según sus propios y radicales valores religiosos, y obviamente los usuarios de Internet no tardaron mucho en convertirlo en un meme y ridiculizar sus conferencias en un español mal pronunciado con remixes.

De sus últimas declaraciones virales fue la que hizo con respecto a Pokémon Go, el juego de realidad aumentada en el cual se podían atrapar a los monstruos, Josué Yrion recordó que este juego buscaba manipular a las personas. Nuevamente sus puntos de vista generaron polémica.

Para el Internet, este pastor evangélico siempre será recordado como uno de los primeros memes virales e intérprete de los mejores remixes viralizados en Youtube.

También te puede interesar:

6 secretos que el área 51 esconde según Jaime Maussan

La curiosa historia de la fotografía del aura

La perturbadora y grotesca realidad de tus cuentos de hadas favoritos

Referencias: