Marisela Escobedo: lo que no se dijo en el dramático documental de Netflix

Marisela Escobedo: lo que no se dijo en el dramático documental de Netflix

Por: Abril Palomino -

Las tres muertes de Marisela, un caso real que ventila la violencia que se sufre todos los días en México


Las tres muertes de Marisela Escobedo es uno de los documentales más impactantes  que tiene Netflix en su catálogo, se trata de la historia real de la incansable cruzada de Marisela Escobedo, una madre mexicana para encarcelar al asesino de su hija Rubi después de que la justicia mexicana no lo hiciera. 

  Relacionadocaso-watts-la-verdadera-historia-de-padre-homicida-de-netflixhistoriaLa verdadera historia del caso Watts, lo que no se dijo en Netflix

  Relacionadohistoria-detras-de-el-diablo-a-todas-horas-netflixletrasLa verdadera historia detrás de 'El diablo a todas horas' de Netflix

El caso de Rubi Frayre

En 2008 Rubi Frayre, de 16 años, hija de Marisela Escobedo, desapareció. La muchacha llevaba 2 años viviendo con su pareja, Sergio Rafael Barraza Bocanegra, 9 años mayor que ella. La había conocido cuando ella tenía 13 años, al poco tiempo la llevó a vivir con él y la alejó por completo de su familia. Marisela nunca estuvo de acuerdo con esta relación, pero temía perder a su hija si se lo prohibía. Dos años después, tuvieron una hija y sufrían de muchas carencias económicas, un día Sergio le dijo a la madre de Rubí que ella había huido con otro hombre. Ante esta declaración, Marisela comenzó a sospechar de la culpabilidad de Sergio, ella sabía que Rubi jamás dejaría a su hija. Al otro día, cuando busco a Sergio, se dio cuenta que estaba desaparecido, a partir de ese momento no tuvo dudas: Sergio era el responsable de la desaparición de su hija.El caso de Rubi FrayreFoto: La Silla RotaMarisela comenzó un proceso legal lleno de burocracia, tiempos muertos e indiferencia, a la par de que con sus medios y el apoyo de su familia y amigos realizaron una investigación con la cual dieron con el paradero de Sergio, a través de la legalidad lograron capturarlo y comenzar el debido procesos para su juicio. 

Sergio Rafael Barraza Bocanegra confesó su responsabilidad en el juicio, frente al jurado, abogados, testigos y la propia Marisela, a quien aprovechó para pedirle una disculpa, además de contar donde enterró los restos de Rubi. Sin embargo, los jueces lo absolvieron por falta de pruebas y lo pusieron en libertad. 

Los restos de Rubi fueron encontrados quemados y desmembrados en un basurero en Ciudad Juárez, frente a El Paso, Texas. Por su parte, Marisela comenzó una serie de protestas contra las autoridades del estado de Chihuahua por la absolución y el veredicto que atrajeron la atención internacional y mediática del caso. Gracias a esto el tribunal anuló la absolución y Barraza fue condenado por asesinato, para este punto él se encontraba prófugo.Marisela Escobedo: el verdadero caso del documental de NetflixFoto: El País

El caso de Marisela Escobedo

Marisela viajó por el país durante dos años con el apoyo de familiares y amigos, realizó sus propias investigaciones y se enfrentó a organizaciones criminales y funcionarios corruptos. Ella arriesgó su vida exponiendo las fallas del sistema de justicia en México, un país donde diez mujeres son asesinadas todos los días y la mayoría de los casos quedan impunes. Este caso ayudó a visibilizar que en México una mujer puede ser asesinada y un hombre puede admitir que lo hizo y no recibir ningún castigo

Después de su gran cruzada por todo el país, con la cual pudo dar con el paradero de Sergio, quien se encontraba en Fresnillo, Zacatecas y escapó una vez más gracias a la ineptitud de las autoridades mexicanas, Marisela regresó a plantarse a las afueras del palacio de Gobierno de Chihuahua en Ciudad Juárez, bajo el mandato de Cesar Duarte. El caso de Marisela EscobedoFoto: Radio FórmulaComenzó el 5 de diciembre del 2010, bajo amenazas del crimen organizado, Marisela dijo a los medios de comunicación «Si me va a venir a matar, que sea aquí frente al palacio», como se puede ver en el documental de Netflix. La valiente mujer se enfrentó a Cesar Duarte en un acto público que conmemoraba la universidad del estado, logró un compromiso con el fiscal y continuó con su plantón.

Marisela Escobedo se dio cuenta de que lo más seguro es que pasarían las fiestas de fin de año en el plantón. La noche del 16 de diciembre de 2010, Marisela se encontraba haciendo algunos adornos navideños acompañada por sus familiares y amigos, alrededor de las 8 de la noche se acercó un carro al plantón y según los informes, uno de los hombres dentro del automóvil habló con Marisela, quien intentó escapar pero le dispararon en la cabeza. Más tarde Marisela murió en el hospital debido a sus heridas.

Dos días después, el cuerpo de un cuñado la familia fue encontrado tirado en la calle con signos de violencia después de que su negocio fuera incendiado como venganza. Los hijos de Marisela y sus familias tuvieron que huir fuera del país.Marisela EscobedoFoto: Pie de página

Sergio Barraza fue relacionado con el grupo delictivo llamado los “Zetas” bajo el pseudónimo “Comandante Bambino”, esto explicó su “inmunidad”. Al joven también se le vinculó con el asesinato de Marisela, fue asesinado durante un enfrentamiento con el ejército mexicano en 2012. Murió sin pagar por el asesinato de Rubi.

  Relacionadolos-grabados-de-goya-y-los-hermanos-chapmanarteEl día que los grabados de Goya fueron vandalizados

  Relacionadodonde-esta-paulette-el-libro-de-amanda-de-la-rosaletras'¿Dónde está Paulette?' El testimonio de Amanda de la Rosa

Finalmente César Duarte, anunció ante las cámaras de televisión que la policía había capturado al hombre que la mató: José Enrique Jiménez Zavala, el "Wicked", según la policía, Jiménez, de 29 años, era un presunto pistolero de la pandilla Los Aztecas, que son ejecutores del cártel de Juárez. En una confesión televisada, Jiménez, dijo que llevó a cabo el asesinato de Escobedo por orden de Los Zetas y La Línea (pistoleros del cartel de Juárez). Las tres muertes de MariselaFoto: Wikimedia CommonsSin embargo, el hijo de Marisela, Juan Fraire Escobedo, no cree que sea el verdadero asesino. En un informe del Texas Observer, dijo: 

«Estoy muy triste y enojado porque todavía no han resuelto el caso de mi madre. Nos reunimos con las autoridades mexicanas en el consulado mexicano en El Paso el año pasado e identificamos al criminal. Prometieron que habría una investigación. Pero después de eso nunca más me respondieron. Jiménez no es el hombre que mató a mi madre».

El hermano de Marisela Escobedo, quien fue un testigo presencial del asesinato de Marisela, niega que el culpable sea José Enrique Jiménez Zavala. La familia sospecha de Andrés Barraza "Andy", hermano de Sergio Barraza, quien presumió del delito con anticipación en su colonia. La fiscalía ignoro estos señalamientos, a pesar de que José se retractara de su declaración, al poco tiempo el "Wicked" fue estrangulado en el penal de máxima seguridad de Chihuahua.

En su vida y su muerte, Marisela Escobedo inspiró a la gente a luchar contra el sistema, a defender lo que creen y a gritar hasta que se escuchen sus voces. La propia voz de Marisela podría haberse cortado mucho antes de tiempo, pero sus ecos todavía se escuchan hoy.

También te puede interesar: 

10 cuentos de hadas más siniestros y aterradores que arruinarán tu infancia

6 libros baratos que puedes leer en menos de dos semanas

El reto de los 15 libros prohibidos que debes leer en los próximos 6 meses