Como si sólo tú, como si sólo yo, como si sólo nosotros...

Una sensación extraña va consumiéndome cuando te veo:


Al amanecer

me viene un pensamiento ajeno,

una sensación extraña,

van consumiéndome y apoderándose de mí.

 

Esbozo tu manera de mirarme,

como si fuera la primera vez,

sobre aquel cielo de colores

que tienen esa forma tan tuya.


 

Dibujo sin querer tu manera

de tomar mi mano,

de tenerme en tu regazo

como si me pudiera perder.

 

La luz va avivando el día

y tú vas brotando en mí.

 

En aquellas nubes

aparece tu manera de cuidar mi andar,

como si pudieras volar,

me conduces, me tomas, me tienes.

 

Puedo ver, puedo sentir…

esa forma tan tuya de besar,

como si el mundo fuera a terminarse.

 

Esa mirada tuya que me envuelve

y me transporta a ti.



 

Esa manera de hacerme sonreír

como si sólo tú, como si sólo yo

como si sólo nosotros en cada amanecer

volvemos a nacer.

 

Y aunque no lo quiera,

aunque no deba,

esa tu forma de ser cada amanecer

me hace tan tuya sin querer.



**


Cualquiera diría apenas al verte que no eras todo pero eras suficiente... y otras declaraciones de amor. La poesía siempre será la mejor manera de expresar nuestros sentimientos, ya que nos expone de manera sincera frente al otro. 


**


Las fotografías que acompañan al texto pertenecen a Phil Chester.


Referencias: