Letras

Déjame llamarte amor y quererte un poquito más sólo este día

Letras Déjame llamarte amor y quererte un poquito más sólo este día


Te compartimos un poema de Cecilia Mendoza:



Déjame llamarte amor, aunque sea en este día y por unas cuantas horas más. Déjame quererte un poquito más, déjame decirte cuán importante eres para mí, cuánto me haces feliz, déjame decirte cuánto te amo. Déjame llamarte amor, sí, amor; esa palabra que consta de cuatro letras con un sinfín de significados que para mí termina en Tú.

Tú, esa gran persona que por más que intento seguir su camino y su curso, siempre tan noble y tan contento, siempre tan tú, y yo siempre tan turbia. Déjame llamarte amor, porque me está encantando esa palabra, será que por tantas despedidas que existen entre nosotros me aferro más a ella. En esta vida llevamos curso, trayectorias no muy bien trazadas, idas y venidas, altas y bajas, toda una montaña rusa de emociones y situaciones. Empezamos desde el cien hasta llegar al cero, con pausas y regresos, momentos de increíble risa a momentos de tensión y silencio total.

A veces me gusta disfrutar del silencio que se produce cuando hablamos por teléfono, y sólo escuchar tu respiración, esa respiración que suena tibia y cálida, y alguno suspiro de preocupación o de retundo amor.


poemas-la-idea-de-verte


Déjame llamarte amor por este día. No pediré que sea por muchos más, pero hoy déjame llamarte así. Déjame recordarte lo que produces en mí: sacas mi lado un poco más cursi, aunque aún me cuesta trabajo demostrar mis afectos. Lo que tengo claro es que te quiero conmigo pero sin dañarte, te quiero cerca de mí pero sin asfixiarte, te quiero ver feliz aunque no sea conmigo, quiero lo mejor para ti en este universo tan grande. Quiero protegerte, mantenerte entre mis brazos y no dejarte ir, quiero que tu mirada se conserve siempre iluminada y radiante, como cuando recibes un regalo, que mantengas la energía como cuando eras niño y corrías por las calles, quiero que me dejes llamarte amor, sí, amor, aunque sea sólo por este día.

 Déjame robarte un pensamiento, un respiro y un día. Me hace falta escucharte, escuchar tu respiración, tu risa, tus chistes, tu comentarios, me hace falta verte, no quiero decir que te extraño porque no me gusta sentir tristeza, y creo que la palabra extrañar es así, triste, pero esta vez tendré que escribirlo: te extraño a cada segundo, minuto, hora, día, mes... tanto que enloquezco.


maldita-idea-poemas


Decidí tomar un rumbo diferente y salir de la monotonía, sentir mi alma a través de la piel. No me fue muy difícil saber que serías mi camino, que serías quien me ayudaría a salir de esta coraza que me impedía saber lo que es desobedecer. Sólo fue cuestión de un intercambio de miradas para sentir esa pequeña energía que se produjo entre nosotros, y descubrí que eras tú quien me hacía falta, mi alma gemela, esa persona que generaría la complicidad que emanaría de unas cuantas miradas para sentirte en mis días, uno tras otro, sentir tu calidez, tu perfume, tu esencia en síntesis, todo tú. Te sentía.

No me gusta la distancia, siempre la he aborrecido, pero me ajusto a ella para poder llamarte amor mío. Desde tu partida, he contado cada día, como si esto hiciera que el tiempo pasara más rápido para tenerte de nuevo en mis brazos, pero no será así.

Así que sólo por este último día déjame llamarte amor.


la-idea-de-verte-poemas


**

Despedirnos de un amor no es fácil, mucho menos olvidad todos los momentos bellos que pasaste junto a él, pero quizá estos poemas te ayuden a darle consuelo a tu corazón en soledad.




Referencias: