La belleza se termina, pero los ideales y el conocimiento prevalecen
Letras

La belleza se termina, pero los ideales y el conocimiento prevalecen

Avatar of Cultura Colectiva

Por: Cultura Colectiva

12 de abril, 2018

Letras La belleza se termina, pero los ideales y el conocimiento prevalecen
Avatar of Cultura Colectiva

Por: Cultura Colectiva

12 de abril, 2018

En este poema, escrito por la joven autora Alejandra Zuñiga, se condensan unas claves valiosas sobre el amor propio. En él Zuñiga reflexiona, a modo de confesión, en aspectos de la vida, cuyo contexto es el autodescubrimiento. Disfrútalo.


La belleza se termina, pero los ideales y el conocimiento prevalecen 1


Y me encontré por fin 

no puedo decir que del todo 

es un límite constante el que he descubierto 

que mi mente tiene

obstáculos mentales les dicen.


Y yo, bueno, en lugar de ayudarme 

a veces empeoro las cosas,

mi paz interior en lo que trabajo a diario 

no es más que aceptarse como eres

la belleza se termina pero 

los ideales, el conocimiento

y la educación prevalecen

no puedo seguir modelos

que me digan qué hacer y qué no

es duro combatir con la sociedad

en estos tiempos

en el que si no tienes un “outfit” 

agradable no te mereces la mirada 

de la persona que te gusta.


La belleza se termina, pero los ideales y el conocimiento prevalecen 2


Y ¿por qué no nos vamos a un lugar

escondido de la Tierra

en el que dejemos de preocuparnos

por el qué dirán?

Caminar por la vida

sin celulares ni dietas

sin estrés y sin jornadas laborales

hagamos lo que nos gusta

olvidemos las deudas

aventemos el ego 

convivamos con nuestra humildad

sin prejuicios

sin tiempos

sin materialismos

sólo nosotros…


La belleza se termina, pero los ideales y el conocimiento prevalecen 3


Cada uno experimentando cosas nuevas

duraderas y llegadoras

de esas en las que encuentras 

la sencillez de la vida

y sólo cuestionar el interés 

de ser la esencia 

de disfrutar de la vida

porque al final de la vida

no importa cuánto ganaste

o qué promedio obtuviste

ni cuánto alcohol bebiste

y mucho menos qué drogas 

te metiste…


Si no el valor a la vida que tú mismo 

construiste

porque si no te encuentras 

entonces la felicidad no existirá en 

tu viaje de la vida en la que solo tenemos un 

sólo boleto…

*

Las imágenes que acompañan al texto son propiedad de Cris Romagosa.

***

Nada es igual después de cruzar el umbral de la inocencia, el dolor y el placer. Incluso puede llevarte a la locura.


Referencias: