Letras

La glorificación a través de la imagen

Avatar of Tuto

Por: Tuto

Letras La glorificación a través de la imagen


(Disquisiciones filosóficas sobre la corporalidad)

¿Es acaso desmedida la fascinación que prodigamos por nosotros mismos, tanto como para querer compulsivamente ser admirados y ser objetos de deseo a través de una imagen? Cuál es el punto de seducción, preciso para ser tomado como suficiente, que cuando estamos entonces realmente obsesionados con darle perpetuidad a la idea según la cual solo somos aquello que se nos presenta frente a nuestros ojos, somos lo que vemos y nos relacionamos con otros a través de experiencias ópticas. Cabe entonces cuestionarse sobre cómo la necesidad de mostrarnos ante los demás a través de una red social por ejemplo, distorsiona el sentido de identidad a la par que se refuerza una alteridad por ser otro y no uno mismo. La objetificacion del cuerpo conduce a una cosificación de aquello que nos hace humanos y las dimensiones sensibles del soma se pierden en un marasmo sexual simple y sin sentido. El individuo termina siendo un infeliz, que no puede estar tranquilo ni estable, por la simple razón de que es incapaz de descifrar cómo ser el mismo. Sólo quiere ser una imagen objeto, un modelo estático de orientación de miradas, sin siquiera un resquicio de valoración estética, se trata de la más absurda y momentánea aspiración. Ser glorificado a través de una imagen.

glorificación de la imagen

La búsqueda de un ideal de belleza estereotipado, el apotegma; mente sana en cuerpo sano, alude más a una libre elección a una proposición como modelo a seguir y no como resultado de una imposición del mainstream, cuya fuerza de atracción es mortalmente eficiente sobre generaciones como las actuales que se debaten en un estado de adolescencia perpetua.  Tener un cuerpo sano y sentirse fuerte, debe ser el resultado de una mente robusta que también es ejercitada, no por mero exhibicionismo, sino por un proceso de empoderamiento individual. Como seres humanos con limitadas capacidades intelectivas, deberíamos poder romper los vínculos con el mercado del bienestar, que insiste en perpetuarse a través del ingrediente sexual.

Para exponerlo en los términos de Ricardo Garza Lau, nos encontramos por primera vez en la historia de la humanidad con una: “generación preocupada por popularizarse en las redes sociales y aumentar sus seguidores en Twitter, que documenta su vida y se impacienta por subirla a la red”. Será acaso que esa apremiante necesidad de mostrarse, de querer figurar, no está revelando un profundo vacío y sentimiento de desolación, cuya única vía de sublimación, es a través de un llamado desesperado de atención por la vía digital.

Reflexión compartida


Referencias: